maldiciones

Candyman

Pecado blanco, castigo negro

Has filtrado por etiquetaa: maldiciones

The grudge (La maldición)

grgrgrgrgrgrgrgrgrgrgrgrgr

The grudge (La maldición)

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

The grudge (La maldición)

Si hay una saga del terror japonés que se haya exprimido hasta su última gota es Ju-on. Siendo siempre fiel a su formula original, esta maldición se transmite con más efectividad que el coronavirus por Madrid. Afecta a todo aquel que penetra en los dominios de una casa donde un tremendo dolor ha materializado un rencor sobrenatural que se pega a todo visitante que atraviese el vano de la puerta. Cursa, como las enfermedades, con alucinaciones, sensación de que alguien te agarra el tobillo, sonidos guturales, crecimiento de negrísimo pelo largo y muerte. Como toda epidemia que se digne, traspasa fronteras y tras cuatro casos en Japón (aunque en su país constan actualmente siete u ocho) Se han dado tres casos (remakes) en Estados Unidos. Ahora y de la mano de uno de los directores más prometedores en esto de causar escalofríos, llega un nuevo arranque de la franquicia made in U.S.A.

Una oficial de policía investiga una serie de crímenes sucedidos en una misma casa durante distintos años y, desobedeciendo las indicaciones del agente que se hizo cargo de los hechos en primera instancia, entra en la casa en busca de respuestas. Descubre algo dantesco al tiempo que se lleva consigo una maldición que estaba confinada al edificio.

Nicolas Pesce, responsable de la interesantísima “Eyes of my mother” y de la estilosa aunque más discutida respecto a su calidad “Piercing”, permanece fiel a la defragmentación de la trama que ha caracterizado.

Lo mejor: Una versión más adulta, oscura y sangrienta

Lo peor: Es más o menos lo mismo de las otras entregas. A ratos es plomiza.


Velvet Buzzsaw

Mucho arte y pocas nueces

Velvet Buzzsaw

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Velvet Buzzsaw

Dan Gilroy, director de Nightcrawler y Roman J. Israel, Esq, da el salto a Netflix. Y lo hace asumiendo las labores de dirección y de guionización de su nueva película, Velvet Buzzsaw (que traducido viene a ser algo así como “Sierra de Terciopelo”).

En Velvet Buzzsaw, Gilroy se adentra en el mundo del arte moderno, y arranca en tono de comedia satírica sobre el esnobismo y la superficialidad de este mundillo, dejando bastante mal parados a los distintos actores del mundo del arte (artistas, galeristas, vendedores y críticos) para luego ir mutando hacia algo más surrealista, perturbador y gore.

Un muy estereotipado y exagerado Jake Gyllenhaal es el crítico de arte Morf Vandewalt. Morf trabaja para una reconocida página llamada Artweb, y no hay nadie como Morf en este mundo: él crea y destruye carreras. Básicamente, en este mundo Morf es Dios. Rene Russo hace el papel de Rhodora Haze, una representante de arte ambiciosa y manipuladora con pocos escrúpulos. Ambos, Gyllenhaal y Russo funcionan bastante bien en pantalla, como amigos y como enemigos; el resto del reparto hacen lo propio de forma interesante, a destacar la siempre grande Toni Collete como Gretchen, una asesora de compras de arte, y el inquietante John Malkovich, que hace el papel de un prestigioso pintor en plena crisis creativa que nos lleva a un callejón sin salida (eso, o es una especie de sátira en sí mismo).

Lo mejor: la presentación de la trama, descubriendo esas obras extrañas de Dease y creando un buen clima de misterio y curiosidad.

