Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Tears of Kali

Tears of Kali

Arrodillaos ante la Diosa Kali

Tears of Kali

Ver ficha completa

  • Título original: Tears of Kali
  • Nacionalidad: Alemania | Año: 2004
  • Director: Andreas Marschall
  • Guión: Andreas Marschall
  • Intérpretes: Mathieu Carriere, Peter Martell, Cora Chilcott
  • Argumento: A finales de los setenta surgieron varias comunas y grupos de auto-descubrimiento que combatían lo que ellos consideraban como enfermedades del mundo occidental.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Tears of Kali

Tears of Kali es el primer largometraje del director alemán Andreas Marschall. Obviamente nos encontramos ante una producción de bajo presupuesto además de con un director y guionista primerizo, con una falta de experiencia importante. A pesar de ello resultó ser una de las sorpresas del año en 2004, año en el que la película vio la luz, ganando varios premios y reconocimientos tras su paso por diversos festivales. Por suerte veremos una mejora importante y una consolidación como director en su segunda incursión cinematográfica, Masks, película que tuve la oportunidad de ver hace muy poco y que comenté recientemente en Almas Oscuras.

A finales de los setenta, Poona era uno de los principales destinos para aquellos que se buscaban a sí mismos. Allí se establecieron varias comunas y grupos de auto-descubrimiento que combatían lo que ellos consideraban como enfermedades del mundo occidental. Pero entre todos ellos destacaba el grupo Taylor-Eriksson, que existía envuelto en un aura de misterio y no aceptaba ningún límite para sus experimentos. Hubo extraños rumores acerca de este grupo y la desaparición de varios de sus miembros hasta su disolución a finales de 1983.

Tears of Kali es una antología algo compleja. Nos encontramos con una narrativa estructurada en tres historias con dos nexos en común: la famosa secta de Taylor Eriksson, ubicada en la India y la diosa hindú Kali. El montaje, en líneas generales, es bastante bueno; sabe sacarle partido a esa atmósfera religiosa hindú tan espeluznante y acertada, además de otorgarle cierto realismo a tener en cuenta (es, sin duda, uno de los mayores aciertos del film). Todo esto acompañado de una banda sonora excelente; en pocas palabras, toda una joyita visual y musical. También es lo suficientemente original como para mantener el interés durante sus 106 minutos de duración. El tema de los sectarios no estaba tan manido por aquel entonces y, mucho menos, desde la perspectiva con la que se iba a afrontar y, sobre todo, el cómo lo iba a contar Marschall en su debut. El mayor problema que le veo a Tears of Kali es que no termina de destacar en ningún momento, ni termina de desarrollar la idea en sí; todo queda en algo inconcluso e insatisfactorio. Y tampoco nos ayuda esa exagerada duración, que nos hace preguntarnos por ese punto en el que la trama llega a complacer de verdad y ese otro punto en el que llega a saturar. Es importante dejar claro que la película juega tanto con lo psicológico como con lo sobrenatural. Es por eso que requiere de un espectador con mente abierta capaz de soportar esa ambivalencia y esos múltiples conceptos tan abstractos de carácter religioso con los que la película pretende jugar.

En cuanto al reparto resulta bastante correcto siempre y cuando tengáis la oportunidad de ver la película en versión original. Si la veis doblada, el tema de las interpretaciones es un apartado que os sacará de quicio en más de una ocasión, incluso puede llegar a resultaros todo algo forzado y sobreactuado (como es habitual cuando nos encontramos ante un doblaje pésimo). En pocas palabras: si la veis, procurad que sea en VOSE, por lo menos en lo que respecta al primer visionado.

Capítulos uno Shakti

“Shakti, es energía, en ella aparece la gente. Madre de la oscuridad. Madre de la luz. No hay personas solo está ella.”

Una escritora busca respuestas en un hospital psiquiátrico sobre la muerte de un hombre llamado Samarfan, con la intención de poder escribir sobre lo que ocurrió realmente. Para ello interrogara a la supuesta autora del crimen, Elisabeth Steinberg, también conocida como Shakti.

