Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Caballero del Diablo

Caballero del Diablo

La Gran Historia desde la Cripta

Caballero del diablo revival

Ver ficha completa

  • Título original: Demon Knight
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 1995
  • Director: Ernest R. Dickerson
  • Guión: Ethan Reiff, Cyrus Voris, Mark Bishop
  • Intérpretes: Billy Zane, William Sadler, John Kassir
  • Argumento: Una vieja iglesia reconvertida en motel será centro del acoso de un grupo de demonios por hacerse con la reliquia que uno de los inquilinos posee.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

 photo caballero_interior_zps23e5bb38.jpg

“Pasad, pasad, criaturas. Vuestro amiguito, el Guardián de la cripta, os tiene preparado un festín de tripas, llenas de gusanos, a la altura de vuestros monstruosos apetitos. ¡Ñihihihi! Perdonad que me ría como una rata, ¡pero es que me he comido varias! ¡Nihihihi! Sin más, dejadme que os cuente este espeluznante relato sobre hombres y demonios. La titánica lucha entre el bien y mal ubicada en un remoto motel. A esta historia protagonizada por una reliquia con forma de llave, que guarda el rojo destino de la humanidad, la he llamado…”

“Caballero del Diablo” no necesita de ningún tipo de análisis para ser disfrutada, simplemente ser reproducida por los amantes de la serie b, porque sí, estamos ante una película de pura serie b, pero con un canon de calidad que la ha convertido, desde su estreno, en una cinta de culto, no en vano su presupuesto rondó los trece millones de dólares de la época. Jugando en la misma división que “La Noche de los Muertos Vivientes”, “Feast”, “The Convent”, “El Príncipe de las Tinieblas”, “La Noche de los Demonios”, “Posesión Infernal” o “Abierto hasta el Amanecer”, podemos entender el primer largometraje nacido de la famosa y querida serie de televisión “Historias desde la Cripta”, a posteriori surgirían otros dos bastante inferiores, como unas mezcla de todas las anteriormente citadas, pero maquillada según los parámetros de la serie original; es decir, un argumento fácilmente entendible que hace hincapié en lo elementos macabros del cine de horror, entiéndase por el lado sexual y visceral del asunto, con fuertes elementos sobrenaturales y grandes dosis de gore vomitadas en pantalla con un sentido del humor muy cafre.

¿Qué se puede añadir a estas alturas de este festival de efectos protésicos, lentillas de colores, líquidos fosforescentes, látex sanguinolento y miembros cercenados? Siendo una de mis películas favoritas, recomendada entre amigos y conocidos, sólo puedo deciros que un aficionado al horror no se puede llamar tal, hasta haber visto unas mínimas películas entre las que se cuenta “Caballero del Diablo”. Poco exigente con el espectador, ofrece diálogos llenos de chascarrillos típicamente norteamericanos, de esos que harían sonreír al bueno de Joey Ramone; no presenta personajes complicados, más bien cortados por el patrón de los comics de horror de los años 50: caracteres marcados por una personalidad fuerte pero bidimensional: la adicta al sexo, la señora guerrillera, el malo jocoso, el vil chulo y cobarde, el borracho bonachón, el crío tocapelotas, el protagonista luchador, la chica relevo… hombres y mujeres a los que no te cuesta coger cariño, y también disfrutar cuando son masacrados por una horda de demonios que se erigen como triunfadores de la función.

Encabezados por un inconmensurable Billy Zane, que sabe pasárselo bien y disfrutar del carismático “Coleccionista” al cual interpreta, los seres que surgen del infierno para torturar y corromper al personal del motel destacan por sus maravillosos y repulsivos maquillajes, así como ese puntito de humor bien calibrado que desarrolla el metraje a velocidad de vértigo. Desde el trepidante arranque, “Caballero del Diablo” sabe ir creciendo a base de gore, rayos verdes, tensión y mucha, mucha acción. Bueno, reconozcamos que parte de su manufactura esconde, de forma premeditada, algunas de las formas del cine casposo, pero antes que un defecto, se yergue como el homenaje a los años 50/60 que siempre han sido todos los capítulos de “Historias desde la Cripta”. Primera piedra de estos honores sería la historia, llena de sabor pulp decide situar la trama en un solitario edificio acosado por los demonios del exterior, creo que todos estamos ubicados, ¿verdad? Entonces, el guión nos presenta la épica batalla entre el bien y el mal, una lucha prolongada desde tiempos de Cristo, con los obligados sacrificios por parte de la raza humana y el mal fracasando como siempre debe hacerlo, por su propia arrogancia; aunque sólo de forma momentánea. Digamos que sin ser el guión su punto fuerte nadie se va a sentir defraudado con él, como ya he dicho varias veces, sus personajes son lo suficientemente interesantes y divertidos como para llevar la película a buen puerto ellos solitos.

