Sobrenatural

Lamb

Padres paralelos

Has filtrado por categoría: Sobrenatural

Sesion 9

En el herido y en el débil

Sesion 9

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

Sesion 9

Cuando se concibe una historia, conviene no perder de vista el hecho de que la ambigüedad es un arma de doble filo.

Reduzcamos por un momento el terror a una división caricaturesca: por un lado, tenemos ese cine que describe amenazas y plantea misterios, trufado de bestias infernales, asesinos que avanzan cuchillo en mano, zombis y chupasangres incontinentes, violadores armados con taladros, fantasmas que lloran por las esquinas porque nadie les hace caso… Esta concepción del género suele poner sobre la mesa un desafío – la citada amenaza – muy concreto, ya sea en forma de monstruo, asesino, maldición, catástrofe, o aquello que más nos seduzca. Por los mimbres con que están hechas, estas historias suelen admitir solamente dos soluciones: o disolvemos el peligro o él nos disuelve a nosotros: final feliz, final triste. Sea como fuere, el espectador sale de la sala con una idea muy clara de lo que le han contado: ha conseguido identificar el origen de aquello que le genera miedo; le ha sido expuesto su modus operandi, y ha descubierto el antídoto de ese mal, en caso de haberlo, ya que de no ser así, es el propio mal el que se sale con la suya.

Este es el tipo de terror que suele complacer al público generalista y a los aficionados al terror clásico – nostálgico, me atrevería a decir -.

Lo mejor: No me he enterado de nada.

Lo peor: No me he enterado de nada.


Maléfique

Una celda mugrienta, mucha locura y… ¿Una copia perdida del Necromicón?

Maléfique

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

Maléfique

Se suele decir que para calificar una obra como buena, tiene que haber cien malas con las que compararla. El problema es que cuando se hace la criba, alguna de las grandes se escapa y se desecha sin querer. Es, creo yo, el caso que nos ocupa.

¿Porqué una película como esta puede haber quedado en el olvido? Sorprende que una ópera prima de este calibre no tenga cierto renombre, pero se puede explicar cuando se tira de filmografía y acudimos al director, Eric Valette. No se puede decir mucho acerca del manejo de la cámara de Valette, teniendo en cuenta que defraudó a la crítica cuando probó suerte en Hollywood con malévolos motores (Hybrid, 2010) y el remake de la japonesa Llamada perdida (2008). Sea como fuere la idea surgió fresca, influenciada sin duda por un sustrato lovecraftiano que se hace patente en toda la cinta y es por lo que se debe juzgar Maléfique.

Lo mejor: La atmósfera conseguida, el tinte gótico que tanto recuerda a Lovecraft.

Lo peor: Quizá el final, que queda algo descolgado y puede que a más de uno no sorprenda.


Dead End

Cuídate de los atajos

Dead End

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Dead End

Damos la bienvenida a nuestro nuevo compañero Elchinodepelocrespo. No os perdáis su reseña de la estupenda y muy recomendable Dead End.

Jean-Baptiste Andrea y Fabrice Canepa rodaron Dead End cuando el New French Extremism era apenas un rumor. Imposible por aquel entonces presagiar lo que la nueva horda de cineastas franceses estaba a punto de conseguir: colocar el terror patrio en una situación de prominencia en el panorama internacional; recuperar, en suma, el prestigio del cine de terror europeo. El título que nos ocupa no se benefició del tirón de la nueva ola y puede que por ello haya caído en el olvido, deslumbrados, como estábamos, por la violencia devastadora y el impacto emocional de los Mártires, Irreversible y compañía –otros títulos han corrido injustamente la misma suerte: Malefique, Les revenants…-.

En honor a la verdad, hay que decir que Dead End comparte más bien poco con los títulos del NFE. Para empezar, se trata de una coproducción franco-americana, y para seguir, está rodada enteramente en inglés con actores americanos. Del elenco destacamos al veterano Ray Wise, el inolvidable Leland Palmer de Twin Peaks (para el autor de este texto, Ray será siempre Leland, y viceversa). Por otro lado, prácticamente ninguna de las señas de identidad del movimiento francés están presentes en este título; se trata de algo diferente..

