Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Boy Eats Girl

Boy Eats Girl

Chico conoce chica. Chico se enamora de chica. Chico se come a chica

Boy Eats Girl

Ver ficha completa

  • Título original: Boy Eats Girl
  • Nacionalidad: Irlanda | Año: 2005
  • Director: Stephen Bradley
  • Guión: Derek Landy
  • Intérpretes: Laurence Kinlan, Samantha Mumba y Sara James
  • Argumento: Un chico fracasa en su intento de declararle su amor a su mejor amiga. A continuación comete un trágico error. Pero regresa convertido en un zombi que expandirá el horror en la comunidad.

62 |100

Estrellas: 4

Boy Eats Girl

"Boy eats girl" es una comedia zombi. Una de tantas que quizás tengamos la oportunidad de disfrutar en breve. La lista es prácticamente interminable… ¡ooops! Me temo que hace escasos días inicié una reseña con estas mismas palabras (la vilipendiada "Last of the Living"). Y es que últimamente tengo la impresión de que las películas de horror se dividen entre aquellas que podríamos incluir en el subgénero de las parodias zombis, y las que no.

Al menos "Boy eats girl", producción irlandesa de bajo presupuesto dirigida por Stephen Bradley, cuenta con el mérito de no pertenecer a la más reciente hornada de películas de temática zombi que intentan (y no siempre lo consiguen) parodiar el género.

"Boy eats girl" es una producción de 2005 que en el momento de su estreno llamó la atención positivamente en un buen número de festivales especializados, pero que a mediados del 2009, y para ser respetuosos con la tradición, todavía no ha disfrutado de un merecido estreno en el mercado doméstico español.

Una muerte repentina desemboca en un precipitado y torpe ritual de resurrección. Pero algo ha salido mal y, bocado tras bocado, el pueblo sufre una imparable plaga de zombis.

Así de sencillo. "Boy eats girl" persigue lo que podríamos denominar “la esencia” de la comedia juvenil zombi.
Todo aquello que no pueda encajar fácilmente dentro de los parámetros de una comedia juvenil, infestada de zombis, y generosa en gore; queda, automáticamente, descartado de "Boy eats girl".

Esa es la razón por la que Stephen Bradley condensa el metraje de "Boy eats girl" -en una encomiable demostración de capacidad de síntesis- en unos ajustadísimos 75 minutos en los que, como no podía ser de otra manera, la película siempre va al grano y ofrece, única y exclusivamente, todo aquello que realmente se espera de ella: comedia juvenil + zombis + gore. Todo lo demás sobra. Una muestra: Stephen Bradley finiquita una secuencia de muerte y posterior resurrección en apenas un minuto. Incluye dicha escena porque no tiene más remedio. Porque la necesita. Porque sin ella la trama quedaría coja. Pero sabe que la escena no aporta nada a su particular santísima trinidad (comedia, zombis, gore), así que la despacha a la velocidad de la luz.

"Boy eats girl" da comienzo con una interminable retahíla de tópicos y clichés propios de las comedias adolescentes norteamericanas. ¿Qué necesidad hay, bajo este contexto, de desarrollar adecuadamente a los personajes? Ninguna. A todos ellos les conocemos sobradamente: el guapo y tímido protagonista que no reúne el valor suficiente para declararse a su mejor amiga, la guapa protagonista dispuesta siempre a defender su castidad, el amigo estúpido objeto de todas las bromas, la zorra cachonda y lasciva…

Una sola línea de diálogo es suficiente para reconocer y poner a cada uno de ellos en su sitio. Y una vez todos los personajes entran en escena, se aposentan (para lo cual "Boy eats girl" se toma muy poco tiempo), y una minúscula trama queda establecida; la película empieza a rodar cuesta abajo y con el piloto automático en marcha. Chiste, zombis y sangre. Chiste, zombis y tripas. Chiste, zombis y desmembramiento masivo de muertos vivientes… y así, sin apenas descanso, sin tiempo para tomar aire, llegamos hasta el final.

