Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Lasso

Lasso

Andarse con rodeos.

Lasso

Ver ficha completa

  • Título original: Lasso
  • Nacionalidad: USA | Año: 2018
  • Director: Evan Cecil
  • Guión: Roberto Marinas
  • Intérpretes: Sean P. Flanery, Lindsey Morgan, Andrew Jacobs
  • Argumento: Un surtido grupo de personas es asediado, en un rancho, por unos extraños empeñados en montar con ellos un particular rodeo humano.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5

Lazzo

Hoy traemos un producto de serie B que aprueba por los pelos, pero que tiene la frescura y los elementos que muchos aficionados al terror buscamos para pasar un buen rato. Será una reseña corta como sus intenciones, como su nota, como su guion y como su factura.

Un surtido grupo de personas es asediado, en un rancho, por unos extraños empeñados en montar con ellos un particular rodeo humano. Tendrán que unir sus fuerzas si quieren sobrevivir, aunque no se lo van a poner nada fácil al otro bando.

Nos encontramos ante un slasher con varios asesinos y un abundante surtido de víctimas, donde la cantidad interesa más que la calidad. Así, al concluir la cinta, poco o nada sabremos respecto a los asesinos, sus motivaciones o cómo se organizaron y prácticamente lo mismo nos pasará con la mitad de las víctimas. Afortunadamente el número de bajas, por ambos lados, paliará en cierta medida la ausencia de un guion trabajado aunque, con todo y con eso, tendremos un tramo central de 20 minutos donde el interés desciende de forma significativa. Esa ligereza de explicaciones y su forma de entrar en faena desde el minuto 10 dotan al producto de un encanto añejo muy del agrado de las cintas de terror de videoclub de los 80, un sabor “pulp” que viene reforzado por la presencia de varios personajes pintorescos como una mujer tan tetona como musculada difícil de matar, o un cowboy manco que tampoco se deja doblegar fácilmente.

Con esas abundantes muertes es de esperar un buen despliegue de violencia y, nuevamente en eso, “Lasso” deja un sabor agridulce. Sin duda alguna la sangre y la tortura que uno espera en estas películas hacen acto de presencia en abundancia, pero el buen trabajo en maquillaje con sus laceraciones y quemaduras se ve neutralizado, en muchísimas ocasiones, por una sangre digital fatal integrada en el rodaje real.

La gran ventaja con respecto al cine serie B de los 80 es su factura. Las nuevas cámaras hacen que, en temas de encuadre y rodaje, este “Lazzo” disimule bastante sus carencias con un empaque final más que correcto y alguna secuencia, como la de la primera caza a lazo en la arena, bastante bien solucionada.

Poco más que añadir. Si eres aficionado al género creo que “Lasso” funciona para ver con amigos y sustancias. Pero si buscas sustos, un argumento curioso y buenos actores lo mejor es que pases de largo.

Lasso
Lasso

Sé el primero en comentar esta entrada.

Escribe tu comentario:

comentarios desactivados para este artículo