VOD

Has filtrado por categoría: Página de inicio | Monstruos

Zombie Ass: Toilet of the Dead

Ración japonesa de caca, pedo, culo, pis

Zombie Ass

Ver ficha completa

  • Título original: Zonbi asu
  • Nacionalidad: Japón | Año: 2012
  • Director: Noboru Iguchi
  • Guión: Noboru Iguchi, Ao Murata
  • Intérpretes: Asami, Danny, Kentaro Kishi
  • Argumento: Un grupo de amigos viaja a un bosque. La cosa se complica cuando encuentran un gusano parásito dentro de un pescado.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5
Zombie Ass

Algunos de los más acérrimos perseguidores y degustadores de frikadas japonesas sabrán que hay un subgénero softporn denominado Tentacles-movies. “Tentacle Movies describe un tipo de pornografía que se encuentra comúnmente en Japón. Está integrada por elementos de la pornografía tradicional junto a temas de terror o de ciencia-ficción. Las Tentacle Movies pueden incluir relaciones sexuales de naturaleza consensual, pero a menudo tienen elementos de sexo no consentido. Habitualmente se incluyen criaturas con tentáculos que tienen relaciones sexuales con personajes femeninos. El género es bastante popular en Japón, donde en ocasiones es incluso objeto de parodia. En los últimos años, las películas japonesas y asiáticas de este género se han extendido con fuerza en los Estados Unidos y Europa. Esto, junto con la presencia de muchos sitios web dedicados al subgénero, ha ampliado la audiencia de las Tentacle Movies a nivel mundial. Mientras que la mayoría Tentacle Movies son animadas, también hay un menor número de películas de acción en vivo dedicadas al subgénero.”

El anterior párrafo,efectivamente, es un copia/pega de la Wikipedia, pero me serivirá para ilustrar el paralelismo evidente que existe entre Zombie Ass: Toilet of the Dead, la película de Iguchi que hoy nos ocupa, con el subgénero de las tentacles movies. Personalmente apenas he visto alguna que otra escena suelta de alguna película de este estilo, por curiosidad más que nada; y debo decir que me parecieron muy aburridas y en absoluto eróticas. Aunque a los japoneses consumidores de este tipo de “blandiporno” (softcore), adoradores de las braguitas blancas y los pechos diminutos, puedan parecerles eróticas y alteradoras de la líbido, a mí… tal vez por ser europeo, me parecen películas que invitan al bostezo en la mayoría de ocasiones. Simplemente no veo el erotismo por ningún lado en el hecho de jugar, de manera reiterada y hasta la saciedad, con ese tipo de juguetes de simbología fálica; un elmento que en Zombie Ass: Toilet of the Dead, se repite más que el ajo. Seguir leyendo…

Lo mejor: Tiene algunos buenos chistes.

Lo peor: Estos son demasiado repetitivos. Algunas escenas son excesivamente ridículas.

Pacific Rim (2)

Robots gigantes + Monstruos gigantes = Hostias gigantes

Pacific Rim

En el interior del post encontraréis el nuevo tráiler de Pacific Rim, esperadísima película dirigida por Guillermo del Toro.

Hace un tiempo os hablé de Pacific Rim, la nueva película dirigida por Guillermo del Toro. Ya en aquel momento, el cineasta mexicano afirmaba sin despeinarse “tendremos los mejores jodidos monstruos jamás filmados”. Pasan las semanas, los meses, y por fin tenemos disponibles imágenes virales, videos virales y, recientito, un magnifico tráiler en el que podemos ver a los robots y a algún monstruo en todo su esplendor peleando y destruyendo todo a su paso.

“La película en realidad es un poema muy, muy hermoso de monstruos gigantes. Monstruos gigantes contra robots gigantes. 25 pisos de altura de robot peleando contra 25 pisos de altura de monstruo. Estamos tratando de crear un mundo en el que los personajes son reales y ver cómo afectaría a nuestra realidad política y al medioambiente la existencia de estas criaturas”.

