Has filtrado por etiquetaa: serie B

Awaken the Shadowman

Matrícula tus hijos en la escuela de Satán

Awaken the Shadowman

Después de la misteriosa desaparición de su madre, dos hermanos separados al nacer se reúnen y descubren una fuerza sobrenatural desconocida.

Fijaos en su tráiler: ¿Basado en un fenómeno actual? Muy bien, antes de que Nelson Muntz haga su necesaria aparición, ¿alguien podría explicarme qué coño significa eso? Supongo que en Estados Unidos está al orden del día la entrega de tu primogénito a un representante de Satán en la Tierra. Al menos eso he querido entender de un tráiler tan confuso como la mente de su creador: J.S. Wilson. El cual ha necesitado la ayuda de tres guionistas, “don nadies” que en breves estarán sirviendo frapuchinos en un “Starbucks”, para hilar este debut de dudoso gusto. Pero oye, aquí encontraréis a vuestro servidor para informaros de estas mierdas mientras escucha a “The Jasons”, circunstancia mucho más interesante que “Awaken the Shadowman”.

Residue

De esmegma y cine costroso

Residue

El investigador privado Luke Harding roba un raro tomo de hechizos propiedad del señor de los bajos fondos, el Sr. Fairweather. El libro es un artefacto sobrenatural muy buscado y peligroso, el rival más peligroso de Fairweather, el enigmático Mr. Lamont, persigue a Luke con sus violentos secuaces. Mientras el submundo criminal anda desesperado por hacerse con el libro y usar su poder para sus propios intereses, el Mal comienza a arraigar en el apartamento de Lucas, poniendo su alma eterna y la de su hija en peligro.

¡Ostia que póster tan feo! Y aún así, no sé qué extraño morbo se ha despertado dentro de mí que me apetece un montón ver “Residue”, surgida de las cloacas canadienses. Quizás se trata de esa extraña mezcla de cine negro, lucha libre, demonios, excrecencias varias y tomos prohibidos. Lo que desde luego no genera expectación es su acabado barato y el elenco elegido, y eso que cuenta con dos viejos secundarios de lujo como son William B. Davis (el fumador de “Expediente X”) y Matt Frewer (el mismísimo Max Headroom entre muchos otros trabajos, como Moloch en “Watchmen”). Pero quitando a estos dos señores de la vieja escuela, el resto de los actores dan una sensación de serie Z aun más pronunciada a este residuo, gracioso nombre que ya preludia las bromas sobre higiene masturbatoria.

Demencial

Tormenta emocional

Demencial

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

Demencial

Tres chicas, tres, y no son brujas. Sólo universitarias que acaban en una mansión ominosa cuando sufren un accidente de camino a un festival de música y muchachos guapos. El lugar donde se recuperan de sus heridas está dominado por una anciana en sillas de ruedas con un carácter dulce con las mujeres y cruel con los hombres, la sombra de su locura despertará las ansias de sangre de un psicópata que merodea por la zona.

“Demencial”, una traducción más acertada del título original, “Unhinged”, sería “desquiciado”: tristemente famosa por ser una de las ilustres películas incluidas en la lista británica de los “video nasties”. Durante los ochentas, quién lo podría imaginar, Inglaterra, o Melniboné habida cuenta de la proverbial soberbia que los llevará a su fin dentro de los Reinos Jóvenes, vio como su ministerio de cultura decidía prohibir el estreno de aquellas películas consideradas de mal gusto. Un país con una larga tradición cultural dentro del terror, me da igual si más o menos explícito, se dedicaba a censurar la cultura cuando venia poblada de asesinatos, sexo y palabras procaces… ¡como si alguna de las grandes obras de Shakespeare fueran destinadas al público infantil!

Lo mejor: La opresiva ambientación, creo que involuntaria gracias a un uso deficiente de la iluminación.

Lo peor: Malas actuaciones y una innecesaria tendencia a alargar escenas de relleno: ¡se hace larga y sólo dura 75 minutos!


