Estás aquí: Página de inicio » Críticas » The Cloverfield Paradox

The Cloverfield Paradox

Lío cuántico

The Cloverfield Paradox Reseña

Ver ficha completa

  • Título original: The Cloverfield Paradox
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 2018
  • Director: Julius Onah
  • Guión: Oren Uziel
  • Intérpretes: Gugu Mbatha-Raw, David Oyelowo, Daniel Brühl
  • Argumento: La Tierra se queda sin energía. En lugar de tomar un Monster, la humanidad experimenta con un acelerador de partículas para obtener energía perpetua. ¿Resultado? Cagada.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5

 photo TCP_Interior_zpshldmqs9x.jpg

Esta reseña puede contener destripes.

La Tierra sucumbe a una crisis energética sin precedentes, provocando tensiones entre todoslos países del globo, al borde de una tercera guerra mundial. Ni energía eólica, solar, hidráulica, nuclear o de fricción de pollas; como especie evolucionada mandemos una estación espacial a orbitar alrededor del planeta para que jugueteen con un acelerador de partículas y obtener energía perpetua. Teniendo en cuenta el gasto energético de poner en marcha una operación así, todo parece muy coherente.

Desgraciadamente, tras varios fracasos, uno de los intentos parece tener éxito, pero en realidad algo ha salido mal. La tripulación a bordo de la estación “Cloverfield”, un grupo de nacionalidades variopintas y muy bien preparado tanto a nivel formativo como dramático, descubre horrorizada como ha sido catapultada a una dimensión alternativa donde la materia y el espacio toman, al margen de las leyes físicas, sus propias decisiones, todas ellas terroríficas. Es más, ¿qué terribles consecuencias tendrá para el Universo este pliegue de la razón y la lógica? ¡Más películas sin fundamento alguno!

La partícula de mis cojones, ¿pero qué coño es esto? Pondría la mano en el fuego porque J. J Abrams le da muy fuerte a la cazalla, dispuesto a producir cualquier mojón para, con dos martillazos, convertirlo en otra muesca de su fusil cargado de efectismos. Como estrategia mediática “TheCloverfieldParadox” ha sido todo un éxito, una demostración de la capacidad de sorpresa que todavía conserva el medio; como cine, el nuevo largometraje de la saga (¿?) “Cloverfield” sintetiza los peores defectos de la maquinaria hollywoodiense y pocos de sus atractivos. Durante la retransmisión de la “Superbowl”, evento deportivo que reúne frente al televisor a varios millones de estadunidenses, se anunciaba que, tras la misma, el monopolio del streaming conocido como NETFLIX estrenaría la esperada continuación de la saga de los monstruos en segundo o tercer plano, las lagunas argumentales y las piruetas visuales innecesarias. La cinta se esperaba en cines durante el último trimestre de este año y poco o nada se sabía de su argumento, siendo mayúscula la estupefacción del respetable ante un proyecto que mezclaba la ciencia ficción y el terror de forma nada imaginativa, aunque satisfactoriamente resuelto en el apartado gráfico. Poca originalidad cuando se tratan paradojas, sin ir más lejos, copia ciertos aspectos de “AnotherEarth” de manera poco sutil.

En cuanto a respuestas, parte del público necesitaba saber qué relación hay entre las diferentes piezas del puzle, no encontraréis más cohesión que diez segundos escasos donde un científico afectado por las paranoias explica la posibilidad de que encontrar el Bosón de Higgs (¿2013?) provoque alteraciones en la realidad, de forma que, literalmente, aparezcan monstruos, demonios y “cosas raras” tanto en el presente como el futuro, sin olvidarnos de todas las dimensiones todavía por descubrir. Ya está, ¡tomad unión cabrones! Añádanle un bicho feo al final del metraje y ya tiene otro “Cloverfield” para consumir cual salchipapa. Al menos hasta que “Overlord”, la cuarta entrega, sea estrenada a finales de este año. Pues, ¡oh, maravillas del marketing “millennial”!, resulta que un nuevo largometraje, esta vez ambientado en la segunda guerra mundial, promete dar alguna respuesta más sobre este universo cinematográfico que no debería existir como tal. Esta vez prometen una distribución vía cines, ¿será verdad?

