Estás aquí: Página de inicio » Noticias » Festival de Sitges 2018

Festival de Sitges 2018

Días 9 y 10

 photo hallowee_2018_3_zpst6k1vwyo.jpg

Y llegó el momento. La vuelta de Michael Myers tras cuarenta hipotéticos años. Aunque en el mundo real hiciera menos que le vimos por última vez, no podíamos contener las caras de emoción mientras esperábamos para entrar a las puertas del Auditori. Para muchos era la primera vez que íbamos a ver a Myers en Sitges, y eso sobrepasaba lo icónico. Tratándose de un pase a las diez de la mañana no esperábamos una euforia del público tan potente como las de los pases de la noche. Pero nos equivocábamos. La sesión agotó entradas y la gente vino a darlo todo desde el minuto cero. Gritos, risas vítores y aplausos para los múltiples guiños a entregas anteriores, muertes sangrientas o los potentes one-liners que sueltan los personajes. La nueva Halloween equilibra a la perfección el fan service con la resurrección de la saga que vio nacer al slasher tal y como lo conocemos. Y es que más allá de ser una buena secuela, respetuosa y demás, Halloween 2018 es un slasher de categoría. Entretenido, sanguinario (je, je) amén de bien rodado. Tal vez se echa en falta que intente dar algo más de miedo. Pero son muchas las cosas que debía cumplir esta nueva entrega, y de haberle añadido más, tal vez la efectividad se hubiese diluido. Las opiniones a la salida se polarizaron, pero para un servidor esta es una de las mejores secuelas que la saga ha dado. Y no, no cuento las de Rob Zombie, ya que la comparativa entre estas dos me parece absurda.

Upgrade

 photo upgrade_1_zpswpel9qyc.jpg


Un gustazo poner punto y final a las proyecciones del festival con una película como Upgrade, que tiene tanto que ofrecer al espectador que simplemente se acercaba a ella por la aparente ensalada de hostias. Leigh Whannell parece haberle pillado el gusto a esto de la dirección, y cada vez parece dársele mejor. La película juega con muchos puntos a favor. Su desbocada acción, por momentos muy gore y la profundización en la ciencia ficción kitsch pero de bajísimo presupuesto. Logan Marshall-Green se encarga de llevar el peso de la película a través de una interpretación realmente bien acarreada y que levantará cejas en los momentos de coreografiada pelea. Pero sin duda lo mejor de la película es que funciona a la perfección como adaptación de la mayoría de videojuegos actuales, pero sin serlo de ninguno. Y eso es por que en ningún momento huye o se avergüenza de serlo. La trama funciona por niveles, que se van complicando a medida que esta avanza, e incluso la propia cámara acata el papel en tercera persona tan reconocible. En su contra, eso sí, juega que Leigh Whannel termine igual todos sus guiones

Encuentro con M. Night Shyamalan

El último día de festival no hubo películas, pero si hubo oportunidad de abarcar el cine en otros aspectos. A mediodía tuvimos la oportunidad de asistir al Q+A que ofreció l mismísimo M. Night. Shyamalan en la sala tramuntana. Previo a ello pudimos disfrutar de tres minutos en exclusiva de Glass, su próximo y esperadísimo estreno, segunda secuela de una de sus mejores películas. La verdad es que, pese a lo poco que pudimos ver, la cosa no podía pintar mejor. Oscura, fría y continuista con lo visto en Split. Tras el visionado, Shyamalan remarcó muchísimo que nos encontraremos con una película extraña y difícil de describir. Un evento. El hype por las nubes. Y tras ello, pudimos preguntarle por distintos momentos de su carrera. Los fans se sintieron arropadisimos por el maestro, que se mostró no solo simpático y hablador, si no entusiasta con las preguntas. No se ganó el corazón de los asistentes por que ya hace años que se hizo con él. Por cierto, le preguntaron si estaría dispuesto a dirigir una adaptación de Marvel si esta se lo propusiera. Y su respuesta fue que eso ya había sucedido, pero que él no se vio como la opción mas correcta. No contó mucho más sobre ello, pero vimos a más de uno sudar en ese momento.