Además, el director de Hellboy(2004) está tan entusiasmado con la película y confiado en su aceptación popular, que durante el mes de julio estuvo especulando con realizar una secuela:Seguir leyendo…

Nailbiter

El sótano de los horrores... y de los errores

Nailbiter

Ver ficha completa

  • Título original: Nailbiter
  • Nacionalidad: USA | Año: 2011
  • Director: Patrick Rea
  • Guión: Kendal Sinn
  • Intérpretes: Erin McGrane, Meg Saricks, Emily Boresow
  • Argumento: Alice y sus tres hijas, sorprendidas por un fuerte tornado, se refugian en el sótano de una granja.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

Nailbiter

Alice conduce su coche junto con sus tres hijas rumbo a Kansas. Va al encuentro de su marido, que se halla en el extranjero cumpliendo como soldado. En mitad de ninguna parte son sorprendidas por un tornado y, temiendo por su vida, se refugian en el sótano de una granja. Pasado el peligro descubrirán que han quedado encerradas y que las personas que moran en el piso de arriba no parecen tener intención de atender a sus llamadas. Para colmo de males, algo ronda el exterior de la finca, algo agresivo, peligroso y rápido… algo que no está sólo…

Nailbiter es un film de bajo presupuesto que, rodado con una cámara digital (concretamente una Red One), logra demostrar que hoy por hoy se pueden obtener resultados visuales casi a la par de una gran producción con muy poco dinero. Y es que la imagen del film es realmente buena, tanto en color, como en fotografía, como en movimiento de cámara… un empaque genial que, desgraciadamente, nos alejan del feeling de serie “B” y hace que los fallos destaquen con mucha más fuerza y se contemplen con poca o ninguna indulgencia. Seguir leyendo…

Lo mejor: Buena factura visual. El final es bueno y mejora con creces la media del film.

Lo peor: Las escenas de acción son penosas. Los actores no dan la talla.

Hypothermia

Lo del monstruo... ¿Va en serio?

Hypothermia

Ver ficha completa

  • Título original: Hypothermia
  • Nacionalidad: USA | Año: 2010
  • Director: James Felix McKenney
  • Guión: James Felix McKenney
  • Intérpretes: Michael Rooker, Blanche Baker, Amy Chang
  • Argumento: Una familia descansa durante el fin de semana pesacando en un lago helado. Un monstruo anfibio destrozará sus vacaciones.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1.5/5

Hypothermia

Me gustaría dedicarle la reseña a nuestro queridísimo MASP (ánimo tio) y a tres lectores habituales de Almas Oscuras, a los que agradezco cada uno de sus comentarios: Upiri, Mountain y My.

Qué grande es esto de ser aficionado al cine de terror. Te crees que puedes con todo. Crees que tanto tus pupilas como tus neuronas están capacitadas para resistir cualquier embite. Te sientes fuerte. Y no tienes mayor inconveniente en declararte militante de la serie B. Amante del cine asiático de género. Goremaníaco. Experto en found-footage (por narices). Sibarita de la serie Z más ponzoñosa. Y te repites a ti mismo… “puedo con todo… estoy preparado para cualquier cosa que me echen a la cara”. Y en estas llegas a una pequeña película titulada Hypothermia y, transcurridos sus escasos 70 minutos de metraje, se te queda, irremediablemente, cara de “… pero qué coño…”.

Hypothermia es una película de bajo presupuesto y vocación minimalista (las circunstancias obligan) a la que me acerqué sin otra expectativa que la de disfrutar de una monster-movie sencillita, humilde tanto en sus intenciones como en sus resultados, pero entretenida al fin y al cabo. Y entre repetidos gestos de incredulidad, alguna que otra carcajada involutaria y el careto de auténtico estupor (por no decir de gilipollas) que se me quedó justo al final, desde luego no puedo negar que entretenido lo estuve un rato. Sí señor. Seguir leyendo…

Lo mejor: El potencial del monstruo.

Lo peor: Lo desaprovechado que está el monstruo.