Lo mejor: construir una historia con sólo cinco personajes, un coche y una carretera y hacerla funcionar.

Lo peor: el final decepcionará a algunos.


Scary or Die

En la variedad está la diversión

Scary or Die

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

Scary or Die

Scary or Die es una antología de historias de terror sobrenatural. Vaya por adelantado un servidor probablemente sea el mayor aficionado conocido adepto a este formato. De hecho, hará años que no leo una novela en pro de las colecciones de historias cortas que si están pobladas de vampiros, muertos vivientes, mutantes, alienígenas con aviesas intenciones, excrecencias lovecraftianas, juguetes diabólicos y el resto de la parafernalia acorde, pues mejor que mejor. Por ello tomaros con prudencia la nota asignada a Scary or Die, así como mis conclusiones. Quiero ser justo y pensar que muchos de vosotros solo veréis sus debilidades, que son muchas, frente a sus múltiples virtudes que quedan, tal vez, en un plano más secundario.

Así, la películas dirigida a seis manos (intercambiándose segmentos) por Michael Emanuel, Bob Badway e Igor Meglic, requiere de un esfuerzo por parte de los espectadores para asumir que el presupuesto nunca va a ser lo fuerte de la propuesta.

Lo mejor: La variedad de sus historias facilitan el visionado. Su historia central, "Clowned", es de lo más original visto en tiempos. La banda sonora.

Lo peor: Quitando "Clowned", el resto de historias brillan por su originalidad y falta de profundidad, pero peor es el escaso presupuesto que limita, demasiado para una cinta sobrenatural, los efectos especiales.


Malditos Sean!

Una muestra macanuda de terror fantástico

Malditos Sean!

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4.5/5

Malditos Sean!

Malditos Sean! es un declarado triunfo del cine argentino de terror, una antología de tres historias fuertemente interrelacionadas que satisfarán a los más exigentes fanáticos del terror sobrenatural. Una cinta dirigida a cuatro manos por Demián Rugna y Fabián Forte, que desde este momento, y sobre todo el primero, se convierten en mis referentes latinoamericanos del terror fantástico. Y destaco al bueno de Demián, porque ya con su anterior largometraje, The Last Gateway (2007), demostró un don especial para retratar el horror del submundo demoníaco invadiendo nuestra realidad.

Malditos Sean! es horror bien entendido, hunde su raíces en el amplio rango desarrollado durante el siglo XX por los mejores: desde fuertes influencias de Clive Barker, pasando por los consabidos Lovecraft y Stephen King, sin dejar de lado dosis de humor negro robadas de Robert Bloch y Richard Matheson, y teniendo siempre presente una patina inocente y mágica heredera de las ensoñaciones más siniestras de Ray Bradbury.

Lo mejor: Los amantes del cine de terror sobrenatural.

Lo peor: Nada.


Outpost Black Sun

Plegarias Atendidas

Outpost Black Sun

Ver ficha completa



Outpost Black Sun

Si, desde mi punto de vista, la mayor pega que se le podía poner a “Outpost” era la falta de visibilidad del enemigo sobrenatural, en “Outpost: Black Sun” el problema queda resuelto. La secuela ofrece muchas más muertes, más sustos, más sangre y, sí, también es una película mucho más alocada y descabellada que su predecesora. Es bastante difícil hablar de ella sin “spoilear” la anterior, así que si alguien tiene interés en adentrarse en la saga, es recomendable no leer esta reseña y quedarse sólo en la valoración numérica y “lo mejor” y “lo peor”.

Lo mejor: Más sangre, más muertes, más sustos.

Lo peor: A pesar de que hay más sangre, más muertes y más sustos, el terror es más infantil.