Estás aquí: Página de inicio » Noticias » The Obsidian Curse

The Obsidian Curse

El mal está suscrito al catálogo de Victoria's Secret

 photo TOC_Interior_zpsiiubcigk.jpg

Una bella y opulenta rubia sufre una maldición que la convierte en una especie de imán para todas las criaturas del mal (especialmente para los teleoperadores comerciales, abominables seres de las tinieblas).

¡Qué bien! Hacía bastante tiempo que no me adentraba en algo genuinamente casposo. ¿Había cambiado el viejo y “amargado” Bob sus películas de mierda por las grandes superproducciones que obnubilan los ojos de las ovejas descarriadas? Tranquilos, que el bastardo seguirá siéndolo por mucho que le chorree purpurina brillante por encima. Lluvias doradas aparte, hoy tengo el dudoso privilegio de hablaros de “The Obsidian Curse”: todo un festival de efectos especiales de chiste, lencería fina, voces salidas del culo y camareras californianas. Esa frase hecha de “soy un imán para los tíos” reconvertida en “soy un imán para los monstruos”, ¡denle el jamón a su puñetero guionista!
Estamos ante la típica basura de la que basta ver su tráiler para pasar un minuto riéndose a costa ajena. Otra cosa sería tragarse la película entera, aunque tanta máscara de goma y pechugona maldita me traen muy buenos recuerdos: ¿he oído VOD?, ¿sí?, ¿algún loco en la sala?

La cuestión es que tenemos a los mandos a un tipo que ha rodado en los tres últimos años la friolera de diez películas, ¿el alumno aventajado de Tahashi Miike? Más bien el discípulo tonto y cojo de Ed Wood, uno que jamás conocerá su fama. Pero vivimos en los tiempos en que todo el mundo puede vivir su minuto virtual de gloria, yo mismo no sé qué hago haciendo públicas mis estúpidas opiniones, así que dejemos a Rene Perez vivir feliz entre rayos cósmicos y máquinas de niebla. Lo que me ha sorprendido, y no para bien, es la presencia del incombustible Reggie Bannister, actor que tiene que sobrevivir más allá de la saga “Phantasm”, cuya primera parte es culpable de que los enanos encapuchados me hagan cagar de miedo. Por cierto, los afortunados que el día 12 de Octubre podáis asistir al estreno en España de la quinta y última parte de la saga de Coscarelli, vía festival de Sitges, podríais dejar vuestra opinión por aquí. Os estaría muy agradecido. En cuanto a “The Obsidian Curse”, probablemente nunca volvamos a saber de ella.

Imágenes de la película

 photo TOC_Poster_zpsanino277.jpg

Vuestros comentarios

1. sep 21, 17:38 | carrido

Que “miedo” (por no decir otra cosa) de Trailer.Me han dado ganas de no verla en mi vida.

2. sep 23, 03:43 | paulcrosnier

Si la llego a ver sera por la rubia que esta bien rica, no joda por que esos mountruos dan pena ajena, mas miedo da Gasparin comiéndose una cajita feliz en McDonald, que ellos.

3. sep 25, 14:27 | Bob Rock

Paulcrosnier, Carrido.- Sabemos que tipo de cine es, ja ja ja ja. Seguro que es menos sano que un atracón en el McDonalds!! Pero siempre nos arranca una sonrisa este tipo de basura, algo es algo.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.