Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Crimewave

Crimewave

Cazando ratas

crimewave

Ver ficha completa

  • Título original: Crimewave
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 1985
  • Director: Sam Raimi
  • Guión: Ethan Coen, Joel Coen
  • Intérpretes: Louise Lasser, Paul L. Smith, Brion James, Sheree J. Wilson, Edward R. Pressman, Bruce Campbell
  • Argumento: en una noche de tomenta Vic recuerda los acontecimientos que le han llevado a la silla electrica.

DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

crimewave

En una noche de tormenta en Denver, Vic Jackson, un especialista en sistemas de seguridad en la tienda Odegard, está teniendo serios problemas. No sólo porque está enamorado, sino también porque su jefe ha decidido que esa noche sea la noche en que elimine a su socio. Vic es acusado por el asesinato, aunque mantendrá su inocencia hasta la silla eléctrica. Cuando se encuentra ante ese terrorífico momento, toda su vida pasa ante sus ojos, y comienza a tomar conciencia de todos los hechos que le han llevado a la sentencia de muerte…

Después de dirigir Posesión infernal en 1981, Sam Raimi (Royal Oak, Michigan,1959) tardaría cuatro años en estrenar Crimewave, un film en el que, aparte de él mismo, se verían involucrados los hermanos Coen en el guión. Con esos ingredientes, ¿qué podía fallar? “¡Todo, o casi todo!”, grita el público desde las butacas tras su visionado.

La película es un claro homenaje al género slapstick, aquel en el que el humor es puramente físico, y en el que se muestra violencia física sin consecuencias graves para el que la recibe. Bebe también del vodevil, cuyas características se pueden ver en los números de baile. La cinta tiene cierto toque al Roger Corman de Un cubo de sangre y a las parodias protagonizadas por Leslie Nielsen que componen la saga “…como puedas”. ¿Esas referencias bastan para dignificar la obra? No, no y no. La direccion de arte resulta kitsch en ocasiones, con abundancia de tonos rojizos y rosáceos, los efectos de sonido imitan a los cortos de animación de los Looney Tunes, los personajes son estrambóticos hasta la molestia y las actuaciones son exageradas, histriónicas; esto último es marca de la casa, así como los travellings imposibles y los primerísimos primeros planos, así que nada que objetar.

En la parte actoral, nada que destacar; los intérpretes hacen lo que se les pide: Bruce Campbell hace del misógino Renaldo, con su socarronería innata, Brion James y Paul L. Smith realizan su rol de exterminadores/matones de manera solvente, pero agotadora, Sheree J. Wilson hace de una correcta Nancy y Reed Birney protagoniza la cinta, recibiendo glopes y mostrándose casi todo el metraje como un patán. En el lado positivo, recalcar la escena en la que uno de los matones persigue a la mujer de uno de los socios de la empresa de sistemas de seguridad, tras haber sido descubierto por ella cargando un cadáver. Sam Raimi (y los Coen) crea una divertida coreografía en la que la mujer va cerrando las puertas de un infinito pasillo casi en las narices del matón, y este las va destruyendo aprovechándose de su fuerza bruta, estando cada vez más cerca de su presa. Hay pequeños detalles que resultan graciosos también, como el cartel de “No mascar tabaco mientras se limpian los platos” colgado en la pared de la cocina del restaurante donde Vic, el protagonista, trata de seducir a Nancy. Es muy curioso que todo suceda en pocos metros: la tienda, la sala de baile, los hogares de los personajes… Todo está al lado, y eso crea cierto sentido de irrealidad que le sienta muy bien a la película.

En definitiva, quien busque cine de calidad, que se aleje de esta cinta; tanto Raimi como los Coen tienen obras mejores (por no decir que no las tienen peores que esta).

crimewave

crimewave

crimewave

Lo mejor: la escena de la persecución en el pasillo de las puertas.

Lo peor: la pesadez que provoca tanto histrionismo.


Vuestros comentarios

1. jun 3, 22:51 | DISCO QUEBRADO

parece que se arreglo el problemita de no poder dejar mensajes. aqui va el que tenia atragantado despues de ver esta pelicula que desconocia por completo su existencia:

si se hubiese hecho en velocidad rapida como los cortos mudos de benny hill y con la genial musica que sonaba durante esos cortos seria una gran pelicula sobre todo porque no habria que escuchar a los actores.

esta tan mal contada que ni te llegas a enterar porque quieren matar a esa chica o porque le dan tanta importancia a esa escena de baile (que ocupa media pelicula) en vez de mostrar la “ola de crimenes” que tanto promete su titulo (que no son tantos ni muy interesantes salvo por esa escena de las puertas que menciona mendez).

los hermanos coen tienen definitivamente un muerto en el placard con esta pelicula. sam raimi unos cuantos tambien pero no tan dolorosos de ver como esto.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.