Interpretaciones mediocres (hay que ver lo sosa que está la protagonista), correctos maquillajes, zombis cuya agilidad sacará de quicio a papá Romero, una historia sin pizca de originalidad, algunas sanas carcajadas, algo de fun-gore salvaje y disfrutable, un meritorio aspecto visual y una secuencia final que nos traerá el irremediable recuerdo de uno de los momentos más célebres del “Braindead, Tu madre se ha comido a mi perro” de Peter Jackson.
Lo cierto es que poco más se puede añadir de una película como "Boy eats girl". No hay espacio para la novedad o la originalidad, y en realidad "Boy eats girl" no persigue ni lo uno ni lo otro.

Todos aquellos fanáticos del cine de muertos vivientes que todavía tengan fuerzas para devorar un nuevo fast-food zombi, tienen en "Boy eats girl" una cita ineludible (de la misma forma que también la tuvieron con el "Dance of the Dead" de Gregg Bishop). Quiénes ya esten cansados de la pareja de baile comedia/zombis, les recomiendo que se olviden de "Boy eats girl".

Insisto: comedia juvenil, zombis y gore; y todo ello comprimido en apenas 75 minutos de película. Creo que queda bastante claro ¿no?

Lo mejor: Divierte.

Lo peor: Una vez vista se olvida.

Vuestros comentarios

1. jun 26, 09:00 | Bob Rock

Hola Almas Oscuras.

Yo la tenia perdida en una tarrina de DVDs. No queria entrar al trapo con ella por lo que dices, es más de lo mismo y ahora estoy desintoxicandome del genero zombie, especialmente de la parodia. Puesto que vienen tantas en avalancha quiero pasar hambre hasta el estreno fuerte que es Zombieland. Rompí el ayuno con Last of the Living y me decepcione, la verdad.

Si se puede comporar a Dance of the dead no estará mal. La apuntamos para esas noches de “no-se-lo-que-hacer”

Un saludo

2. jun 26, 09:13 | Almas Oscuras

Bob Rock – pues una de esas noches “no-se-lo-que-hacer” me parece muy buena opción para Boy eats girl. A mí me pareció más divertida que Last of the Living (aunque esta última tampoco me desagradó). Tiene un tono más juvenil y fiestero. Un sano entretenimiento que, por su duración, nunca se hace aburrida. Eso sí, no añade absolutamente nada nuevo al género. Para pasar un rato divertido y punto (aunque eso tampoco está nada mal…)

saludos

3. jun 26, 13:16 | korvec

Como añoro las costrosas películas de zombies italianas. Aunque de vez en cuando, alguna de estas comedias como “Wild Zero”, “Shaun of the dead” o “Fido” me gustan, últimamente están empezando a repelerme cosa mala.

4. jun 26, 17:28 | tokig

Lo de comedia juvenil me hecha un poco para atrás, pero tus comentarios me animan..supongo que la veré mas adelante

5. jun 26, 17:57 | MaRiAnA

Si…eso de comico-mágico-musical no me va jaa..

6. jun 29, 09:06 | Almas Oscuras

Korvec – De Shaun of the Dead ya no hace falta decir nada más… pero aprovecho para reivindicar Fido como un excelente película que nadie debería perderse.

Mariana – Boy eats girl es muy clarita en lo que ofrece. Si no te atrae la propuesta mejor dedicarle el tiempo a otros menesteres.

