remake

El callejón de las almas perdidas

mucho más largo que ancho

Has filtrado por etiquetaa: remake

El callejón de las almas perdidas

mucho más largo que ancho

El callejón de las almas perdidas

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

El callejón de las almas perdidas

Pese a que esta no va a ser una reseña especialmente positiva, me gustaría que fuera por delante mi absoluta admiración por el trabajo de Guillermo del Toro. Si hay alguien brillante a la hora de crear atmósferas mágicas y evocadoras en el cine norteamericano actual, sin duda ese es el gordo querido. Es también uno de los creadores que mejor han entendido la fantasía como aderezo a dramas, westerns o cine romántico, sin renunciar de cuando en cuando a genuino cine de terror. Su último trabajo, El callejón de las almas perdidas, es un remake muy particular, que deconstruye la trama del clásico de 1947 y la engasta dentro de una pieza de orfebrería visual con el sello genuino del mejicano. Se vale de dos lenguajes: Uno como en La forma del agua, que mezcla realismo nostágico con magia (muy en la línea de la serie Carnivale) y el otro una reimaginación de cine negro, muy próxima al comic, que podríamos emparentar con las adaptaciones de Sin city. Dos mundos que para este que firma no sólo no terminan de casar, sino que parecen constantemente ponerse la zancadilla y competir en una batalla que tiene como principal víctima al resultado.

Bradley Cooper interpreta a un vagabundo que logra enrolarse en la troupe de un circo de fenómenos que, en el albor de la segunda guerra mundial, recorren la Norteamérica más deprimida. Este perdedor de manual poco a poco va transformándose en un personaje de peso dentro de la organización del circo y comienza a interesarse por los trucos que emplean, para sacarle los cuartos a los incautos pueblerinos, una pareja de mentalistas (David Strathairn y Toni Collette). Su ambición irá creciendo en paralelo con el deseo que siente por una compañera de espectáculo (Rooney Mara), con la que planea una vida más grande llena de triunfos. Cuando sus metas empiezan a materializarse, una bella psicóloga (Cate Blanchett) le planteará un peligroso atajo para lograr lo que siempre ha deseado.

Lo mejor: Lo visual y las actuaciones son excelentes. Su cierre es escalofriante.

Lo peor: Demasiado confusa en su recorrido y poco verosímil.


Historias para no dormir

Con la cara lavada

Historias para no dormir

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

Historias para no dormir

Radiotelevisión española y los señores de Amazon unen fuerzas para lanzar, relanzar, mejor dicho, la mítica Historias para no dormir. Primera serie de televisión de género fantástico patrio, que vio la luz de la mano del genial Chicho Ibáñez Serrador en la década de los sesenta. Sus pesadillas, la gran mayoría de ellas adaptaciones de relatos de prestigiosos autores de literatura fantástica, venían a ser la respuesta ibérica a The Twilignt zone. Su puerta abriéndose en la oscuridad y el grito que la acompañaba forman parte del imaginario de varias generaciones.

Hace algo más de una década Telecinco se propuso relanzar el formato con sus Películas para no dormir (los derechos del título original pertenecen a RTVE) y un ramillete de grandes directores, el propio Chicho incluido, se animaron a crear un abanico de películas notables. Cuento de navidad de Paco Plaza, Para entrar a vivir de Balaguero o La habitación del niño de Álex de la iglesia, sin duda hubieran merecido mayor aplauso del que se llevaron en su momento.

En esta ocasión, en lugar de partir de guiones nuevos, se han readaptado cuatro de las narraciones originales...

Lo mejor: No se limitan al remake sino que logran entidad propia.

Lo peor: No cumplen con el título porque el terror prácticamente brilla por su ausencia.


Cube (2021)

Regresamos al cubo, pero hablando en japo.

Cube (2021)

Un grupo de personas que no se conocen entre sí se encuentran encerradas en el interior de una estructura cúbica sin saber cómo han llegado allí. Pronto descubren que, a través de las caras de ese cubo, pueden acceder a otros cubos similares y deciden intentar escapar, aunque la compleja estructura no se lo va a poner fácil, y muchos de estos habitáculos rebosan trampas mortíferas.

