Estás aquí: Página de inicio » Críticas » The Pack

The Pack

Cuidado con los perros

the pack

Ver ficha completa

  • Título original: The Pack
  • Nacionalidad: Australia | Año: 2015
  • Director: Nick Robertson
  • Guión: Evan Randall Green
  • Intérpretes: Jack Campbell, Anna Lise Phillips, Hamish Phillips
  • Argumento: Una familia es asediada en su casa por una manada de perros salvajes.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

the pack photo the-pack-4_zpsnhbi4yxj.jpg

Para un servidor, The Pack es una de esas películas con una buena premisa malograda. Así de simple. Si disfrutaste con The Breed (Nico Mastandrea, 2006) o Burning Bright (Carlos Brooks, 2010), te acercarás a The Pack como yo lo hice, y ojalá a ti te satisfaga más que a quien escribe.

Adam (Jack Campbell) y Carla (Anna Lise Phillips) viven con sus dos hijos en una remota zona montañosa de Australia. Sus planes no están saliendo como imaginaban, y se arriesgan a perder su finca: Carla es veterinaria, pero no tiene suficientes clientes; Adam cuida ganado, y últimamente aparecen demasiadas cabezas sin vida. Tras el ultimátum de uno de sus acreedores bancarios, se plantean muy seriamente abandonar el lugar. Sin embargo, esa noche una manada de perros salvajes rodeará la casa en busca de sus nuevas víctimas…

A priori, The Pack ofrece a nivel argumental más de un elemento de interés para un servidor: un clima asfixiante, un lugar de atractivo natural que acaba por revelar su lado oscuro, supervivencia, tensión, miedo a los animales salvajes… Me disponía a ver una película que me mantuviera en tensión una hora y media, con un par de buenos momentos de suspense, quizás algo de gore, y mucho sufrimiento. The Pack da todo eso y en generosas raciones, pero su artificiosidad, unida a su absoluta falta de medida, acaban por arruinar la función.

El prólogo de la película es, junto con el primer asesinato, lo mejor de la función… y quien ha visto The Pack sabe que decir esto no es decir mucho. Nada más comenzar, un letrero nos avisa de que un nuevo tipo de perro salvaje que se mueve en manada ronda por las montañas, información del todo innecesaria: la pelicula se entendería perfectamente sin ella. A continuación, la primera muerte por parte de los canes revela algunos de los vicios de la película: sustos de “montaje” y una excesiva dilatación del tiempo para crear suspense. Puede que haya a quien le funcionara y, de hecho, a la salida del pase en Sitges algunos asistentes comentaban que “al menos, tiene tensión”. Cuestión de gustos, por supuesto. A un servidor, le parece un exceso de artificio absolutamente forzado y, de ejemplo, bien vale otra escena. Hay un momento en que el hijo de la familia, Henry (Hamish Phillips), entra en la clínica veterinaria de la madre. Es de día. Las jaulas con los animales están en el fondo de la estancia. Por obra de la dirección de foto, se ve el interior de todas las jaulas salvo de una, a la que se acerca el niño. Y, tras tocar las rejas y mirar al interior sin conseguir ver nada, la súbita irrupción de un gato provoca un sobresalto. El problema es que estamos hablando de jaulas a la luz del día: que no se vea el interior de una de ellas es bastante complicado y forzado, así como que el pequeño Henry mire una y otra vez sin ver nada… y que luego resulte que sí que había un animal. El sobresalto te lo llevas, claro… a no ser que la falta de lógica de la escena te haya desactivado cualquier tipo de inquietud.

Esta tendencia de dilatar el tiempo para generar suspense se produce durante todo el metraje. Los personajes andan asustadísimos por la casa en más de una ocasión, tardan lo que no está escrito en abrir una puerta, pueden mirar sin ver nada desde la rendija en la que se esconden muuucho tiempo… La tensión es un puro ejercicio de medida. Desaparece si el tiempo de amenaza, el tiempo en el que tenemos que sufrir por lo que pueda pasarle a la víctima, es poco o, definitivamente, demasiado. Y en The Pack está estirado a más no poder, hasta el extremo de volverse ridículo.

