Estás aquí: Página de inicio » Noticias » FDR: American Badass

FDR: American Badass

Muerto el hombre lobo, muerta la polio

FDR: American Badass

FDR PromoFranklin D. Roosevelt, el orgulloso trigésimo segundo presidente de los USA, no fue solo el político que todos recordamos. En su silla de ruedas tuneada, busca detener – caiga quien caiga – la conspiración de los hombres lobo Adolf Hitler, Mussolini e Hirohito. Los dictadores han soltado a sus sicarios licántropos para que esparzan la polio por todo el mundo libre… ¡y solo Roosevelt está preparado para patear sus peludos culos!

Parece que en la industria del cine está asomando el hocico una nueva tendencia o moda, una que, al no estar tan explotada dentro del séptimo arte, casi parece fresca y vendría a resumirse como una reinvención de la historia moderna en clave de comic o fantástica. La comparación con las tiras cómicas no es gratuita, hace ya muchos años que la Marvel comenzó con esto de la especulación derivativa cuando presentó al mundo sus primeros “what if” hará varias décadas. Los citados tebeos vendrían a presentarnos la historia del universo Marvel pero desde una perspectiva diferente, con pequeños cambios que alteran el devenir conocido de los hechos. Por ejemplo. ¿y si la araña radiactiva que picó a Peter Parker hubiese picado a Mary Jane? Aunque en el caso que nos ocupa vendría a ser una fórmula algo más sencilla: un personaje histórico/literario y mezclémoslo con elementos tradicionales del terror sobrenatural (vampiros, zombies, cobradores de hacienda…)

Dicho camino parece ser el que siguen producciones comerciales de inminente estreno como Abraham Lincoln: Vampire Hunter, Orgullo, Prejuicio y Zombies y Hansel y Gretel: Cazadores de Brujas, o cintas más humildes pero con aires más gamberros como Iron Sky o Fangs of War (donde se reinventa la figura literaria de Drácula, situándola en plena segunda guerra mundial… obrita de la que os iremos informando cuando vayamos teniendo datos).

A este segundo grupo se une una nueva producción independiente que aboga por el espíritu más canalla y desvergonzado como elemento diferenciador. Así, FDR: American Badass! narrará las aventuras y desventuras, con mucho sabor paródico, del presidente de los Estados Unidos Franklin Delano Roosevelt, enfrentándose al “eje del mal”, en plena segunda guerra mundial, a base de ráfagas surgidas de su “tommy gun” y desde una silla de ruedas perfectamente adaptada para el cine de acción. Vamos, una chorrada como un piano de grande, pero que desde su planteamiento – con esos licántropos nazis de baratillo – arrancará una sonrisa a la gran mayoría de los aquí presentes.

Tras las cámaras encontramos al semi-debutante Garet Brawith (previamente cuenta con otro intento de mezclar comedia y acción al servicio de lo chusco: Poolboy). Y es que parece tónica común el que proyectos tan absurdos y sin apoyos económicos, de peso, detrás (aquí no tenemos a un todopoderoso Tim Burton para “tutelar” el proyecto, como si pasa en Abraham Lincoln) estén saliendo a flote gracias al esfuerzo e ilusión de artistas no procesados y digeridos por la industria. De hecho, viendo el surrealista tráiler montado – con esa banda sonora tan fuera del contexto temporal – no podemos más que alabar la pasión con que se ha enfocado una producción que, de otro modo o en cualquier otro país, se hubiese convertido en una parodia de baja estofa. Afortunadamente, parece que en esta ocasión se nos vende un producto fresco y divertido: sillas de ruedas con lanza-cohetes, explosiones pro-paralíticas, hombres lobo que parecen de peluche, sexo en la tercera edad, presidentes cubiertos de sangre…

Como atractivo adicional comentaros que la cinta viene protagonizada por Barry “Roosevelt” Bostwick, que aunque no os suene, muchos habéis disfrutado de su desconcertante (y desconcertada) interpretación de Brad en el maravilloso musical The Rocky Horror Picture Show. Otro guiño al espectador más “freak” que viene reforzado por la presencia de secundarios de la talla de Lin Shaye (la famosa médium de Insidious o la “mamá” de los 2001 Maniacos) o la participación de Kevin Sorbo - ¿os acordáis de la serie televisiva Hércules? – en el papel, precisamente, de Abraham Lincoln.

Muchos os estaréis mordiendo ya la uñas, no obstante, tened paciencia porque primero se trata de erradicar la polio de los nazis, luego encontrar un distribuidor y esperar a que un proyecto con tantas buenas bazas no se quede dormido en el cajón de los justos.

Sé el primero en comentar esta entrada.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.