Estás aquí: Página de inicio » Críticas » The Whisperer in Darkness

The Whisperer in Darkness

¡Iä iä Shub-niggurath!

The Whisperer in Darkness Póster

Ver ficha completa

  • Título original: The Whisperer in Darkness
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 2011
  • Director: Sean Branney
  • Guión: Andrew Leman, Sean Branney
  • Intérpretes: Stephen Blackehart, Annie Abrams, Matt Foyer, Barry Lynch
  • Argumento: Albert Wilmarth, profesor de folclore en la universidad Miskatonic, estudia la aparición de los restos de unas extrañas criaturas en la profundidad de las montañas de Vermont. Lo que encontrará desafiará su capacidad de comprensión.

72 |100

Estrellas: 3

The Whisperer in Darkness Grande

A los verdaderos amantes de la obra de Lovecraft y su círculo, a los que siguen la palabra de Cthulhu me gustaría recomendarles encarecidamente la adquisición del doble DVD, edición de lujo, con la que HPLHS (La Sociedad Histórica de H.P. Lovecraft) culmina la producción de una de las obras cinematográficas más importantes dentro de aquellas que, de una forma u otra, se han visto influenciadas por las ideas del maestro de Providence. A pesar de resultar una compra de elevado precio, la película viene subtitulada a multitud de idiomas (entre ellos el español), está editada con materiales de primera calidad y viene acompañada de un DVD extra con gran cantidad de contenidos adicionales (casi dos horas y media). Insisto, añadiendo los gastos de envío asciende a la friolera de más de 20 euros, pero un servidor se arriesgó y ya guarda mimosamente su copia al abrigo de Re-animator (a su derecha) y En la Boca del Miedo (a su izquierda). Si estáis interesados podéis adquirir The Whisperer in Darkness justo AQUÍ

Albert Wilmarth, un folclorista incrédulo, es invitado por un granjero de Nueva Inglaterra, Henry Akeley, a realizar una visita para discutir la existencia de unas extrañas criaturas, cuyos cadáveres han sacado a la luz las recientes riadas. ¿Encontrará el profesor la respuesta a los cientos de tradiciones orales y escritas que hablan de seres de más allá de las estrellas? ¿O podrá demostrar que todo no es más que un burdo montaje?

The Whisperer in Darkness fue una de las más famosas historias del maestro del horror H.P. Lovecraft. Originalmente publicada en 1931 gracias a la mítica Weird Tales, resulta quizás el más visual de sus relatos junto a la novela corta En las Montañas de la Locura; dos narraciones cuya traslación a la gran pantalla eran pedidas a gritos por los acérrimos. “El que susurra en las tinieblas” es una de sus inconfundibles obras tardías, donde el coqueteo de los elementos terroríficos con los de ciencia ficción, cristalizan en el siniestro marco de una amenazante Nueva Inglaterra profunda. Probablemente una de las historias más queridas por parte de los aficionados y “solo” han hecho falta ochenta años para verla transformada en obra cinematográfica. Y para más “inri”, su presentación viene avalada principalmente por su estética. Un viaje atrás en el tiempo que intenta recrear de forma fiel lo que sería una película de principios de la década de los treinta: blanco y negro, mucho dialogo (¡y coherente!), banda sonora orquestal, artefactos extraños robados al Dr. Frankenstein…

The Whisperer in Darkness nace en el seno de una sociedad (la nombrada HPLHS) dedicada a la difusión de la obra de los Mitos de Cthulhu, acérrima defensora de la época del jazz negro y amante declarada de toda actividad rolera que involucre la investigación de tomos prohibidos y la desarticulación de sectas olvidadas. Así que el amor, el cariño hacia el material con el que se trabaja definen la trayectoria y alcance de la película, un hito para la legión de seguidores de los Dioses Primigenios. El homenaje y respeto por la obra de Lovecraft rozan lo obsesivo y reconozco que estamos ante la mejor adaptación directa de un relato del escritor norteamericano. Lo que no quiere decir que se trate de la mejor película basada en sus cuentos, no – y es que el bajo presupuesto supone un lastre importante –, pero fácilmente habría que colocarla entre las tres o cuatro mejores. En cuanto a diseño de producción, actuaciones, efectos especiales, etcétera, está lejos de codearse con una obra maestra como “En la Boca del Miedo” o incluso con cintas más ajustadas como Dagón, pero si nos redujésemos a un análisis de la fidelidad con que se plasma la ambientación característica de los Mitos, debemos reconocer que The Whisperer deja en la cuneta al resto de adaptaciones que hemos ido viendo en las cuatro últimas décadas: El Horror de Dunwich, Sueños en la Casa de la Bruja, Re-animator, From Beyond, El Modelo de Pickman, The Resurrected, El Color que cayó del cielo, Beyond the Walls of Sleep