John Carpenter anthology tour

Tras meses de espera pudimos disfrutar, por fin, del evento del año para los fans. Ver a John Carpenter tocando sus temas más míticos es algo que no sucede ni a menudo ni todos los días, pero verlo en el lugar mas emblemático de la vida de muchos de los asistentes, o sea el Auditori, es algo que posiblemente solo ocurra una vez en la vida. Y qué vez. Pues disfrutamos de hora y cuarto (corto, lo sabemos) de absoluta catarsis cinematográfica a través de ojos y oídos. Las proyecciones de los momentos emblema de las películas cuya banda sonora estaba sonando añadieron un extra de impacto sensorial a lo que estábamos viviendo. A demás, el horror master nos deleitó también con algunos temas que no forman parte de ninguna banda sonora mas que de las películas en nuestras cabezas, como él mismo dijo. De sus álbumes “Lost themes I y II” sonaron los cortes más rockeros, incluso metaleros de la noche. Y es que si algo nos quedó claro es que tanto John como su banda (Entre los cuales se encuentra su propio hijo al teclado principal, Cody Carpenter) son absolutos rockstars. Quedó demostrado en los movimientos y bailoteos del propio Carpenter, en el momento en que todos desenfundaron las gafas de sol antes de tocar el tema principal de They Live, uno de los momentazos de la noche, o en la pasividad con la que soltaban las primeras notas de Halloween (Precedida por un corte de la banda sonora de la nueva entrega) desatando la euforia del público. Fue maravilloso. Un recuerdo imborrable que los asistentes nos llevaremos a la tumba con orgullo.

Para terminar este pequeño acercamiento al festival, me gustaría dejar unas pocas reflexiones. Pero antes, aquí está mi personal TOP 10 final.

  1. Under the silver lake
  2. The house that Jack built
  3. The night comes for us
  4. Lords of chaos
  5. Halloween
  6. Muere monstruo, muere
  7. One cut of the dead
  8. Assassination nation
  9. Suspiria
  10. Luz

En primer lugar, me gustaría destacar la calidad de los títulos de este año, lo cual no habla solo del trabajo de programación que ha hecho el festival, si no también de la potente cosecha de género de este año. A demás gran parte de la selección principal será distribuida en España. Con lo cual no valdrá la excusa de que ya no se estrena buen cine de género.

Mas allá de lo que es obviamente positivo del estreno de estos títulos en cartelera, también nos permitirán descubrir títulos que han formado revuelo en el festival a los que de otro modo jamás les hubiésemos hecho caso, como para mi es el caso de Lazzaro Felice. Película que, sin tanta opinión positiva cercana, no me hubiese planteado ver por mí mismo. Incluso nos permite películas que si vimos pero que el agotamiento no nos permitió disfrutar como se merecen.

La incursión de títulos que a priori no cuadrarían en la programación del festival cada vez se ve con mejores ojos. Y eso al final lo que nos permite es descubrir películas que de otra manera no nos sería posible (por ejemplo, a mi este año me ha pasado con American animals). El fantástico se está entendiendo ya mas como una sensación que como un calificativo.

Sin ir mas lejos esto último se ha reflejado en el palmarés: Climax, Lazzaro Felice o Nancy han sido películas premiadas a la vez que, por muchos, aclamadas. Me gustaría reivindicar que el premio a la película de Gaspar Noé no solo remarca el debate de si es un titulo de cine fantástico (para un servidor si merece ese calificativo) si no que además es un reconocimiento, mas allá de a la película, a un director que si tiende a ver como un gamberro provocador mas que como el buen cineasta que propiamente es.

Me parecería imperdonable terminar este especial sin agradecer a toda persona del equipo que hace posible que podamos disfrutar de estos diez días de ensueño. Este ha sido un año especialmente positivo, pero a su vez duro. Y me parecería injusto no valorar la cantidad de trabajo que todo esto conlleva. Y en especial, aplaudir al departamento de prensa, que nos ha hecho sentir mas en casa que nunca tanto con los cambios a mejor de los sistemas internos como con el trato que nos han dado durante el festival. Y por supuesto, gracias a todos los que estén leyendo esto, por darle sentido al trabajo. ¡Gracias!

Vuestros comentarios

1. oct 27, 14:21 | AZOTE

Los asistentes debatiendo en un festival de cine fantástico si las pelis premiadas pertenecen al fantástico pero todo muy normal hamijos.

2. oct 27, 18:10 | Arconte

Pareciera que Sitges creyera que el fantástico, terror o CF solo no alcanza para atraer a la gente necesaria o llamar la atención lo suficiente en los medios. Quizás tengan razón, pero podrían obviar de premiar a películas que no sean claramente de género, directamente no ponerlas en competencia. Igual es algo que pasó siempre. Reservoir dogs ganó en el 92 mejor director y mejor guión.

3. oct 29, 22:20 | tito Jesús

climax es una película de terror, real pero terror. y en lazzaro feliz un personaje resucita años después sin cambiar el aspecto físico, el prota de pig es perseguido por un asesino que decapita a sus victimas, mandy es de fantasía a más no poder, muere mostruo muere es de terror, mostrum es fantasía , Beast es un thriller… creo que la mayor parte del palmarés responde a los que ofrece el festival… lo mismo lo que hay que plantearse si se desea que sea “fantástico” o sólo de terror… en cualquier caso las sinopsis del programa dejan claro casi siempre el género que se va a ver. yo en principio creo que el festival ofrece cine interesante sin importar demasiado si es genero o no, y yo lo aplaudo. la pena es que se les cuelen cosas como bocadillo y black flowers.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.