Estás aquí: Página de inicio » Sobrenatural » Late Phases

Late Phases

El más duro del asilo

late phases

Ver ficha completa

  • Título original: Late Phases
  • Nacionalidad: USA | Año: 2014
  • Director: Adrián García Bogliano
  • Guión: Eric Stolze
  • Intérpretes: Nick Damici, Ethan Embry, Lance Guest
  • Argumento: Un curtido veterano de guerra es trasladado a un asilo donde se han dado ataques de extraños animales
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

late phases

Uno siempre es escéptico antes de una nueva película de un tema tan manido como el de la licantropía. Pero lo cierto es que las dos últimas que me ha tocado ver son de nota. Tal vez sea que al no ser un nicho del terror que me apasione especialmente, sólo escojo aquellos títulos con garantías, y por ello causan una buena impresión. El caso es que tanto Wer (2013) como esta Late Phases (2014) son películas meritorias, y no sólo dentro del terror, sino en términos absolutos.

Late Phases es un rara avis dentro de las películas de género en muchos aspectos. Para empezar el protagonista es un anciano, de la vertiente más dura y curtida. El capaz Nick Damici da en el clavo con su papel de veterano de vuelta de todo, con un físico impresionante para su edad (55 años) y un acento 100% de Brooklyn (habrá de verse en versión original, para sacarle todo el jugo). Recuerda peligrosamente al personaje de Kowalski de Gran Torino, dirigida y protagonizada por Clint Eastwood, con una personalidad huraña y gruñona paralera a su valentía y calidad humana. El resto del reparto también se abstiene de rostros bellos y jóvenes, para traernos al antiguo habitual de películas de insituto noventeras Ethan Embry (más metido que nunca en el terror/thriller desde las violentas The Guest y Juegos Sucios) y bastantes ancianos (lógica a nada que se lea la sinopsis, y uno sepa que todo transcurre en un complejo residencial para jubilados, o a lo sumo en los aledaños del mismo).

También muestra un ritmo fuera de lo normal. Comienza explicitando un ataque del hombre lobo a los pocos minutos, en el que se ve al monstruo a la perfección. Sorprendentemente, decide después continuar con un ritmo más de drama psicológico que de película de terror. Se va edificando el suspense de un modo lento pero constante. Quizá un ritmo así desespere a alguno, pero quien escribe agradece esa edificación del suspense que te deja saber que el climax va a ser épico.

Otro aspecto novedoso es la ausencia de explicaciones acerca de licantropía, aunque esto no es problemático. Hay muchas películas del género que se devana los sesos para detallar las causas del fenómeno y no satisfacen. Ésta, en cambio, no explica los más mínimo, pero aún así el espectador jamás se ve timado.

El director Adrián García-Bogliano se podría considerar semi-español, ya que pese a haber nacido en el madrileño distrito de Carabanchel su familia es de origen argentina, y abandonó el país temeroso de la dictadura militar. En su época adolescente regresó a Argentina para estudiar cine y junto a un colectivo tan talentoso como él, facturó películas como Grité una noche o 36 pasos, que le sirvieron para ser comparado con leyendas como Carpenter, Craven o Tarantino. Una de sus señas de identidad es la mezcolanza de géneros. Aquí tampoco se priva.

El tono de comedia predomina en muchas partes, y es que la película no se toma nunca en serio a sí misma, recordando mucho a Álex de la Iglesia, y también al británico Neil Marshall, sobre todo en la también “lobuna” Dog Soldiers. El drama está presente en las detalladas y creíbles relaciones paterno-filiales, y las relaciones sentimentales con sus idas y venidas, en unos personajes imperfectos ayudan a empatizar. La música, para alguno quizá demasiado épica para el tipo de película que es, suena sólo en los momentos más propicios, demostrando que menos es más en tantas cosas de la vida. Por último, la acción también está ahí. No pude ver esta película sin acordarme del Rambo más vulnerable. Ese nihilismo, esa amargura y rencor soterrado, junto a ese sentido del deber y de la muerte antes que el deshonor, son puntos en común con el personaje del canadiense David Morrell.

