Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Nuevo orden

Nuevo orden

Nuevo caos

Nuevo orden

Ver ficha completa

  • Título original: Nuevo orden
  • Nacionalidad: México | Año: 2018
  • Director: Michel Franco
  • Guión: Michel Franco
  • Intérpretes: Naian González Norvind, Diego Boneta, Mónica del Carmen, Darío Yazbek Bernal, Fernando Cuautle, Eligio Meléndez, Lisa Owen, Patricia Bernal, Enrique Singer, Gustavo Sánchez Parra
  • Argumento: Durante una boda las calles estallan en una violenta revuelta

DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

Nuevo orden

Pocas películas he visto este año que hayan causado tanta congoja en el público como lo hizo el pase de “Nuevo orden” entre los espectadores que la vimos en el Festival de San Sebastián. Imagino que el golpe fue igual de impactante en el festival de Venecia, donde recibió el Gran Premio del Jurado. No es para menos, “Nuevo orden” supone una experiencia aterradora de esas que se quedan, como los olores desagradables, presentes en la memoria. Un miedo que surge porque, a pesar de ser una ficción, visualmente se antoja escalofriantemente factible; es más, puede que en algun lugar del mundo esté pasando algo muy parecido mientras estás leyendo estas líneas.

La alta sociedad mejicana se da cita en la boda de dos de sus miembros. Los jóvenes festejan entre alcohol y cocaína, mientras los más mayores posturean y aprovechan para afianzar sus contactos. Todos felices y ajenos a que, a pocas calles, el pueblo se ha movilizado reclamando, de una vez por todas, una justicia social e igualdad de condiciones. En plena fiesta, un antiguo trabajador reclama la ayuda de sus señores, pues no tiene dinero para llevar a su mujer al médico y su vida pende de un hilo. La única que se apiadará de su historia será la futura novia (Samantha Yazareth Anaya) que dejará el festejo para visitar a su antigua cuidadora. Minutos después, la boda se ve interrumpida por unos violentos asaltantes… Ha nacido el nuevo orden.

Aunque medida a la hora de mostrar una violencia explícita, el desfile de atrocidades en pantalla es de tal calibre, que muchos salieron de la sala conmocionados de tanta muerte, violación y tortura con la que el director Michel Franco adereza su distopía. Aunque para mí lo más molesto del film es la ambigüedad de su mensaje, que te hace dudar de las intenciones críticas del director hasta su último tercio. La sombra de Costa-Gavras cae de lleno sobre muchos de los fotogramas de la cinta, pues el trasfondo político tiene en “Nuevo orden” mucho más peso que su rotundo efectismo. Quien sólo vea en ella un espectáculo de pornotortura no la habrá visto con los ojos correctos.

La prensa de Venecia asoció la película con la coreana “Parásitos”. Ambas difieren formal y argumentalmente en casi todo; pero sí que tienen en común esa visión crítica de los distintos estadios sociales y de la violencia, casi inevitable, cuando ambas clases se encuentran. En el caso del film de Franco, esta fricción social es la coartada perfecta para la llegada de un mal aún mayor: la dictadura militar.

Personalmente creo que el retrato de la alta alcurnia (a la que pertenece el director) hubiera necesitado de otro igualmente certero por el lado de la clase obrera, a la que Franco esboza con carboncillo grueso, mostrándola casi como una horda, como los zombis en el cine de terror, en el primer tramo de la cinta y, posteriormente, disolviendo su presencia para centrarse en las desventuras de esta “niña bien” que trata de salir del barrio en el que ha quedado atrapada.

Franco no da puntada sin hilo; en su afán de no dejar títere con cabeza, la marea humana que da lugar al caos y la destrucción se ampara en un color tan bienintencionado políticamente, como es el verde. Color que forma parte, también, de la bandera mejicana. Todo un aviso a navegantes para que desconfíen por igual de las intenciones nobles como de las patriotas, pues pueden esconder intereses que terminen por estallar en nuestras manos.

Pero además en la pandemia actual, la llegada a nuestro día a día de términos como “restricciones de movilidad” o “Toque de queda”, potencian los sabores desasosegantes de esta incómoda cinta, tan atroz que cuesta calificarla como buena.

Nuevo orden

Nuevo orden

Nuevo orden

Lo mejor: Es un excelente puñetazo que nos viene bien recibir.

Lo peor: El desfile de truculencia al que llega te deja completamente descolocado


Vuestros comentarios

1. oct 31, 23:23 | Arturo

Levántate y piensa.

2. nov 1, 20:19 | tito jesús

Arturo, efectivamente.

3. nov 20, 04:14 | game of trolls

pelicula mexicana que te muestra dos clases de, podriamos llamarlo, “abuso”:
el primero se da cuando un grupo de gente no muy bien vestida como todos los ricachones de la fiesta en la que irrumpen empiezan a los corchazos (asi le decimos en argentina de manera coloquial a los disparos de arma de fuego) exigiendo, obvio, todo lo que no tienen y que a los ricos les sobra a patadas: cosas de valor.
como todo ricachon que se respete, viven en una nube de pedos personal donde creen que nada podra pasarles y recien caen en la cuenta de que son igual de vulnerables que cualquier otra persona cuando finalmente les suceden cosas como esta. encima ni enterados estaban los ricachones estos de que habia un estallido social (que nunca dicen a que se debe pero me parece que la razon poco importa cuando todos en tu vecindario rompen y saquean todo a su paso)
pero les decia al comienzo del comentario en el letreroso parrafo superior que habia dos tipos de “abuso”. bueno, ese otro es bastante, digamosle, jorobado ya que involucra militares armados… ¿alguien dijo dictadura? si señor, eso es lo que es. aca en argentina tuvimos bastante de eso y no fue muy lindo que digamos…

CONCLUSION puede pecar de no ser muy igualitaria por el tema de estar mas del lado de los “mas pudientes” (ricachones, bah…) pero es entretenida, actuada bien y no me aburriò. la escena del final es bastante, digamosle emmm… ¿shockeante? si, esta bien, ponele que si.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.