Curiosamente, solo existe otra película, un mediometraje más bien, que rivalice en cuanto a la recreación de los años que vieron a Lovecraft vivo: The Call of Cthulhu (2005). Precisamente esa adaptación fue una importante piedra de toque moderna para entender que es factible el trasladar, con respeto, obras pulp sabiendo manejar el contexto de aquellos cuentos que inundaban los quioscos. Además, The Call of Cthulhu fue realizada por la misma HPLHS que hoy nos ocupa; no podía ser de otra forma: solo el amor de un aficionado podría dar forma a los etéreos horrores que imaginase Lovecraft. Así pues, repite el equipo creativo y técnico, aunque intercambiando algunos roles. Sean Branney, guionista de La Llamada ejerce aquí de director, mientras que Andrew Leman, director del mediometraje, se encarga de la adaptación. En cuanto al resto de créditos, repiten muchos de los nombres destacando la presencia en tareas de producción ejecutiva de Sandy Petersen, creador del aclamado juego de rol, un detalle que es sinónimo de calidad. Obviamente, si te gustó el mediometraje, The Whisperer culminará tus expectativas, digamos que se observa una progresión (y el largo rodaje a través de casi tres años) desde la muda The Call Of Cthulhu hasta la que hoy nos ocupa, pero una especie de progresión imaginada en el tiempo. Mientras que La Llamada recrea a la perfección el cine mudo de los años veinte, The Whisperer vendría a ser análoga en cuanto al primer cine sonoro de Hollywood.

¿No localizáis a Wells para pedirle prestada su máquina y poder hacer una visita a los Estados Unidos de los años treinta? ¡Olvídate de incómodos aparatos y disfruta de The Whisperer in Darkness. El vestuario, los peinados de los actores, los automóviles, decorados, incluso la forma de entonar los diálogos intentan seguir la esencia que destilan los cuentos del maestro. Hasta la selección del casting acierta de pleno: Matt Foyer lo borda como Wilmarth y la breve presencia de Barry Lynch (Juguetes Asesinos, Garrapatas) como Akeley complementa adecuadamente la actuación de Foyer, regalándonos uno de esos encuentros que marcó la literatura de horror. ¡Por fin oiremos los susurros en las tinieblas! El resto del elenco lo hace decididamente bien, no podemos olvidar que sus trayectorias como actores son bastante cortas y casi siempre relativas al trabajo de la HPLHS, pero el amor por su trabajo acerca algunas escenas (como el impagable arranque en la Universidad Miskatonic) a una especie de partida de rol interactiva: ¡Genial ese Stephen Blackehart (Super, Tromeo y Julieta, The Terminators…) encarnando al intrépido millonario Charlie Tower!

Ahora bien, afrontar The Whisperer in Darkness suponer predisponerse positiva y conscientemente a la experiencia. Es decir, el presupuesto es muy ajustado y la historia narrada muy ambiciosa. La mezcla de efectos artesanales con ciertos pasajes digitales no será del agrado de todos. En concreto, a mi me resultaron molestas ciertas escenas demasiado atrevidas: ¿Hongos de Yuggoth atacando a un avión en pleno vuelo? ¡Tremendo valor! No existen medios reales para desarrollar toda la imaginación de Lovecraft, que su propia pluma dejó por imposible de describir. No obstante, creo que el espectador debe pasar por alto las limitaciones de la película puesto que hasta éstas sirven al propósito de la historia y, en menor medida, a recrear ese primerizo cine sonoro. ¡Ojo! Continuamente hablo de la perfecta recreación, pero es cierto que su director ha intentando esquivar los momentos tediosos de aquel cine, acercando el ritmo a una producción moderna más dinámica y digerible para el espectador actual.

Otra de las cuestiones “polémicas” sería la decisión de prolongar el relato original (el cuál podemos decir que acaba a la hora de metraje) para intentar cerrar la historia con más acción y un toque personal que podrá agradar más o menos, pero cuando alcanza su final casa perfectamente con el argumento central de una forma muy “lovecraftiana”, que tendréis que descubrir, eso sí… Estad tranquilos, no se viola la memoria del recluso de Providence en ningún momento.

Finalmente, me gustaría rebajar un poco el tono de entusiasmo que preña mi reseña para que nadie se sienta “presionado” a ver The Whisperer in Darkness. Uno, como gran aficionado y estudioso de la era pulp, ve imposible separar la afición a la obra de Lovecraft con el disfrute de la presente película.la nota está muy sesgada por mi propia opinión personal y por el hecho de estar ante una de las más geniales adaptaciones de uno de los pocos artistas que venero realmente.

Si te gustó el cuento original de 1931 tienes que ver esta adaptación, en caso contrario corred el peligro por vuestra propia cuenta. A un servidor le parece una obra de culto inmediata… ¡¿pero que se puede esperar de un cultista como yo?!

Lo mejor: La capacidad para evocar el relato original de Lovecraft y los años treinta donde se ubica.