Comentaba antes que otro de los mejores momentos de la película es, aparte del prólogo, el primer asesinato. Sucede en mitad del campo y, a través de hermosos planos aeréos cenitales, vemos cómo la manada de perros devora a un hombre. Funciona porque la escena es relativamente ágil, y porque es de los pocos momentos en los que los perros actúan como tal. Nick Robertson, director de la cinta, y Evan Randall Green, guionista, deciden otorgar a los animales un carácter casi humano; para entendernos, los canes están más cerca de los asesinos enmascarados de The Strangers (Brian Bertino, 2008) que de Cujo (Lewis Teage, 1983). Como opción teórica puede ser acertada; a efectos prácticos, supone que los animales se muevan con mucha más inteligencia de la que poseen, que se escondan, que aguarden para atacar y que, en algún momento puntual, jueguen incluso al despiste. Definitivamente, supone tirar por la borda la cordura y coherencia. Y para muestra, sólo hace falta ver la escena en la que Adam se esconde de uno de ellos… tras una mesa de cocina. Es imposible: la mesa tendría que tener unas patas anchísimas para ocultar a alguien, o un mantel cubriéndola. Pero el hombre lo hace, el perro no le ve (!?) y, para colmo, después es Adam quien pierde de vista al animal en una cocina sin demasiado sitio para esconderse, todo por obra y gracia de la planificación y el montaje… para luego recibir el esperado sobresalto por detrás.

Siendo esta la situación, sólo puedo añadir que si disfrutas con esta tensión artificiosa y estirada hasta la saciedad, The Pack es tu película. Un servidor echó de menos un poco más de coherencia en los planteamientos del suspense y las escenas de terror, así como asumir más riesgos con sus personajes. Tiene buenos actores, y los diálogos no están mal. De hecho, alguno funciona bastante bien. Pero The Pack, a tenor del carácter de sus villanos, hubiera resultado más creíble si en vez de haber sido perros hubieran sido extraterrestres cabrones.

Imágenes de la película

the pack photo the-pack-5_zpsm5fmbgus.jpg

the pack photo the-pack-3_zpssfwlcucl.jpg

the pack photo the-pack-2_zpsmpbnqjta.jpg

Lo mejor: el segundo asesinato.

Lo peor: es muy artificiosa.

Vuestros comentarios

1. nov 15, 14:51 | Andrómeda

Mierda, la tenía allí guardada como una barra de chocolate, babeando de ganas de verla… =(
Otra vez será.

2. nov 15, 19:13 | Manu

Andrómeda: yo que tú le echaba un vistazo!!! En serio, en general, en el pase en el que la vi la gente salió relativamente satisfecha y, como digo en la reseña, a mí no me gustó el tipo de suspense que genera porque dilata el tiempo en exceso y hasta extremos ridículos… pero desde mi punto de vista. Si a ti te funcionan sus recursos, seguramente sea un entretenimiento la mar de angustioso… Un saludo!

3. nov 15, 20:47 | German

Nunca voy a entender a gente como Andromeda que por una/s critica/s deciden ver o no una pelicula por mas que le tengan ganas.No hay nada mejor que juzgar por uno mismo me parece,no???? En mi caso leo criticas y las tengo en cuenta pero si una pelicula me interesa por lo que sea,historia,director,actores o whatever no hay critica que me haga no mirarla.Lo mismo si no me interesa,por mas que las criticas la pongan por las nubes no la voy a mirar de todas maneras.En fin,solo una reflexion sobre un tema que veo seguido en muchos lados.
Por mi parte,la descargue hace unos dias y le tengo ganas asi que la miro en estos dias.

4. nov 16, 04:38 | Andrómeda

Germán, va a ser difícil que entiendas si no lees antes, hombre. Nunca dije que NO la iba a ver, dije que tenía esperanzas que fuera mejor, nada más…
Ya la tengo, obvio que la voy a ver.

5. nov 18, 22:53 | Mr Zombie

Es poca cosa The Pack, pero se han visto cosas mucho peores ultimamente.

6. ene 12, 17:57 | Perroman

Telefilm barato y con “pocas luces”. Ideal para echarse la siesta. No da miedo , no genera tensión… sólo provoca bostezos. Lo único a destacar que el perrete de la familia se salva, algo raro en este tipo de films. Total pérdida de tiempo.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.