La cuestión es que con estas pequeñas gotitas de información,Abrams ha conseguido revolucionar a la comunidad del cine fantástico que se debate entre calificar todo esto de mamarrachada o genialidad. Creo que existe un punto intermedio desde donde se observa una encomiable intencionalidad a nivel global, pero la ejecución deja mucho que desear. Obsérvese, por ejemplo, que el final de “Paradox” directamente alude al comienzo de la cinta de 2008, intentando crear un círculo perfecto, pero… ¿estaba Nueva York en una situación de crisis energética tan brutal? Saquen sus propias conclusiones y piensen que al final del día lo importante es que la película de marras sea entretenida y de calidad, este no es el mejor de los casos.

Como decía, la película se ve bastante “bonita”. No en vano se ponían sobre la mesa veintiséis millones de dólares, nada espectacular para los cánones del cine masivo, pero la suficiente pasta como para que la decisión de la “Paramount” de no estrenarla en salas comerciales demuestre poca confianza en su propio producto. Dudas que se ven justificadas a tenor de la tibia experiencia en que se convierte “TheCloverfieldParadox”, relacionada con sus predecesoras por los pelos, ese sería el menor de los pecados, y dolorosamente estúpida en el desarrollo de su historia, demostrando mucha prisa o vagancia a la hora de entender los entresijos de la ciencia ficción y como salpimentarlos con terror genuino, aquí más bien casposo.Se nombra como principal responsable a Abrams por ser la cara más visible del proyecto, al fin y al cabo la idea de crear una serie de películas que no tienen nada que ver entre ellas y hacernos pensar lo contario es cosa suya. Sin embargo en este caso, a diferencia de “10 CloverfieldLane”, un thriller de calidad donde el gravísimo problema estaba en sus últimos diez minutos, la culpa de que el argumento se torne ridículo debemos achacársela a Oren Uziel, escritor que acumula un currículo bastante lamentable con “Freaks of Nature” o*“Infiltrados en la Universidad”*.

Entendámonos, más de tres décadas después vuelvo a ver*“Dune”* de David Lynch y sigo creyéndome su universo netamente fantástico, dejando la racionalidad a un lado de mil amores; o accediendo a “2001, Odisea en el Espacio” sigue asombrando la capacidad de credibilidad de la que hace gala su parte especulativa. “TheCloverfieldParadox”, al contrario, se reviste con una capa de ciencia leída en Twitter para intentar justificar una ristra de tonterías argumentales que sonrojan y molestan al espectador lúcido. Obviamente no necesito un tratado de física cuántica para disfrutar de la ciencia ficción, casi al contrario, no soy tan clasista, pero cuando la incoherencia, sustentada sobre ninguna lógica, campa a sus anchas por una película, queriéndonos hacer ver la inteligencia de su guion, tratándose a sí misma con seriedad mortal… ¡Amigo, normal que nos sintamos insultados!
Digamos que Uziel justifica sus cagadas, literalmente, diciendo que cuando la estación espacial viaja entre dimensiones cualquier cosa extraña puede suceder. Supongo que eso explica porque un grupo selecto de científicos e ingenieros olvidan siquiera orientarse mediante las constelaciones o la posición relativa al Sol (“¡La Tierra no había desaparecido, estaba detrás nuestro, tras el Sol!”). Aunque mi estulticia favorita es la absoluta fe de la tripulación en que reactivando el acelerador de partículas volverán a su dimensión por arte de magia. Es decir, replicarán un fenómeno de magnitudes cósmicas que ni siquiera saben cómo funciona o cómo han provocado previamente. No sé ustedes, pero un brazo cercenado escribiendo mensajes con un bolígrafo, por muchos que sea un homenaje a Cosa de la familia Addams, me parece una forma muy infantil de tirar piedras sobre tu propio tejado cuando estás realizando una cinta de terror espacial. Hasta “Life”, que no me parece gran cosa, supera argumentalmente con creces a este esperpento.