Han pasado 23 años del estreno de Cube. Hace 23 años, centenares de espectadores quedaron sorprendidos en el Festival de Sitges con la opera prima del muy prometedor director italiano Vincenzo Natali, que al menos, para el que esto firma, no ha vuelto a alcanzar este nivel. De hecho, se coronó como la mejor película en la 31ª edición de certamen. Mucho se ha tardado, después del éxito y culto creado, en llevar la obra al tan explotado territorio del remake del siglo XXI. Y no, no han sido los de Hollywood, al menos por ahora, sino los japoneses. Y es que Cube vuelve a saltar a la palestra con un inesperado teaser surgido en las red los últimos días. El director de esta nueva versión es Yasuhiko Shimizu, cuya única otra película es una curiosa incursión en el terror, con toques bastante sádicos, titulada Vise. La película se estrenará en Japón el próximo 22 de octubre.

The beast

Sólo puede quedar uno.

The beast

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

The beast

Creo que no se le escapa a ningún aficionado al cine de entretenimiento, y menos aún tras el éxito de Parásitos, la increíble solvencia que tiene el cine surcoreano. Sus producciones presumen de una arrebatadora calidad técnica a la hora de encuadrar o mover la cámara, y en función de dotar de potencia a sus historias no se andan con cortapisas, aunque son sumamente elegantes a la hora de rodar violencia o sexo. Son estos rigores, tanto técnicos como narrativos, los que han terminado de seducirnos en occidente y nos hacen valorar e interesarnos por las propuestas que nos llegan desde allí.

Hoy vamos a hablar de the beast, el último fenómeno de los thrillers coreanos. Taquillazo en su país, es una cinta policial en toda regla, que se cuela en esta web prioritariamente de cine fantástico, por su violencia y porque salta de cuando en cuando en su narración por el género de psicópatas.

Lo mejor: muchas sorpresas con un ritmo notable.

Lo peor: Tantos giros resultan agotadores


Rabid (2019)

¿Nos causará rabia a los fans de Cronenberg?

Rabid (2019)

Rose es una mujer tranquila y modesta que sueña con ser diseñadora de moda. Un día sufre un accidente que la deja prácticamente irreconocible, por lo que sus sueños se van al traste de la noche a la mañana. Desesperada por recuperar su aspecto, acepta someterse a un tratamiento experimental con células madre que no sólo recompone su piel, sino que la convierte en una mujer de una tremenda belleza. Sin embargo, cuando atraviesa su mejor momento en la vida tras la operación y piensa estar en la cresta de la ola, las cosas comienzan a torcerse. Pronto aprenderá que todo en la vida tiene un precio.

Era cuestión de tiempo que el mundo del remake se fijase en la filmografía de David Cronenberg. Y lo hace tirando de una de sus primeras películas, de aquellas de sus rompederos y (todavía) más extraños y malsanos inicios. Rabid (1977) fue la segunda propuesta que dirigía el maestro de la “Nueva Carne”, tras su primera y polémica Vinieron de dentro de… (1975). ¿Lo interesante de este remake? Pues que detrás andan las no menos extrañas y malsanas Soska Sisters. Vale, después de su brutal ópera prima, American Mary (2012), no han vuelto a demostrar el potencial que se las presupone. Ahí quedan cosas tan correctas como olvidables tipo See No Evil 2 y Suburban Gothic, ambas de 2014.

Muñeco diabólico

La mala educación

Muñeco diabólico

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

Muñeco diabólico

Además de perder el “El” en su título en español, la octava aparición del popular Chucky se deja por el camino su origen sobrenatural y la supervisión de su padre: Don Mancini. Metro-Goldwyn-Mayer es propietaria de los derechos de la primera entrega por lo que, pese a la negativa de su creador, este reinicio de la historia se ha hecho posible. Tenemos que decir que las decisiones de Orion respecto a sus innovaciones han resultado un fenomenal lavado de cara y seguramente van a generar una buena legión de nuevos seguidores contentando también a los clásicos que andábamos algo desencantados con las últimas entregas.

Chucky nace en esta ocasión como venganza de un trabajador explotado, en una remota factoría de Vietnam, contra la multinacional que lo fabrica. El técnico elimina en el muñeco todas las inhibiciones que tiene de serie y sin que nadie se percate del cambio el juguete es enviado a los Estados Unidos. Sus primeros propietarios deciden devolverlo (en una secuencia con una velada crítica a Trump y sus votantes) y antes de ser enviado a la fábrica, es rescatado por Karen (Aubrey Plaza) como regalo para su hijo Andy: un retraído joven algo mayor para andar con juguetes.

Lo mejor: Revisa y reinventa el mito con tecnología.

Lo peor: Su esquema no innova lo más mínimo y en su deseo de hacer taquilla no explota muchas de sus ideas.