El alucinante mundo de Norman

Al filo de lo infantil

El alucinante mundo de Norman

Ver ficha completa

  • Título original: ParaNorman
  • Nacionalidad: USA | Año: 2012
  • Director: Sam Fell, Chris Butler
  • Guión: Chris Butler
  • Intérpretes: Anna Kendrick, Leslie Mann, John Goodman
  • Argumento: un pequeño pueblo se ve invadido por los zombis. ¿A quién acudir? A Norman, un incomprendido muchacho del pueblo capaz de hablar con los muertos.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

El alucinante mundo de Norman

La animación infantil de esta temporada parece haber dejado a un lado a princesas, dragones o robots, y enfocar su creatividad en la imaginería y los personajes del cine de terror. Resulta sorprendente ver que, en un periodo de tiempo muy corto, tres grandes propuestas converjan en nuestras pantallas y, más sorprendente aún, ver que las tres han sabido parcelarse el terreno para no hacerse sombra. La producción Frankenweenie propone una mirada amable del cine fantástico de la universal de los 60; por su parte, Hotel Transilvania apunta al terror de la Hammer y al humor de gags en cascada próximo a La familia Adams pero más blanco en su intención. Por último, la que nos ocupa, El alucinante mundo de Norman (“Paranorman” genial título original) que homenajea y se vale del terror más actual, abarcando desde el universo de Carpenter (al que le debe medio metraje) a El sexto sentido o el cine de zombies…

Norman es un joven retraído y marginado, dotado con el don de poder hablar con los espíritus. Su única compañía son su difunta abuela, que reside en el salón viendo la tele, y las ánimas que deambulan por la ciudad. Para el resto, incluida su familia, es un bicho raro. Pero todo puede cambiar en el aniversario de su ciudad, Blithe Hollow, en el que se conmemora la ejecución, por parte de los padres fundadores de la localidad, de una malvada bruja. Esa noche la bruja regresará con todo un ejercito de espectros y sólo Norman, podrá evitar su venganza… Seguir leyendo…

Lo mejor: Se disfruta a cualquier edad. Esta plagada de homenajes.

Lo peor: ¡Atención! La clave del misterio está una historia muy dura y dramática que puede asustar a los más pequeños.

Freaks

La parada de los monstruos

Freaks

Ver ficha completa

  • Título original: Freaks
  • Nacionalidad: USA | Año: 1932
  • Director: Tod Browning
  • Guión: Al Boasberg, Willis Goldbeck, Leon Gordon
  • Intérpretes: Olga Baclanova, Harry Earles, Leila Hyams
  • Argumento: En un circo lleno de seres deformes, tullidos y personas con diversas amputaciones, Hans, uno de los enanos, hereda una fortuna. A partir de ese momento, Cleopatra, una bella contorsionista, intentará seducirlo para hacerse con su dinero. Para lograr su o
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

Photobucket

Es curioso cómo algunas películas resisten el paso del tiempo. Más que curioso, extraño es el adjetivo adecuado para describir lo que uno siente al ver Freaks en la actualidad. Te preguntas cómo carajo se las ingeniaron para que, 80 años después, su historia, la puesta en escena o el impacto de sus interpretaciones resulten más eficaces y creíbles que mucho del cine que se hace en estos momentos. Hoy, estrenar una película como Freaks sería imposible. Si, es cierto que las pantallas están hasta arriba de tripas, desmembramientos, chorros de sangre, asesinos de todo pelaje, violaciones, degüellos, monstruos, caníbales y así podría seguir un buen rato. Sin embargo, sabes que es ficción, o al menos lo es dentro de su contexto cinematográfico, que es el que nos interesa a la hora del visionado. Aquí no existe dicho contexto. Hay un guión, pero los personajes son realmente lo que interpretan: los monstruos dejan de ser seres de otras galaxias para convertirse en seres humanos que son vistos y tratados como abominaciones. ¿Simple morbo?

En un circo lleno de seres deformes, tullidos y personas con diversas amputaciones, Hans, uno de los enanos, hereda una fortuna. A partir de ese momento, Cleopatra, una bella contorsionista, intentará seducirlo para hacerse con su dinero. Para lograr su objetivo, traza un plan contando con la complicidad de Hércules, el forzudo del circo. Seguir leyendo…

Lo mejor: Su manera de agitar conciencias de forma sencilla pero inteligente, la puesta en escena de Browning y el impacto de las interpretaciones y de dos escenas: la cena y la venganza final.

Lo peor: Que viendo el panorama intelectual en el actualidad, 80 años después sigue, probablemente, adelantada a su tiempo.