Primera historia de la antología. Personalmente este primer capítulo me dejó sensaciones algo contradictorias. Por un lado nos encontramos con una ambientación bastante buena y una serie de flashbacks de lo más inquietantes y oscuros, rodados en blanco y negro al más puro estilo “found footage”. Además de unos minutos finales de lo más sangrientos, en los que se hace uso de un “gore glam” muy parecido al de Argento (por esa razón me sorprendió tanto no verlo en “Masks”); y un contraste interesante entre “luz” y “oscuridad” que es básicamente lo que viene a explicar con eso de: Shakti.

Sin embargo luego nos encontramos con una narrativa de lo más compleja (es de esas veces en las que tienes que coger apuntes para poder seguir la trama), semejante al de una telenovela sobre ocultismo. Lo que me recordó mucho a Fulci (además de un par de homenajes a ciertos films de éste) es que todo resulta, en última instancia, muy abstracto y de difícil digestión. A todo ello hay que sumarle un ritmo lento, que se hace algo pesado de soportar. De todos modos es un capítulo pasable y un comienzo interesante.

Capítulo dos Devi

“Devi, sinónimo de Shakti “
Robin Borg, un joven con problemas para controlar su ira, es obligado a asistir a la consulta del Dr. Steiner; el cual le someterá a una terapia algo fuera de lo común.

En Devi ya experimentamos una cierta mejoría. Nos encontramos con una historia mucho más simple y directa. En esta historia podemos apreciar más el estilo personal de Marschall, como su ya habitual “marca escatológica” (marca que también podemos apreciar en Masks). Además se aleja de lo sobrenatural y propone algo más psicológico - cosa que se echaba mucho en falta dado el tema principal de la película, los sectarios – , y concluye con un clímax final imprevisible y enfermizo. Es, sin lugar a dudas, la mejor historia de la antología. Te deja con ganas de más.

Capítulo tres Kali

“Kali, Devi y Shakti forman como una especie de Trinidad (por llamarlo de alguna forma), es decir, ambos nombres se pueden utilizar para designar a un mismo ser: a Kali (también conocida como “Sombra”)”

Un curandero se reúne junto a sus seguidores/clientes en un apartado edificio con la intención de curarlos, a pesar de que éste haya perdido su capacidad sanatoria. Entre ellos se encuentra una mujer, Tilde, que sufre de un extraño dolor en la espalda.

La mayor diferencia entre esta última historia, Kali, con respecto a las anteriores - Devi y Shakti – , es que por fin vamos a apreciar el poderío de la “Diosa Kali” en su máxima expresión. Personalmente es la que menos me ha gustado. Su duración es exagerada y le falta cierto factor sorpresa importante, ya que se nos presenta una trama algo similar al de la primera historia pero presentándola desde una perspectiva mucho más oscura y no tan liosa (cosa que es de agradecer, pero no deja de ser mediocre y repetitivo). Además resulta ser la historia más típica y previsible de todas, dejando una sensación de insatisfacción importante (no indaga lo suficiente en lo que realmente interesa: la secta de Eriksson). Bajo mi punto de vista, Tears of Kali se merecía un final mejor.

En resumen, Tears of Kali es una antología a tener en cuenta. Resulta ser una película entretenida y peculiar, muy lejana a los propuesto posteriormente por Masrchall en Masks, pero que se puede ver perfectamente pese a su bajo presupuesto. Recomendable para fans de los sectarios, de las antologías y del cine indie.

Imágenes de la película

Tears of Kali

Tears of Kali

Tears of Kali

Tráiler

Lo mejor: La ambientación, la premisa, el gore glam de la primera historia y el guión de la segunda.

Lo peor: El final y su exagerada duración.

Vuestros comentarios

1. nov 26, 00:13 | Abocado

Recuerdo haberla alquilado hace varios años cuando el cine para mi era solo un pasatiempos y no la pasión de hoy día pero aun así me gusto bastante.Recuerdo muy poco sobre ella pero se que me dejo una buena sensación por lo que la voy a ver otra vez ahora con mas conocimiento del tema y espero mis buenas sensaciones de reafirmen.

