Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Éramos pocos y llegaron los Aliens

Éramos pocos y llegaron los Aliens

¿Queda alguien por invitar a la fiesta?

eramos pocos y llegaron los aliens

Ver ficha completa

  • Título original: Freaks of Nature
  • Nacionalidad: USA | Año: 2015
  • Director: Robbie Pickering
  • Guión: Oren Uziel
  • Intérpretes: Mackenzie Davis, Ed Westwick, Vanessa Hudgens
  • Argumento: En una instituto en el que parecen convivir humanos, vampiros y zombis, una invasión alien lo pone todo patas arriba.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

eramos pocos y llegaron los aliens photo freaks-of-nature-2_zpsyhhgdxma.jpg

Tengo la sensación de que el director Robbie Pickering ha querido tocar tantos palos… tantos subgéneros, que, finalmente, se ha quedado a medio camino de prácticamente todo, ofreciéndole al espectador, en última instancia, una de las comedias juveniles-vampírica-zombi-alien-apocalíptica más caóticas y extrañas —en el sentido de que no hay por dónde cogerla— de los últimos tiempos.

La pequeña localidad de Dillford, famosa por su producción de una exitosa comida de dudoso origen a la que se conoce como “Riblet”, parece ser el ejemplo perfecto de cómo vampiros, humanos y muertos vivientes pueden convivir en una aparente paz y armonía. Sin embargo, una repentina invasión alienígena provocará que los cimientos de dicha sociedad se tambaleen con excesiva facilidad. El caos, el terror y la anarquía se apoderarán de Dillford. Vampiros, humanos y zombis lucharán por sus propios intereses; y tan solo la unión de un miembro de cada una de las “especies” podrá otorgarle a Dillford la oportunidad que se merece… o no.

Freaks of Nature se rodó en 2013 bajo el título de Kitchen Sink. Tras varios retrasos y cancelaciones en su fecha de estreno, finalmente, y sin previo aviso, Columbia decidió estrenar la película en los USA —un estreno en salas muy limitado— la pasada noche de Halloween. Ahora, Freaks of Nature llega a España bajo el horrendo título de Éramos pocos y llegaron los Aliens.

El planteamiento inicial de Éramos pocos y llegaron los Aliens es… confuso. Sin que el espectador sepa muy bien cómo, el Instituto de Dillford (no sabemos si en el resto del país ocurre lo mismo o si es un efecto del Riblet) se ha convertido en una especie de sociedad ultrajerarquizada en la que los vampiros (unos jovencitos guaperas de piel blanquecina extraídos directamente del imaginario de la saga Crepúsculo) ocupan la parte más alta de la pirámide; los humanos conforman una acomodada —aunque acomplejada— clase media, y los zombies “comecerebros” son reducidos a mano de obra barata por obra y gracia de unos collares que controlan su voluntad (un guiño a la excepcional Fido).

Dibujado el escenario con trazo grueso, el guión de Éramos pocos y llegaron los Aliens pone sobre la mesa tres personajes estereotipados que podríamos encontrar en cualquier comedia adolescente que se precie. A saber… Por un lado tenemos al jovencito (humano) integrado pero inseguro de si mismo cuando se trata de “recolectar” los favores sexuales de su hermosa y drogadicta vecinita (la otrora ídolo adolescente Vanessa Hudgens). Por otro lado la joven que cae, irremediablemente, en los brazos del tipo más popular del Instituto, un lechoso e irritante vampiro que tan solo quiere a la muchacha para alargar, en unos cientos de años, su esperanza de vida. Y finalmente el que quizás sea el personaje más interesante de la función, un empollón de manual que, harto de las constantes burlas y el desprecio de sus semejantes (incluída su propia família) decide buscar el anonimato dejándose convertir en un muerto viviente gracias al certero mordisco de una linda zombi de la que también se siente irremediablemente enamorado. El empollón-zombi conservará parte de su intelecto y lidarará a la horda de zombis de un modo similar a lo que vimos en La tierra de los muertos vivientes, del abuelo Romero.

De esta manera la película transcurre por el apacible cauce de la comedia juvenil romática y generacional… aunque tan solo sea durante unos minutos. Una repentina invasión alienígena (hermana menor de La guerra de los mundos de Spielberg) sumirá a Dillford en el apocalipsis. Humanos y vampiros se culparán, recíprocamente, de lo ocurrido y acabarán enfrentados en una lucha a muerte sin cuartel.

Este nuevo escenario permite al director Pickering incluir un par o tres de momentos gore, una retahíla de chistes sobre drogas y/o sexo, unos cuantos desnudos (por lo visto los aliens tan solo detectan materia inorgánica, una excusa perfecta para que los protagonistas se despeloten a la primera de cambios sin que, por supuesto, nunca se vea más de lo estrictamente necesario) y unas cuantas secuencias de acción desangeladas. El problema es que todos los elementos de este irracional mejunje son insuficientes. Como comedia adolescente-romántica-generacional queda truncada en cuanto estalla el apocalipsis; y como comedia apocalíptica, gamberra y transguesora, se queda en tierra de nadie, sin ser capaz, ni tan siquiera, de ofrecernos un par de momentos memorables.