El Monstro del Mar

Zorras Asesinas Vs. El Monstro de las Profundidades

El monstro del mar

Ahora puedes ver El Monstro del Mar con buena calidad de imagen y unos excelentes subtítulos en castellano por tan solo 1.95 €. VER ONLINE

Tres chicas de armas tomar recorren las carreteras de Australia sembrando la muerte y la destrucción a su paso. En un breve descanso van a parar con sus esculturales cuerpos a un pequeño pueblo pescador. La leyenda de una antigua criatura que surge del mar para tomar aldeanos como alimento choca de bruces con el espíritu guerrero de nuestras tres bellas amazonas: ¿quien ganará? ¿La primigenia bestia tentacular o nuestras delincuentes favoritas?”.

Pese a su curioso nombre, El Monstro del Mar nos llega desde Australia combinando los mejores elementos del cine explotation de los años setenta con el horror monstruoso del cine post-atómico, presentado en un colorido envoltorio rockabilly. Stuart Simpson escribe y dirige una de esas cintas directas que no ahonda en el desarrollo de una historia, pero demuestra sobrados argumentos para atraer la atención del espectador. Lo primero que salta a la vista son sus tres aguerridas protagonistas, que suponen un sensual tributo al universo del “gran” Russ Meyer, en concreto a Faster, Pussycat! Kill! Kill!. Aun tratándose de tres jóvenes no experimentadas como actrices, su fuerte presencia es suficiente para empujar la acción más inmediata hasta su frenético desenlace. La única pega que se podría ponerles a tan deliciosas féminas sería su pudor. Existiendo una buena dosis de curvas y provocación, la piel desnuda escasea: ¡al mejor estilo de las pin-up de los cincuenta!

Precisamente esa década exhibe sus tentáculos de gala cuando el citado “monstro” decide dejarse ver, un guiño explicito a obras que van desde “The Crawling Eye” hasta la saga de Quatermass. Aunque se haga de rogar, el tramo final es un perfecto compendio de horror y locura de bajo presupuesto. Puede que no hablemos de grandes efectos especiales, pero su gusto por la truculencia siempre es un añadido a valorar.

Salpicada con cierto humor negro soterrado, que demuestra lo bien que interpreta Stuart su propia cinta, El Monstro del Mar confirma desde la falta de recursos que el cine de género puede reciclarse de manera humilde, con un poco de honestidad y empaque visual. Esperemos que su brusco final sea un punto seguido a más diversión, monstruos y chicas malas.

TÍTULO: El monstro del mar
DIRECTOR: Stuart Simpson
NACIONALIDAD: Australia | AÑO: 2011
GÉNERO: Monstruos
ARGUMENTO: Tres chicas de armas tomar recorren las carreteras de Australia sembrando la muerte y la destrucción a su paso.

PlayVER
ONLINE

1,95 €
VOSE

Disponible en España

Castle Freak

Un castillo alucinante

Castle Freak Póster

Ver ficha completa

  • Título original: Castle Freak
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 1995
  • Director: Stuart Gordon
  • Guión: Stuart Gordon, Dennis Paoli
  • Intérpretes: Jeffrey Combs, Barbara Crampton, Jonathan Fuller
  • Argumento: Un matrimonio acude a visitar un castillo italiano en herencia, acompañados de su hija ciega. En las mazmorras del castillo, una criatura lloriquea cuando cae el sol.

75 |100

Estrellas: 4

Castle Freak Grande

Quiero dedicar esta reseña al resto de mis compañeros. A los que todavía permanecen con nosotros: Samdra, Manu, Trent, Mr. Zombie, Asier, MASP. Gracias por permanecer a mi lado soportando mis rarezas. A los que nos abandonaron: Missterror, Blanch, Elniniodecristal. Porque nunca fue un adiós, solo un hasta luego… aun soportando mis rarezas. A los que nos leéis: mención especial a Elizabeth (la “vieja guardia”, y perdonad que no os nombre al resto, pero vosotros sabéis quienes son las Almas Oscuras Primigenias), a Eddie (por su apoyo y una labor que no tiene precio), a Beatriz (por sus mágicas palabras), a Mr. Joe D’amato (porque es un fenómeno aunque el nunca lo reconocerá), a Cratosxp (porque yo lo hecho de menos) y tantos, tantos otros. Todas mis reseñas las he hecho por vosotros y por mis rarezas. Pero especialmente quiero dedicar esta reseña a Joan Lafulla y a Alberto Bermúdez: unos malditos locos que siempre me enseñan la coherencia interna dentro de un manicomio. ¡Un brindis por los Hermanos Marx del terror! ¡Y por todos vosotros!