2. nov 26, 08:57 | Gandalf12

Peli muuu irregular… apunta ideas interesantes pero no las desarrolla acertadamente…
Lo peor, la factura, muuuu serie B, con un estilo visual mu ramplón y una música d lo más chapucera…
Saludetes…

3. nov 26, 20:55 | RedRum

Abocado.-Yo te animo a que le des un segundo visionado, pierde un poco la última historia pero el resto gana un montón comparado con la primera vez. Saludos Abocado :).

Gandalf12.-
“Lo peor, la factura, muuuu serie B, con un estilo visual mu ramplón y una música d lo más chapucera”

No, no del todo, no sé si has visto mucho cine indie o no. Pero te aseguro que la factura de “Teras of Kali” es de lo mejorcito que te puedes encontrar. Y no entiendo bien a qué te refiere con música chapucera, cuando la mayoría de las películas del cine indie actual no tienen banda sonora, tenerla ya es todo un logro y bajo mi punto de vista la de “Tears of Kali” es bastante decente y original (explota muy bien esos sonidos hindúes, que tanto requiere la atmosfera). Saludos Gandalf12 :).

4. nov 27, 01:36 | Randolph Carter

Madre mía, si es que tengo que sacar tiempo hasta de debajo de las piedras! Pero esta queda apuntada, amigo RedRum! Muy buena reseña ;)
Saludos!

5. nov 27, 09:31 | Gandalf12

Aclaro, RedRum… con el tema d la factura m refiero a q no m gustó para nada el estilo visual d la peli, lo encontré rollo setentero chungo, casi grindhouse… muchos primeros planos, fotografía tosca y pobretona, etc… m pareció, directamente, como anticuado, obsoleto, no sé mu bien como explicarlo…
La música, sobre todo la del segundo capítulo, m chirrió mucho en el sentido d q no m cuadraba para nada con las imágenes… la vi fuera d contexto y no m gustó nada…
Pa gustos colores, verdaaaa…
Saludetes…

6. nov 27, 16:55 | RedRum

Randolph Carter.-Gracias compi, por cierto estate atento al correo que te voy a pasar los subs de masks por si te apetece verla.

Gandalf12.- Ok, vaaaa pero de eso a q la pongas de serie b pa arriba como q no, ahí te equivocas. El que no te gustará (la música y la atmosfera; y los homenajes que hace) lo respeto, pero que me digas q la música es “chapucera” pues no lo entiendo. Tampoco soy un entendido ni naa por el estilo (tampoco creo que me haga falta), pero he visto mucho cine indie y como espectador, sé cuando hay un gran esfuerzo (sea para bien o para mal, como es tu caso) y cuando no (ej reciente: citadel; no tiene ni siquiera banda sonora). Saludos Gandalf12 :).

7. nov 28, 08:57 | Zalomero

RedRum: ¿qué programa has utilizado para hacer los subtítulos? Llevo tiempo buscando alguno decente y siempre he salido escaldado…

8. nov 28, 16:53 | RedRum

Zalomero.- Yo de “software libre” te recomiendo dos dependiendo de la traducción que vayas a a hacer:

1.- Para traducir subs de otro idioma, te recomiendo:
SubtitleWorkshop 4; sencillamente porque te permite manejar las dos versiones a la vez, este es el que he utilizado para los subs de Masks.

2.-Para traducir a oído, es decir, crear tus propios subs; te recomiendo: DivXLand Media Subtitler. Al principio cuesta un poco porque tienes que tener muy buen pulso y muy buen oído, yo solo lo he utilizado una vez pero el resultado fue bastante favorable.

Saludos Zalomero :). Si tienes alguna duda más puedes ponerte en contacto conmigo vía email, te puedo ayudar en lo que quieras. Una vez que te acostumbras es muy sencillo.

9. nov 29, 00:16 | zalomero

Gracias!

Hasta el momento sólo he hecho dos subtítulos, y las dos veces he ido cambiando linea a linea subtítulos de otros idiomas. Me hubiese venido muy bien el SubtitleWorkshop :)

Estoy pensando en currarme unos desde 0 de la película francesa “Game Over: se acabó el juego”. Seguro que en Almas más de uno la conoce XD

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.