Estás aquí: Página de inicio » Críticas » No dormirás

No dormirás

Pero puede que te pesen los párpados…

No dormirás

Ver ficha completa

  • Título original: No dormirás
  • Nacionalidad: España, Argentina, Uruguay | Año: 2018
  • Director: Gustavo Hernández
  • Guión: Ignacio Cucucovich
  • Intérpretes: Belén Rueda, Eva De Dominici, Natalia de Molina
  • Argumento: En las entrañas de un hospital psiquiátrico abandonado, se está preparando una obra de teatro experimental.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

 photo no_dormiras_3_zpsjovetewy.jpg

Auspiciada por Filmax, la coproducción hispano-argentino-uruguaya No dormirás se presenta, en envoltura y en guion, como un producto palomitero de fácil consumo y de más fácil, aún, olvido. Un gazpacho de lugares comunes del terror hilados con trazo grueso para que nadie se pierda en su, solo en apariencia, laberinto; que tiene, en su tramo final, una segunda historia de tapado que podría haber sido mucho más interesante.

En las entrañas de un hospital psiquiátrico abandonado, se está preparando una obra de teatro experimental. Los actores van a tratar de mostrar al espectador nuevos niveles interpretativos sometiéndose al insomnio extremo; dejando así que la consciencia deambule entre el guion de la obra y las alucinaciones producto de la vigilia radical. Bianca (Eva De Dominici), la actriz recién incorporada al proyecto, comienza a tener visiones cada vez más terroríficas, al tiempo que atisba secretas intenciones en la directora de la obra (Belén Rueda).

No dormirás nace con vocación de ser una película de sustos en cadena, construidos al estilo del terror de James Wang, que contiene algunas secuencias que logran el sobresalto de la platea. Así que, al menos en eso, no defrauda. Unas referencias al insomnio iniciales y el localizar la trama en los 80, tratan de dotar al producto de un peso de autenticidad, de reconstrucción, que choca frontalmente con lo endeble de sus premisas argumentales. Pero esa debilidad se transforma en casi virtud pues le da, a todo el conjunto, ese aire inocente que tenía el terror de los 70 latino.

Bajo este horror de corta y pega, Gustavo Hernández (aquel que hace unos años sorprendió con “La casa muda”) ofrece también una reflexión respecto a la figura de los actores, del estudio del personaje que se transforma casi en una posesión, del proceso de digestión del papel y su posterior exhibición al público, que podría haber resultado brillante si no hubiese estado supeditada a las exigencias, comerciales, que parecen sostener el producto. Una reflexión sobre la interpretación que emparenta la cinta con el remake de Supiria alemán, Masks, que disfrutamos hace ya un tiempecito. Desgraciadamente, al contrario que en Masks, no hay aquí ni una gota de hemoglobina y hasta el maquillaje de las apariciones parece pensado para asustar solo lo justo. Un ejemplo de esta falta de aprovechamiento del argumento es una escena, con un bidón de gasolina, que el director neutraliza justo cuando tiene en su mano todas las cartas para ganar la partida.

Pero con todo y con eso No dormirás no está mal… Es sumamente mejorable, pero tiene cierto carisma… Gran parte del mismo viene de su elenco de actores. Eva De Dominici, además de ser una belleza, tiene talento y su compañera Natalia de Molina (que se ha currado un excelente acento argentino, de española que lleva en el país toda la vida) es igual de solvente creando una buena química entre ambas. Por su parte, Belén Rueda, tiene a una mala de manual a la que maneja con acierto aunque el personaje no tiene demasiado recorrido. El otro gran punto a favor del film es la localización y el buen uso que hace de ella Hernández logrando una muy buena atmósfera.

La conclusión es tibia: No dormirás logra, por los pelos, el objetivo que anuncia su título y deja intuir una mejor película de la que realmente contemplamos… afortunadamente no son del todo horas de sueño perdidas.

Imágenes de la película

 photo no_dormiras_5_zpsct8zhlxd.jpg

 photo No_dormiras_1_zpsoetyeoyl.jpg

 photo no_dormiras_2_zpskfdaj3ox.jpg

Lo mejor: Un lugar que da mal rollo y ciertas reflexiones respecto a los actores y sus papeles.

Lo peor: Deja pasar buenas oportunidades. Obliga al espectador a asumir situaciones un tanto absurdas.

Vuestros comentarios

1. jul 24, 03:28 | Nahuel

Uf, mira que yo se que aca no tenemos recursos, pero no es excusa para un guion mediocre, si podes verla, parece que “Aterrados” esta muy buena, y tambien “Wekufe” de Chile

2. jul 28, 16:57 | Gustavo

La acabo de ver. No es mala. Es mas, por momentos se pasa muy bien. Creo que el tercer acto es lo peor de la película y destroza todo lo bueno. A veces hay que ser mas sencillo y reconocer que “tu película” es un vehículo para que el espectador se entretenga, y no queres trascender a traves de un mensaje final. Aquí se peca de trascendental y se va todo a la mierda con explicaciones sin interes, forzando escenas hasta el hartazgo. Una pena, la idea y gran parte de su desarrollo es muy interesante

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.