Un matrimonio atravesando horas bajas hereda una propiedad en la vieja Europa. Un castillo italiano de misteriosa historia. Nadie sabe donde fue a parar el hijo de la anterior propietaria, una duquesa bella pero vil en su vejez. Una vez instalados allí, el matrimonio, con su hija ciega, empieza a oír ruidos extraños en la noche. La vieja ama del castillo cuenta historias extrañas que llegarían a los oídos de la pareja si está estuviese unida, pero un accidente provocado por el alcohol ha creado una barrera insalvable entre los dos. Quizás la presencia de una criatura abominable sea capaz de unir a una familia que, por otro lado, está avocada a vivir una historia de horror que nunca olvidarán.

Hoy me gustaría recomendaros, sin mucha rotura de cascos, una de esas películas de terror que pasaron por la década de los 90, un poquito sin pena ni gloria. Con más inri en el caso que nos ocupa, cuando se trata de una producción con una serie de nombres míticos asociados a ella. Os hablo Castle Freak, estrambótico título que aquí en España aun se retorció más, acabando en un psicotrópico “Un Castillo Alucinante”… tal vez por eso no cuente en nuestro país con una legión de seguidores tan firme como en su Estados Unidos natal, donde incluso podemos encontrar merchandising del dichoso “fenómeno del castillo”. Y sí, merece mucha difusión este trabajo, pese a concebirse y estrenarse en 1995 – una época nefasta para el cine de terror de serie B –, no solo por su sabor clásico, que tanto llama la atención a primera vista, también por los siguientes conceptos (agarraos que vienen curvas):

Se trata de la tercera incursión del mítico Stuart Gordon en el mítico universo de Lovecraft (adaptando uno de sus relatos marginales, “El Intruso”) tras las míticas Re-animator y From Beyond. Y como no podía ser menos, al guión contamos con el adaptador por excelencia de Lovecraft y amigo íntimo de Gordon: Dennis Paoli. Que por supuesto se encontraba tras los guiones de las anteriores producciones “lovecraftianas” de Gordon, y que aquí observamos muy en forma, a tenor de las truculencias vertidas sobre el libreto.

La producción corre a cargo del infatigable (y viejo verde en la actualidad) Charles Band, mediante una Full Moon a pleno rendimiento y que con Castle Freak entonó un precioso canto del cisne antes de internarse en una era moderna de subproductos de dudosa calidad (¿¿¿Evil Bong??? No me jodas Charles). Obviamente, al nombre de la Full Moon hay que añadirle otro indisociable: Richard Band, el hermano compositor. Que aquí clava una partitura gótica tremenda, muy en la línea de sus mismos trabajos para el tandem imaginario Gordon-Lovecraft. Una partitura que realza uno de los diseños de sonido más interesantes del cine de serie B. La manipulación del sonido ambiente, con gritos en la lejanía, lamentos fantasmagóricos, truenos y demás, pone los pelos de punta en más de un momento. Sabiendo siempre que tratándose de un producto de la Full Moon no encontraremos excesos presupuestarios.

Lo que viene a colación de otro simpático detalle: pese a tratarse de una producción eminentemente “noventera”, el estilo que se gasta, así como su estética y acabado, nos retrotrae sin compasión a la década anterior (incluso yo diría que antes, coqueteando con el estilo gótico de algunas producciones sobrias de los setentas). Es decir, si te aíslas de toda esta información y te dicen que se trata de una producción de la “Empire” (la anterior productora de Band, con títulos épicos como Dungeon Master, Parasite o El Alquimista), te lo crees a pies juntillas y lanzas albricias al cielo por este regreso a la verdadera esencia del video-club de toda la vida.