Dejamos para el final el que es el mayor punto a favor de Late Phases, que no es otro que su inteligente uso del suspense. La cinta mantiene al espectador en su punto de incertidumbre justo, sin presentarle todo en las narices como si fuera imbécil pero tampoco ocultando carencias de guión con tretas estúpidas. Con esto suele llegar para ofrecer un producto decente, apetecible, que se disfruta y se recuerda al menos unos días. Algo de lo que deberían aprender muchas películas de terror de Hollywood (y muchas indies, también). No es una película perfecta, ni excesivamente original o transgresora, pero cumple con su cometido a la perfección. ¡A disfrutar!

Imágenes de la película

late phases

late phases

late phases

Tráiler

Lo mejor: Prota inusual pero más que carismático. Suspense dosificado con finura

Lo peor: Desarrollo de la acción muy plano y lento para paladares modernos.

Vuestros comentarios

1. may 9, 14:00 | Tito Jesus

No entré en ningun momento. No me gusto nada de nada

2. may 9, 15:37 | UPIRI

Lo mejor el protagonista, la historia y la musica. El resto regular, dirección mala, la caracterización de los lobos pues de feria.

Me gustó porque me hizo recordar a mis añoradas pelis ochenteras que no se tomaban tan en serie a si mismas como las de ahora.

De Bogliano me vi una hace tiempo y parecia despuntar mas de lo que al final ha sido.

3. may 9, 22:29 | Lvpi Gladivs

Bastante mediocre a mi parecer, tiene un ritmo muy lento. Yo la daría 1,5/5. Si quereis buen cine que entretenga os recomiendo LA ERA DE ULTRON y MAD MAX: FURY ROAD que no tienen nada que ver con la licantropía pero son 2 buenas excusas para ir al cine.

4. may 10, 22:48 | Mountain

“Para empezar el protagonista es un anciano, de la vertiente más dura y curtida. El capaz Nick Damici da en el clavo con su papel de veterano de vuelta de todo, con un físico impresionante para su edad (55 años)”

Un anciano? Anciano con 55 años? Joder!

Yo creo que la veré, sin ser mi género preferido el de la licantropía sí que hay películas que me gustan un montón de ese subgénero, la imprescindible y obra maestra, jamás me cansaré de alabarla, “Un Hombre Lobo Americano en Londres”, la divertidísima “Dog Soldiers”, que habrá sido del antaño gran Neil Marshall y la más reciente, sorprendente y buenísima “Wer”.

Aunque veo que por aquí de momento nadie comulga con Mad Pelox habrá que verla.

5. may 11, 00:18 | skalope

36 minutos he visto, ni uno más y los he aguantado como comenta Upiri, por los recuerdos que me trae de pelis ochenteras como Miedo azul. Pero nada que ver, se salva la portada. Yo no rescato de la crema ni a Damici… como soy ciego miro al frente sin parar.. así haría yo de ciego, pero tu no coño, curratelo más!. Además, si es veterano de guerra (en 36 minutos lo repite unas 5 putas veces), es que no estás ciego desde que naciste, por lo tanto los dejes deben de ser los de alguien que siempre ha visto.. mal, mala interpretación, a veces salvamos eso por inercia, porque el actor nos gusta, pero sin fijarnos realmente en el trabajo realizado.
Por cierto, no recuerdo el hilo pero, hace no mucho, comentamos en esta página que, perrete que sale en película de terror o ciencia ficción = perrete muerto. Éste no dura ni 15 minutos. Vamos, te preguntan antes de verla, que crees que va a pasar y tu fijo que dices: pues que el prota se enfrentará al hombre lobo, el perro lo defenderá, el licántropo se carga al perro y el prota se venga al final.
El presupuesto no es escusa, cuanto habrá costado, unos 2 o 3 millones de dolares?.. menos no. Pues joder, miedo azul fijo que costó menos en su época y le da mil revolcones a esta castaña infumable.
Debería haber sido un puro entretenimmiento sin más, y juro que los 36 minutos que he visto me han parecido 360. Cuando empiezo a moverme mucho en el sofá, ponerme para un lado, para el otro, quitar un cojín, ponerme otro.. malament. Truño señores, no hay escusa, no os de pena decirlo en voz alta, este film es un truño y yo personalmente del señor Bogliano no quiero saber nada más.

6. jun 7, 02:16 | Varon dandy

A mi me ha gustado. Tiene un toque oscuro que la salva. Sobre todo la manera en que deja la parte sobenatural como un complemento más del drama. Como si el verdadero monstruo fuera la Vida.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.