Lo peor: el final. Deja muchos flecos sin atar, y nos queda una sensación de “lo que podía haber sido pero no fue”


The Bye Bye Man

Slenderclon

The Bye Bye Man

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1.5/5

The Bye Bye Man

Cuando tres estudiantes universitarios se mudan a una vieja casa fuera del campus, sin querer liberan a una entidad sobrenatural conocida como “Bye Bye Man”, que se apodera de los que descubren su nombre. Ellos intentarán salvarse mientras al mismo tiempo mantienen la existencia de su atormentador en secreto para salvar a otros de la misma suerte.

No sé en qué punto, entre que conocí de la existencia de la norteamericana “The Bye Bye Man” y pude llegar a verla, que pensé estar frente a un slasher sobrenatural de pura cepa, uno que claramente iba enfocado al público post adolescente. Craso error, esta película dista mucho de las aventurillas del bueno de Freddy Krueger, pareciéndo antes una reinterpretación de “Candyman” o, si preferís la versión escrita, “The Forbidden” de Clive Barker. El paralelismo literario no termina aquí, pues la presente serie B, aunque con resultados varias letras inferiores, también está basada en un relato breve. De hecho, debía ser tan corto que alargar la historia hasta el formato largometraje ha resultado la peor decisión posible.

Lo mejor: Los juegos mentales del Bye Bye Man, les he encontrado hasta un punto gracioso. Las camisetas del protagonista.

Lo peor: Actuaciones, fotografía, banda sonora y efectos especiales dignos de un telefilme.


Dark Waves

Pirati Vendetta

Dark Waves

Sophiane, un ex legionario francés, trae a su esposa Jazira a un nuevo hogar: una antigua torre junto mar abierto. Día tras día tienen que hacer frente a sucesos extraños, y pronto la pareja tiene que enfrentarse a un pasado que tanto deseaban olvidar. Un día, mientras está navegando, Sophiane encuentra tres pequeñas pepitas de oro que entrega a su esposa. Pero en realidad son dientes de oro que pertenecieron a tres piratas… que se levantarán del agua (y de la muerte) para recuperarlos.

Los chicos de EuroObscura nos traen información de su último estreno, la producción italiana Dark Waves (Bellerofonte), dirigida por Domiziano Cristopharo, todo un especialista en el género que cuenta con una veintena de títulos en su filmografía, un par de ellos, Flesh Mannequins: Totally Uncut y Virus: Extreme Contamination, posteriores al que hoy nos ocupa.

Triangle

Las pesadillas no tienen final

Triangle

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4.5/5

Triangle

Reedición de la reseña de Triangle, publicada originalmente el 16/12/2009.

Un día antes de la boda, la extensa familia al completo y los más allegados amigos de la pareja ideal formada por Robbert y Rosemary, se reúnen para cenar. La hecatombe matrimonial está a punto de iniciarse. Cámaras en marcha, presentación de personajes, todo el mundo ebrio, futura esposa durmiendo en una habitación separada y, de repente, el novio, la dama de honor y el hermano borracho jugando a “quién se vuela los sesos en primer lugar”. Una situación de partida ingeniosa e inteligente.

¡Arrolladora! Sin lugar a dudas, ese sería mi calificativo para resumir a esta pequeña joyita titulada Shotgun Wedding, desgraciadamente olvidada entre tanto bodrio filmado con cámara en mano. Es curioso, pero a veces me da la sensación de que son los peores found footage los que llegan a un público mayoritario. Hemos sido muchos - yo mismo me incluyo – los que nos hemos cebado con producciones tan horrendas como The Jungle, Aréa 407 o cualquier deleznable producto taquillero a la sombra de la saga Paranormal Activity; y sin embargo ahora me llega el momento de reseñar un found footage por el que de verdad ha merecido la pena invertir mi tiempo, y ni una sola alma la ha visto. No estoy diciendo que Shotgun Wedding sea una película perfecta, pero el entretenimiento está más que asegurado; y es realmente triste ver como películas de similar catadura, como la mencionada The Jungle, gozan de mayor alcance y distribución.

Lo mejor: Un guión tan serio como solido

Lo peor: Algunos la consideraran de efectismo fácil