Y en esto tiene toda la culpa un Stuart Gordon pletórico, que es capaz de sacar más por menos, con un domino de los planos y la atmósfera que convierten a Castle Freak en unos de los productos más sólidos firmados por el, ahora, infame sello Full Moon. Sobre todo destaca el tiempo tan característico de Gordon, y que otros tanto critican pero a mi me hipnotiza como a un crío. Se trata de esa lentitud casi morbosa para tratar las escenas más ordinarias, y en un segundo engañarte y meterte en una situación tan macabra y obscena, que uno duda de la seriedad de todo el asunto. Señores, Castle Freak es un recital de malas sensaciones. De acuerdo que el gore está muy dosificado, pero cuando se presenta, mezclado con temas sexuales… hace daño… y excita… puro Stuart Gordon reducido a su sales esenciales, gracias a un presupuesto exiguo que casi mejora el producto terminado.

Tan exiguo que el rodaje se trasladó a verdadero un castillo real de tierras italianas para abaratar costes. El resultado en manos del Ted Nicolau de turno hubiese sido un pestiño soporífero “sin chicha ni limoná”. Por el contrario, Gordon integra el decorado real con una naturalidad pasmosa dentro de esa ambientación gótica (pero la mala, la oscura, la decadente, el de Matthew Gregory Lewis, autor de la novela “El Monje”) de la que tanto os hablo. He leído que algunos críticos de la época veían en la película un homenaje al viejo terror que se gastaban los italianos más explotadores y pícaros. Nada más lejos de la realidad: una mera cuestión económica y un resultado final que debía continuar la mala baba de Re-animator, esa es el catalizador de esta hora y media. Desde luego, la hallo por debajo de sus predecesoras en la filmografía “lovecraftiana” de Gordon, tal vez debido a un acabado menos espectacular y colorido. ¡Ay! Pero cuando la bestia sale… cuando simplemente espía y busca imitar los juegos sexuales de su padre, cuando la pubertad floreciente se convierte en un preciado motivo para la profana adoración, cuando la ceguera es una excusa para el coleccionismo sexual, cuando la libertad alza sus doradas cadenas sobre la cabeza deformada de un niño olvidado, cuando el hambre se ceba sobre la carne de las prostitutas… ¡Un recital de cine de terror depravado, pero sin malicia! Un final de sacrificio y redención. ¡Coño, una película que hay que ver!

Sus protagonistas principales son el mítico Jeffrey Combs, en un papel que va pasando de comedido a histriónico con un dominio del tiempo que habla con creces de sus dotes, y la sugerente Barbara Crampton, que pese a una gran actuación dramática, no exenta también de histrionismo, no enseña su delicioso cuerpo, para pena y tristeza de los onanistas del cine de terror. Algunos de sus diálogos no se libran del casposo sesgo de su origen de serie B, pero precisamente aportan una dimensión cómica muy negra. Por si a alguno os suenan a chino estos nombres, os diré que fueron también míticos protagonistas de las ya mencionadas Re-animator y From Beyond. Además también disfrutaremos de una apoteósica “interpretación” por parte de Jonathan Fuller (un habitual de otras producciones de la Full Moon), que se convierte en la estrella de este espectáculo de fenómenos con el excelso lenguaje no verbal que se gasta cuando encarna a la criatura del castillo. Maravillosamente aberrante.

Y si todas esta parrafada no sirve para animaros a verla, los que no os hayáis atrevido aun, o revisitarla, los que la tenéis olvidada, pensad en todos los nombre legendarios involucrados, en su condición de rareza, sus destapes, su crudeza… en que simplemente es la película que he elegido para despedirme de este ciclo de Almas Oscuras, tras más de cien reseñas, cientos de páginas escritas, buenos momentos (los más), malos momentos (los menos) y muchas ganas de compartir con vosotros el amor por un cine, una forma de vida al fin y al cabo, que divierte como pocas otras cosas.

Sí, Castle Freak tiene sus fallos, es barata, algunas escenas pecan de cutres, varios secundarios italianos dan ganas de darle al “stop”… pero, igual que nosotros no lo somos, Castle Freak no es perfecta, solo un guiño amable en esta noche sin estrellas.

La crisálida se abre y todo cambia…

Tráiler

Lo mejor: La truculencia, el ambiente malsano, Jeffrey Combs y muchas más cosas...

Lo peor: Su tramo inicial, y momentos puntuales, tienen ese ritmo extraño de Gordon que puede resultar somnoliento.