Por otro lado reconozco que técnicamente, de manera especial durante su intrigante fase inicial, “TheCloverfieldParadox” se deja ver con sumo gusto. Julius Onah*(“TheGirls in Trouble”) dirige con solvencia a un grupo de actores que realizan una tarea encomiable para sostener la credibilidad del desaguisado argumental que supone este encargo. Me ha gustado especialmente *Daniel Brühl, aunque también es cierto que existe un punto de cachondeo soterrado bajo todas las interpretaciones, como si los actores supiesen que sus personajes están atrapados en una ambientación ridícula. Nada que objetar tampoco con la banda sonora, efectos especiales, decorados, montaje o fotografía; es lo único que invita a ver cómo se va a resolver la trama.

Y en definitiva, se puede soportar mucho mejor que “Alien: Covenant”, el mayor insulto a la ciencia ficción terrorífica desde “DD5: Espacio Muerto”. No es poca cosa para los tiempos que vivimos.

Imágenes de la película

 photo TCP_1_zpsixjalkyt.jpg

 photo TCP_2_zpsp1y74xfp.jpg

 photo TCP_3_zpsiyunfqcg.jpg

Lo mejor: Estupenda manufactura.

Lo peor: Pedazo de guión.

Vuestros comentarios

1. feb 9, 19:37 | AZOTE

Capítulo random de serie cifi estirado como un chicle para rellenar metraje hamijos.

Y esto de Cloverfield ya es Lost 2.0. Meten desde monstruos a ovnis pasando por multiversos. Mañana igual son zombis o enanos bailando en salas rojas.

2. feb 9, 23:07 | Arconte

Un sinsentido total. Hasta que prenden la puta maquina se deja ver (minuto 18, mas o menos), después es un sinsentido total. La idea de que puede pasar “cualquier cosa” no tiene lugar en un film de ciencia ficción mas o menos hard. Toda la secuencia del brazo es para echarse a reír o a llorar, depende el estado de animo. Me imagino que cuando Netflix los sopapeo con un fajo de 50 millones, los ejecutivos de la Paramount le cedieron la película sin rechistar.

3. feb 9, 23:47 | Elchinodepelocrespo

Decepcionante…

4. feb 10, 00:03 | MASP

El escaso mérito radica en no haber rodado lo mismo tres veces en cada entrega, esto es, una nueva trilogía american-kaiju, claro que para eso ya tenemos en ciernes a “Pacific Rim 2”. Y por otro lado, visto el resultado igual le hubiera ido mejor abrazando la vieja fórmula del “más y mejor” en cada entrega. Creo que han querido mezclar thriller psicológico y ciencia ficción y el resultado está en tierra de nadie.

Casi que para este tipo de cócteles me quedo con “Horizonte Final” (quizá el mejor film de Paul W. S. Anderson aunque yo sigo disfrutando con la primera entrega de Alien Vs. Predator).

Pero bueno, no perdamos la fe, que a la vuelta de la esquina nos espera “Aniquilación” de Alex Garland y la cosa promete bastante. Saludos!

5. feb 10, 12:50 | BrainDamage

Una auténtica pena. El guión es un mojón del tamaño de la Alhambra. Otra más para el olvido.

6. feb 10, 13:35 | Nahuel

abrams es puro hype y nada de sustancia, como realizador es mediocre, como empresario, le salen muy bien las suyas

7. feb 11, 02:18 | Skalope

Puso pasta M. Rajoy para acabar de cubrir el presupuesto?. El uniforme de la tripulación, visto de lejos, describe una especie de senyera en la parte izquierda y, el ruso, se transforma en Junqueras con el tema del ojo pa los laos, justo antes de morir. Mano negra unionista.
Deteniéndonos en aspectos pequeños, sin juzgar el film globalmente, no os parecía patético la paja que ponían en el inicio de cada uno de los intentos para conseguir la energía infinita?. Es que no hacían nada, simplemente giraban las putas llaves luminosas y a esperar. No se, pasan como 700 días y 47 intentos fallidos. En las imágenes-paja, mientras van mostrando intentos, pon a uno con una llave inglesa apretando algo. A otro le pones haciendo cálculos con una libretilla y a otro que se le ocurra algo mientras imprime una rosquilla. Yo que se, haz algo coño!, no gires la puta llave como en las pelis de submarinos.
Yo me salí desde el principio. La he acabado porque quería leer la opinión de Bob y mira, porque las otras 2 me gustaron mucho, pero ha sido un suplicio.
Por cierto, ahora las protas de este tipo de pelis tienen que llorar mucho no?. En Alien Coventant, la mojigata esa no paraba de llorar en toda la peli y aquí, la negrita 3/4 de lo mismo. Iros a la mierda!
Aix, otra cosilla!. El mensaje de la negra a su “yo” del “Planeta Tierra 2”: “Que no dejes el brasero encendio y que pa casa con tus niños y el marido, que es donde tiene que estar una siempre”…. arde twitter!, las “me too” con los ojos ensangrentaos.

