Estás aquí: Página de inicio » Críticas » What we become

What we become

El barrio pijo se infecta

what we become

Ver ficha completa

  • Título original: Sorgenfri
  • Nacionalidad: Dinamarca | Año: 2015
  • Director: Bo Mikkelsen
  • Guión: Bo Mikkelsen
  • Intérpretes: Mille Dinesen, Ole Dupont, Mikael Birkkjær
  • Argumento: Una familia de un barrio acomodado son testigos de como una extraña gripe les confina en el interior de su vivienda.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3.5/5

what we become photo WhatWeBecome_5_zps8pk8azqg.jpg

Lo más interesante, para mi, del cine de zombies, es que estos cadáveres andantes carecen de interés dramático o profundidad (salvando honrosas excepciones como Maggie, Retornados o Harold’s going stiff) son sus balanceantes cuerpos espejos en los que se mide y se distorsionan los personajes protagonistas destinados a ser sus potenciales víctimas. Así, los asedios a los que son sometidos los supervivientes, sirven de caldo de cultivo para concentrar las esencias, buenas y malas (aunque con más frecuencia las malas) de la sociedad actual y también un recordatorio de lo terrible y difícil que sería nuestra civilización si careciéramos o decidiésemos romper nuestras reglas básicas de convivencia. Este concepto de sociedad rota, el intento de mantener la esencia humana cuando todo lo demás es hostil, se ha explotado hasta la reiteración en la saga The walking dead o en la serie de comics recientemente transformada en brutal joya del género cinematográfico I’m a hero, filme que, como el que nos ocupa, tuvimos la oportunidad de disfrutar en Sitges.

Los miembros de una familia de un barrio acomodado son testigos de como, poco a poco, una extraña gripe les confina en el interior de su vivienda. Cuando el ejército comience a tomar control de las calles se darán cuenta que su superviviencia también puede estar en juego.

Escrita y dirigida por el danes Bo Mikkelsen, que se estrena en el largometraje, Sorgenfri (su título internacional es What we become) es una cinta de infectados que logra sacar cabeza sobre la media, en gran medida, por el acierto de ir cocinándose de a poco y guardar, lo que es meramente cine de género, hasta su último tercio de cinta; mientras, se nos muestra una sociedad acomodada, muy ignorante y laxa respecto al mundo que les llega a traves de los medios de comunicación, que va cambiando su apreciación de la realidad cuando lo impensable: ser el epicentro de una crisis, sucede en un sitio que, aparentemente, nunca podría ser afectado por un fenómeno así. Los triviales conflictos familiares y los problemas superfluos se esfuman en favor del miedo y de la supervivencia, pero no sin que antes caigan la etiqueta social y las buenas maneras de la clase alta… Sólo en ese momento Mikkelsen se animará a soltar a las bestias para que den buena cuenta del reparto… Y lo cierto es que, a partir de ese punto, no tendremos muchas sorpresas, pero estaremos tan introducidos en la familia y el vecindario que realmente nos conmoverá el destino de los cuatro miembros y la eterna (siempre hay una) chica de turno.

Desgraciadamente algunas interesantes variantes, no demasiado vistas en este tipo de películas, son planteadas por el director para luego dejarlas de lado; así, todo lo referente al toque de queda o al silencio de los medios oficiales se dibuja de forma sensacional para luego, cómodamente, ser solucionado con la horda de monstruos, evitando cierres políticamente más comprometidos, aunque bien mirado, de haber ido por allí hablaríamos de una cinta de catástrofes, de ciencia ficción o de un drama muy oscuro…

Un acertado pero desconocido reparto del que sólo recuerdo haber visto actuar con anterioridad al padre (Troels Lyby) ayuda a la cinta a funcionar a las mil maravillas. Benjamin Engell, adolescente protagonista del film, tiene la edad y el aspecto perfecto para interpretar al rebelde inquieto que trata de vivir su historia de amor entre el caos. También sensacional es la actuación de la madre de la familia, Mille Dinesen.

En referencia a lo que el espectador aficionado a los zombis busca habitualmente, What we become nos regala unos solventes infectados, con un maquillaje excelente y más bien pocas pero muy bien elaboradas escenas sangrientas. Los zombies están a caballo entre los lentos de la factoría Romero y los velocistas del cine reciente y aterran más por su cantidad que por lo letal de sus ataques, algo que particularmente a mi me encanta.

Su corta duración (84 minutos) terminan por cuadrar este producto que sabe terminar justo en el momento en el que comienza a ser redundante. Los aficionados a los putrefactos no pueden perdérsela y el resto seguramente tampoco se aburra.

Imágenes de la película

what we become photo WhatWeBecome_3_zpseoiqyybx.jpg

what we become photo WhatWeBecome_2_zpsv0bgupsg.jpg

what we become photo WhatWeBecome_4_zpsqeb8mvaj.jpg

Lo mejor: Buenos actores y buena sensación de agobio. Tensión muy medida.

Lo peor: Tampoco resulta ni cuenta nada nuevo.

Vuestros comentarios

1. ene 23, 16:51 | SebRamon

Ya ha salido online? buena reseña, saludos

2. ene 24, 14:12 | tito Jesús

no, aún esta haciendo su rodaje festivalero… lo musmo la puedes ver en el syfy

3. ene 26, 18:51 | Rago

Excelente reseña. Ya me dan ganas de verla.
Un abrazo.

4. feb 5, 01:45 | Luis

Ésta me la apunto para verla. Aunque el tema parece bastante manido y me gusta, seguramente algo interesante saque.

Un saludo.

5. may 15, 13:41 | JMarple

Increíble cuantas películas de zombies puedo ver y siempre encontrarles el gustito!

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.