Estás aquí: Página de inicio » Noticias » Cub

Cub

El manual de los jóvenes cabrones

 photo cub_interior_zps4d0f1628.jpg

Un joven imaginativo de doce años, llamado Sam, se dirige al campamento con sus compañeros scouts. Una vez que entran al bosque, Sam siente rápidamente que algo no está del todo bien. Pronto se toparán con una casa de madera sobre un árbol misterioso, y allí conocerán a un enmascarado niño feral de mirada furtiva. Cuando Sam trata de advertir a sus líderes, ellos lo ignoran: él a menudo narra cuentos fantasiosos relativos a su pasado, por lo que sus mayores desconfían de su estabilidad. Sam se queda más y más aislado de los otros exploradores, previendo el terrible destino que les espera. El extraño chico feral es el ayudante del Cazador Furtivo, un psicópata malvado que ha plagado el bosque con ingeniosas trampas y cuya intención es matar a los exploradores uno por uno.

La sección “Midnight Madness” del “Toronto International Film Festival”, intrépida selección de títulos que se erige como antesala de las sesiones golfas de Sitges y los estrenos terroríficos más buscados del año siguiente, anuncia el estreno de una cinta belga, Cub (o Welp en holandés), que está causando bastante intriga entre el aficionado y las redes especializadas. Por mi parte, reconozco el buen sabor de boca que me ha dejado el tráiler. De hecho, sin saber nada de ella anteriormente, se ha convertido en el objetivo de este año, entre otras pocas selectas. Un survival realmente macabro, salpicado de slasher al parecer, con un acabado de infarto y la promesa de un ritmo endiablado, nada de humor y mucho mal rollo infantil, que es una forma perfecta de jugar con los horrores personales de buena parte del público.

Su director y guionista, Jonas Govaerts, desvela la fuerte influencia de “El Señor de las Moscas” en su ópera prima. También asegura que busca una cinta dura que sobrecoja al espectador, así que no renuncia a un enfoque maduro, a pesar de la abundancia de rostros infantiles, mediante un gore que me recuerda, salvando las distancias, a una pequeña joya como la tailandesa “Scared” (por aquello de las trampas campestres). Otro detalle simpático lo encontramos en el deseo de Govaerts por plasmar sus vivencias como boy scout para ambientar una cinta llena de terror a la mejor manera de Carpenter, pues Govaerts también reconoce haber buceado en el lenguaje visual del maestro norteamericano para desarrollar la estética de su debut, y ha creído que no podía contar una historia de terror sin acudir a una ambientación que para él fuese conocida y, por lo tanto, pareciese realista al espectador.

A partir de aquí sobran las palabras, dejémonos llevar por un tráiler de verdad impactante (¡tremenda atmósfera!) y el deseo de que Cub asome su fea máscara por Sitges, amén de conseguir un buen contrato de distribución, algo que a buen seguro conseguirá aunque sea solo para Estados Unidos y/o Bélgica.

Imágenes de la película

 photo cub_1_zps688f2697.jpg

 photo cub_2_zps7096ce04.jpg

 photo cub_3_zpsd45a5fa0.jpg

Tráiler

Vuestros comentarios

1. ago 31, 23:04 | Mountain

“El Señor de las Moscas”, Carpenter y este tráiler, hacen de ella una “must see movie” en toda regla. Buena pinta!

2. sep 1, 21:27 | Bob Rock

Mountain.- Tengo ganas, la verdad. ¿Te has dado cuenta que atmósfera en ese viejo autobús? Espero que no sea un bluff como tantas otras. Un abrazo!

3. sep 1, 22:45 | Mountain

He vuelto a ver el tráiler y tiene una pinta estupenda y eso que, a priori, una peli protagonizada por niños como que no me atrae demasiado, pero claro, luego me acuerdo de “El Señor de las Moscas”, “Quien Puede Matar a un Niño” y sobre todo “El Pueblo de los Malditos”, la de Wolf Rila, y la cosa cambia. Ya veremos, no me fio mucho porque ya llevamos una buena temporada de trailers cojonudos y luego nos ofrecen unos truños considerables.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.