8. feb 11, 06:02 | matias

un grupo de astronautas recalibran un “recombubilador” y aparecen en la dimension ultracuadratica del anillo de los nibelungos y ninguno sabe como carajo volver asi que agarran el manual del astronauta medio tarado que parece que le faltaron rendir unas cuantas materias y descubren que el alcachofeitor del nivel 7G es la clave para volver todo a la normalidad ya que empiezan a pasar cosas demasiado raras como para que todos se queden sorprendidos y con eterna cara de asombro o “como pega el porro mañanero, no” pero todo se va al carajo con la aparicion de seres supra-archi-ultra-mega-terrenales que no son de este mundo ni de ningun otro por lo que al que mira todo esto con cara de “lo que???” solo le quedan dos caminos: seguir viendo para ver si un agujero post apocaliptico elevado a la enesima potencia de los gradientes del cuadrado de la hipotenusa arregla todo o hace aparecer el bicho de la cloverfield que vimos en el 2008 aunque no tenga ningun sentido ni se lo explique porque el teorema de pitagoras de la relatividad multiplicado por…

si no se entendio nada, esta bien.
porque quien vea esta pelicula tampoco va a entender nada.

9. feb 11, 16:38 | Evildead3

La he disfrutado, me parece mejor que la segunda y mucho mas divertida, estoy deseando ver la cuarta.

10. feb 11, 17:01 | Omar

Un verdadero bodrio, suscribo todo lo que colocó el amigo bob, pero con una menor calificación.

La carta fuerte que tuvo Avenida Cloverfield, de ser secuela sin serlo, se visualiza aquí como una repetición consciente de fórmula, quedando en espantosos resultados.

1.5/5

11. feb 11, 18:31 | ?

Ni es tan buena como prometía el trailer, pero tampoco un truño cinematográfico. Mas bien una decepción notable debido al alto hype que se le dió tras el trailer. Pero ha habido estrenos recientes que la superan negativamente.
Yo la ví sin saber nada de ella y me entretuvo a ratos. Cierto es que las actuaciones son muy sobreactuadas, la negrita y su novio me resultaron insoportables y Daniel Brhul no destaca mucho como secundario de segunda fila.
Por ello entiendo los comentarios negativos y sólo aporto mi humilde opinión.
Parece ser que Abrahams habla maravillas de Cloverfield Overlord por lo que se comenta en las redes pero viendo como se le iba la pinza con Perdidos o Fringe(una serie a reivindicar para las teles en abierto ya), no se que pensar…

12. feb 12, 12:19 | Bafometh729

Jajajaaj muy buenos todos los comentarios aquí arriba y por supuesto la crítica del gran Bob. La habéis despellejado sin piedad y no esperaba menos (igual un poquito más de saña habría estado mejor pero aun quedan seguro más comentarios). Puntuación: 20/100 (por Fx digitales, decorados, montaje), el resto pura bazofia en un guión plano y desastroso desde el primer minuto. Otra saga que se va al traste, bueno, ya se fue con su segunda parte bochornosa. La única forma de mejorar esto es, que la cuarta sea la continuación de la primera, con más bichos, más acción, más destrucción, más gore, o sea, una diferencia como encontramos entre Alien y Alien 2 (las dos magníficas en sus diferentes estilos).

Un saludo.
Bafometh729

13. feb 17, 01:53 | Varón Dandy

Todavía no me creo que me acabe de tragar doblada semejante tranca…

14. feb 24, 09:31 | DEVILMAN

Jajajaja cual hype? El unico hype que creo fue para los que miran el SuperBowl supongo porque yo me entere de la existencia de esto hasta hace un mes.

A mi me suena que es como Sharknado pero de alto presupuesto. Igual pensaba evitarla.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.