The Bye Bye Man

Slenderclon

The Bye Bye Man

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1.5/5

The Bye Bye Man

Cuando tres estudiantes universitarios se mudan a una vieja casa fuera del campus, sin querer liberan a una entidad sobrenatural conocida como “Bye Bye Man”, que se apodera de los que descubren su nombre. Ellos intentarán salvarse mientras al mismo tiempo mantienen la existencia de su atormentador en secreto para salvar a otros de la misma suerte.

No sé en qué punto, entre que conocí de la existencia de la norteamericana “The Bye Bye Man” y pude llegar a verla, que pensé estar frente a un slasher sobrenatural de pura cepa, uno que claramente iba enfocado al público post adolescente. Craso error, esta película dista mucho de las aventurillas del bueno de Freddy Krueger, pareciéndo antes una reinterpretación de “Candyman” o, si preferís la versión escrita, “The Forbidden” de Clive Barker. El paralelismo literario no termina aquí, pues la presente serie B, aunque con resultados varias letras inferiores, también está basada en un relato breve. De hecho, debía ser tan corto que alargar la historia hasta el formato largometraje ha resultado la peor decisión posible.

Lo mejor: Los juegos mentales del Bye Bye Man, les he encontrado hasta un punto gracioso. Las camisetas del protagonista.

Lo peor: Actuaciones, fotografía, banda sonora y efectos especiales dignos de un telefilme.


From a House on Willow Street

Secuestro Infernal

From a House on Willow Street

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

From a House on Willow Street

Tres hombres y una mujer, presos de dudosas motivaciones, deciden secuestrar a la hija de un rico comerciante. Todo sale a pedir de boca, quizás demasiado, hasta que le moza en cuestión revela que bajo la falda no esconde ni conejo ni rabo, si no un demonio “terrrrrrible” que amenazará las almas de nuestros protagonistas.

“From a House on Willow Street” prometía ser uno de los estrenos fuertes de este trimestre a pesar de la escasa fe que le resta a uno en las venas. Sin embargo nos encontramos ante las peores maneras de la serie B, concretamente encarnadas en una historia y guión que gozan de desarrollo típico de sus diferentes clichés. Es decir, el qué y el cómo lo hemos visto miles de veces… y bastante mejor. El origen creativo de la película tiene una clara intención: Rápido no sea que los “home invasion”, aquellos capaces de darle la vuelta a la tortilla como “No Respires” o “You’re Next” (donde precisamente encontramos a la protagonista de la presente), pasen de moda. ¡Ya le gustaría a esta película parecerse a alguna de las citadas! El clásico caso de explotación realizada a toda prisa y encubierta tras un bonito póster, lo mejor de la película sin duda. Si me apuráis os diré que prefiero afrontar obras de pelaje similar, pero provenientes de Italia y con un par de décadas a la espalda, al menos son más entretenidas o incluso puedes echarte unas risas a su costa.

Lo mejor: Su magnífico póster.

Lo peor: Un ridículo guión


Galaxy of Horrors

Ocho estrellas fugaces

Galaxy of Horrors

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Galaxy of Horrors

La génesis de esta antología sería el festival canadiense “Little Terrors”, especializado en cortometrajes de género. En concreto la colección que hoy os presentamos recopila ocho de los mismos, seleccionados y auspiciados por el magazine “Rue Morgue”. Unificados por su temática, básicamente ciencia ficción oscura, suponen una variada exposición de historias cuya escasa duración no es óbice para la calidad. Sorprendentemente, e incluso dada la falta de continuidad entre los segmentos, “Galaxy of Horrors” ofrece una selección estupend teniendo en cuenta los cánones actuales. Las diferentes proveniencias de los cortometrajes, algunos datan su producción en 2007, dan una fuerte sensación de batiburrillo, algo que no puede evitar un segmento de unión plano y prescindible, pero al menos ganamos en nivel creativo. Pues cada autor contó total libertad para volcarse a muerte con su propia historia, resultando en pequeños productos muy dignos.

Lo mejor: Hay segmentos mejores...

Lo peor: ... y los hay peores