Gizmael – Ja, ja, ja… está claro que no te gustó… con postdata y todo. Coincidimos en que es más de lo mismo. Cómo señalo en la reseña no hay lugar para la novedad o la originalidad en Boy eats girl. Yo lo defino como fast-food zombi.
A partir de aquí… a mí sí me hizo gracia. Me entretuvo. Pasé un buen rato viéndola. ¿Soy un fanático del cine de zombis? Sí… rotundamente sí.
De todas formas creo que fui honesto y lo avisé: quién esté harto de la típica comedia/zombi, que precinda de Boy eats girl.

saludos

7. jul 2, 20:28 | Elizabeth

La vi anoche sin muchas expectativas, pero estuvo buena vamos a decir.
Me gustaron los personajes,aunque podrian haber sido mejor explotados.
Ah, y la escena del tractor me arranco una buena carcajada.
Como decis Joan, una pelicula olvidable pero aceptable.

8. jul 2, 23:49 | Almas Oscuras

Elizabeth – por lo que dices tuvimos sensaciones muy parecidas con la película. Es perfecta para pasar un buen rato. No se le puede pedir más. Seguramente no quedará en nuestra memoria como una gran película, pero tampoco nos arrepentimos de haberla visto.

saludos

9. jul 5, 12:23 | Santi

Parece tener toda la pinta de ser una de aquellas películas más del montón del que forman parte las mil y una comedias de terror actuales. Como bien dices hay una cierta sobresaturación en el mercado de este tipo de films, por lo que cada vez debemos ser más selectos. “Shaun of the Dead” creó escuela (no digo que fuese la primera, por supuesto) ya que en esta década fue quien despertó el género, y visto el éxito de esta han sido muchas películas las que han seguido. Hay que exigir un nivel similar.

Si “Boy Eats Girl” es una comedia con transfondo zombie pues bueno, una más, pero lo difícil es que sea capaz de permanecer en la memoria.

Un saludo Joan, como siempre genail resumen.

10. jul 7, 00:39 | Almas Oscuras

Santi – Efectivamente (cómo supongo que ya has deducido de la reseña) Boy eats Girl no es una película capaz de permanecer en nuestra memoria. Está a años luz de Shaun of the Dead.
Es una película reservada para los amantes del género zombi. A partir de aquí… cómo mezcla de comedia y zombis… divierte y entretiene… pero eso sí, sin esperar grandes sorpresas.

saludos y gracias Santi

11. jul 16, 07:29 | Lessisaparasite

estoy viendo las películas en orden alfabético sigue esta, suena bien la veré :D

12. jul 16, 08:48 | Thanatos

Ah!! que momentos los del año 2005.. Ya la había visto y mi critica no ha cambiado… Si soy zombie, quiero de la morenita la pechuga..XD. La verdad es que aporta lo que un cerebro zombie aporta: NADA!!! Inclusive la de la moto me recuerda a mi bisabuela que tenía una moto pazolita…, nunca me quiso llevar a la universidad…! Bueno, intentaron dar vida a algo putrefacto y lo que resultó fue algo mas putrefacto. Me quedo con Wasting away entre otras, pero esta no aporta nada fresco. Ojalá que no llegen las chicas cocodrilo (Hombres G)! Saludos!!

13. jul 16, 09:33 | Almas Oscuras

Lessisaparasite – bienvenido… ¿en orden alfabético? :-)
Boys Eats Girls no tiene ningún secreto. No aporta nada nuevo. Terror juvenil y zombis… se acabó. Para muchos será suficiente (para mí, en el momento en que la vi, lo fue), y para otros será claramente insuficiente.

Espero que te guste…

Thanatos – ¿las chicas cocodrilo??? Ja, ja, ja… Y yo que creía haber borrado definitivamente a los Hombres G de mi mente… eso no se hace :-)

saludos

14. jul 26, 10:23 | Giles

Pues es cierto que esta película no aporta nada nuevo al género. Al principio resulta algo lenta, aunque después se anima con la presencia de los zombis o tipejos mal maquillados que se parecen a zombis.

Los actores son bastante penosos y el argumento como que no da para más.

Para pasar el rato y punto.

15. feb 23, 20:22 | Blanch

No me he reído en ningún momento aunque la he disfrutado. Se agrade muchísimo que en peliculas así la duración sea tan escasa. Buena para pasar el rato.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.