Lo peor: La discordancia entre estética de hace casi cien años y una pequeña parte del acabado demasiado "moderno y barato".

Vuestros comentarios

1. abr 1, 14:57 | Blanch

Lovecraft y cine? Me da un poco de miedo. Supongo por lo escarmentado. Lo último que revisé fue Necronomicon con el trio de directores Yuzna-Gans-No me acuerdo y casi me cago encima de lo mala qu es.

Pero bueno, le daremos una oportunidad. A ver si la encuentro…

2. abr 1, 15:22 | Bob Rock

Blanch.- Ya te digo que estuve meditante bastante la reseña así como la nota. Tiene algo, aunque solo sea ese amor por la obra original. La primera media hora es una gozada para un retroamante de la literatura de horror!!

Un abrazo!

3. abr 2, 05:13 | Melissa

Me gustó el hecho de que sean fieles a la obra original y su época. ¡Espero poder encontrarla por ahí!
Ojalá algún día hagan algo con cuentos del Ciclo de los Sueños. Los cuentos de terror cósmico de Lovecraft son buenísimos, pero los de mundos oníricos son bellos y están llenos de nostalgia.
Y si no hacen una película, por último, que sean cortos animados…

Eso, saludos!

4. abr 2, 11:11 | Asier

Bob, te odio.
A lo largo de esta semana la pido, cosa que afectará mucho a mi bolsillo.
Te odio, otra vez.
Como me guste te dejaré de odiar, pero solo un poquito.
Esto es la guerra. MUAHAHAHAHAHA! xD

Un saludo compi!

5. abr 3, 18:19 | Hackenbush

¿Lovecraft adaptado con cariño?
¡Aquí tienen mis veinte tronchos!
BobRock te hago directamente responsable de mi inversión.

¡Maldita sea! Sólo por tu culpa necesito desesperadamente un artículo que, hace escasos minutos, ni siquiera sabía que existía…
A quién pretendo engañar? Espero que esto mismo no deje de ocurrirme en la vida!

6. abr 3, 20:03 | Bob Rock

Melissa.- Ya veo complicado que alguien pueda plasmar en el cine los relatos oníricos de Lovecraft. Demasiado maravillosos (en la misma línea te recomiendo “Cuentos de un Soñador” de Lord Dunsany, g-e-n-i-a-l-e-s)

Asier, Hackenbush.- Mirad, pese a lo cara que resulta la compra (eso sí conservad bien la factura porque tampoco esta tiene desperdicio) merece la pena si eres un amante de Lovecraft. Con sus más y sus menos la película es pura gloria, ya os digo que yo tengo el DVD guardado como oro en paño (y es que además su carátula es preciosa). No me hago responsable de vuestro dinero (que para eso ya están los bancos, los políticos, los economistas, los hijos de… en fin), pero yo fui feliz como un crío cuando recibí mi adquisición… a lo mejor algo de esa felicidad se reparte!

Un abrazo!

7. abr 4, 01:55 | Melissa

¡Buena, Bob Rock! Gracias por la sugerencia. Empezaré a buscar obras de Lord Dunsany ipso facto =)
Saludos!

8. abr 4, 10:41 | korvec

Tendré que hacerme con ella, pero para el mes que viene que este ya me he fundido el presupuesto “pa vicios”.

9. abr 5, 00:27 | Mr Zombie

Me interesa, me interesa. Apuntada queda y thanks for the info.

Saludos.

10. abr 6, 08:04 | nelson

Boing, no soy tan fánatico pero la compraría… el tema es que los problemas de aduana que tenemos en la Argentina hace que salga tanto cómo la propia producción de la película :P
Igualmente un abrazo!

11. abr 13, 13:19 | Enmascarado

Tienes subs en castellano? La tengo bajada pero no encuentro subs en castellano.

12. abr 13, 20:29 | Bob Rock

Enmascarado.- Pues ya lo siento, pero yo la compré original así que no tengo los subtítulos.

Hemos publicado una entrevista a su director, un saludo!

13. may 26, 15:58 | Mr Zombie

La pelicula esta muy bien, y el blanco y negro le sienta como un guante. hacia tiempo que no disfrutaba de algo asi, despues de tragar demasiado exceso de serie b mala y barata.

Un saludo contento.

14. may 26, 17:05 | Bob Rock

Mr. Zombie.- Por fin coincidimos en una!! De putifa, no sabes que alegría! Bueno, además si ha pasado tu corte – que eres muy exigente y haces mejor que yo – ya lo sabe todo el mundo: esta película es una joyita! XD

15. nov 7, 11:46 | korvec

Pude hacerme con ella en el último festival de Sitges y la verdad es que me gustó bastante. Se nota que quizás su presupuesto no es muy allá, pero en ningún momento cae en el rídiculo ni en la “parodia barata”. Me pareció muy disfrutable.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.