Imágenes de la película

eramos pocos y llegaron los aliens photo freaks-of-nature-5_zpse8d458km.jpg

eramos pocos y llegaron los aliens photo freaks-of-nature-3_zpschisnaxd.jpg

eramos pocos y llegaron los aliens photo freaks-of-nature-4_zpszhiwsosc.jpg

Lo mejor: Si te lo tomas con filosofía... son 90 minutos justitos de comedia intrascendente.

Lo peor: Demasiado intrascendente y carente de gracia.

Vuestros comentarios

1. mar 5, 11:06 | Yann

Pues yo me lo pasé bien con esta película. Me recordó un poco a la de los Scouts en el Apocalipsis Zombie. Peor, y con presupuesto más bajo, pero aun así muy disfrutable.

Dicho esto, me he dado cuenta (se nota mucho en imdb, por ejemplo) que las opiniones sobre las películas que mezclan alegremente los géneros suelen estar muy divididas. Hay gente que las disfruta y otra que no las pueden ni ver. Yo estoy en el primer grupo, y quizá que la haya disfrutado tenga que ver con ello.

2. mar 5, 11:47 | Joan Lafulla

A mí precisamente “Scouts Guide to the Zombie Apocalypse” me gustó bastante, de manera que me dispuse a ver “Éramos pocos…” con la esperanza de que me gustara tanto o más que la primera. Pero no hubo manera… Al principio no estaba mal del todo, pero a medida que avanzaron los minutos hubo instantes en los que acabé aburriéndome.
Las mezclas de géneros no suelen desagradarme. De hecho las comedias zombis es un subgénero al que casi siempre le doy una oportunidad. Pero por desgracia con “Éramos pocos…” no obtuve recompensa.

Un saludo

3. mar 5, 13:07 | Yann

Mmm… pues no lo sé. A mí me gustaron ambas bastante.

Pensando en diferencias, Scouts Guide to the Zombie Apocalypse establece los parámetros del género donde se mueve muy claramente desde el primer momento y los sigue a rajatabla a lo largo de la película: es “American Pie” o “Porky’s” con zombies.

Sin embargo, “Freaks of Nature” (odio el título en español que le han puesto) va dando bandazos entre géneros sin definirse tan claramente: a veces juega a ser comedia romántica (relación entre los dos protas), otras a ser comedia gamberra, otras al humor negro sobre la condición humana (casi todo lo que se refiere al profesor vampiro), toca incluso palos de chistes políticos (el acento alemán del alien) o momentos de spoof movie (con el grupo de vampiros teenager del instituto que son una parodia de Twilight). Aunque sea una comedia zombi, no sigue unos parámetros claros en su faceta de comedia, igual que no lo hace en su faceta de horror (donde mezcla alegremente vampiros, zombies, aliens, e incluso otros bichos que no menciono por no spoilear).

4. mar 5, 22:44 | Bafometh729

Jai pipol:

Puntuación: 15/100

Basurilla al que solo le falta algún numerillo musical para vomitar a chorro. Mala mala mala.

Un saludo. Si iu.
Bafometh729

5. mar 6, 02:53 | Leo

Primero, me niego rotundamente a utilizar el nombre puesto en español a esta película… en serio, que alguien se encargue de hacer desaparecer al o la que comete estas atrocidades o que le explique que con una traducción literal en la mayoría de los casos es suficiente…

Joan muy buena crítica en general, me parece que resumes perfectamente el entuerto… yo voy a aportar una par de impresiones simplemente pero en general comparto tu opinión…

a mí a ratos me hizo gracia y me sacó un par de carcajadas, pero en general es más aburrida de lo que uno puede esperar de la idea principal… hubo momentos en que el director decidió no utilizar música de fondo en algunos diálogos y la verdad dichos diálogos del todo descafeinados llevan la cinta muy al borde del precipicio… es en la interacción del trio protagonista donde ésta logra sobrevivir, incluso a pesar del protagonista humano que está muy por debajo de sus compañeros de aventura…

curiosamente los que en partes también mantienen la cinta a flote son los secundarios, que si uno es asiduo a series y películas estadounidenses son más o menos fáciles de reconocer…

en general para pasar el rato si uno no tiene mayores pretensiones que esa… la idea no es tan mala pero hay demasiados ingredientes y el chef esta vez se complicó más de la cuenta…

saludos…

6. mar 9, 14:14 | Cuntgrinder

La verdad que me gustó más que Scouts Guide, al menos los personajes son más entrañables. En cuanto a los chistes, acá los hay y con creces: todos los secundarios son hilarantes (“por qué rayos tiene acento alemán”?). La fotografía me pareció creativa, los CGI no eran evidentes, buena química entre los principales, para ser barata los efectos de maquillaje muy buenos. La diferencia resaltante entre ésta y Scouts creo, radica en los diálogos y en que – y a pesar de la alocada premisa – estamos frente a personas reales que actúan de la misma forma que cualquier egoísta hijo de puta que culpa al otro de todos sus problemas y que espera a la primera de cambio para descargar todos sus prejuicios.

Como en su momento lo dije con Cooties (niños masacrados y en llamas!), y en vista a que reune todos los requisitos: recaudación, críticas, etc., estamos ante un futuro clásico, solo el tiempo lo dirá.

7. mar 26, 13:45 | Mr zombie

A mi me resulto muy sosainas. No me engancho en ningun momento.

Lo del titulo en castellano no ayuda precisamente a tener interes en verla.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.