Ya hemos nombrado a Billy Zane, el cual levanta la cinta sin más ayudas que su expresión facial y aire socarrón, pero también tenemos en la otra esquina del ring a William Sadler (prolífico actor que podéis ver “Iron Man 3”o “Matrix” además de en múltiples series) y a Jada Pinkett Smith, la flamante señora de Will Smith. El resto de actores secundarios terminan por redondear la función, en especial Dick Miller, uno de esos eternos secundarios que ha alegrado el cine fantástico de los ochentas (“Gremlins”, “Exploradores”, “El Chip Prodigioso” o “Terminator”). Como veis, no sólo se trata de toneladas de vísceras reventando en pantalla, “Caballero del Diablo” muestra un respeto tremendo por el espectador, y no deja en manos de torpes sin experiencia ninguna de sus partes.

Supongo que parte del éxito, de lo sólida que se muestra en pantalla, es ser continuista en cuanto al equipo televisivo que desarrollase las diferentes temporadas de “Historias desde la Cripta”: casi todo el elenco había tenido sus más y sus menos con la querida serie, y también su director, Ernest R. Dickerson, guionistas y resto de técnicos. Con sobrada experiencia, recrean una estética digna de los comics de los que toma nombre toda esta parafernalia. Una pena que estos nombres no llegasen a salir de los ámbitos televisivos; claro que en el caso de Dickerson podemos asegurar que no eligió bien sus siguientes pasos dentro del cine: ¿”Bones” con Snoop Dogg? ¡No me jodas! (Aunque pensándolo bien, es una seria candidata a caspamovie).

Sin más, pediros que os sumerjáis de lleno en esta propuesta, tan sana como estúpida. Este es el cine de terror que más echo de menos: la serie b realizada con cariño, con dedicación para el espectador, llena de buenos efectos especiales artesanales, actores pasándoselo bien, unas gotas de humor y sexo… y la presencia, claro está, del “Guardián de la Cripta”, un personaje que con sus famosas introducciones sintetiza una forma optimista de ver el horror macabro, muy norteamericana, que trae recuerdos del pasado y del cambio adolescente. ¡Un “must see”!

Imágenes de la película

 photo caballero_1_zps2a9f8013.jpg

 photo caballero_2_zps221b95d7.jpg

 photo caballero_3_zpsece695f8.jpg

Tráiler

Lo mejor: Los efectos especiales y su trepidante ritmo... mención especial para el Guardián de la Cripta, un entrañable cabroncete.

Lo peor: Está cargada de tópicos robados a otras películas y los personajes son absolutamente comunes al resto de protagonistas de Historias de la Cripta, lo que elimina el factor sorpresa.

Vuestros comentarios

1. may 27, 00:46 | Andrómeda

Una de mis favoritas, y sin dudas la mejor actuación de Billy Zane!!! Al tipo se lo ve disfrutando su papel y sacándole hasta la última gota de gracia, el contrapunto del final con la señora Smith no tiene desperdicio!!! Tambien es excelente el contraste entre la gracia y el desparpajo del demonio con la sequedad y el caracter estoíco del protector de la llave. Lástima las siguientes entregas no hayan sabido mantener el listón en alto. Realmente se echan de menos pelis así, con tanta frescura y simpleza, hechas desde el cariño y las ganas de divertir a su público.

2. may 27, 05:14 | Ramon

Todo un clásico del cine de terror de los años 90, de esas películas que hoy casi no se hacen, muy al estilo de la primera “Feast” (con la que comparten mucho en común, desde la situación con u grupo de personas de lo más variopintas intentando sobrevivir a una amenaza del exterior, hasta ese humor negrísimo y por supuesto, el gore).

Muy original la forma en que “sellan” las puertas y ventanas para que no pasen los demonios, con esa especie de barrera invisible. Diversión pura, de principio a fin.

3. may 27, 21:07 | Bob Rock

Andrómeda, Ramon.- Vosotros lo habéis dicho todo ;)

4. may 27, 21:25 | German

Yeahhhhh gran pelicula que recordaba con cariño de haber visto por TV en mi preadolescencia y hace poco finalmente pude conseguir en dvd para disfrutarla por siempre.La volvi a ver y me sigue pareciendo una gran pelicula que no aporta nada(tampoco lo pretende)pero es tremendamente entretenida y gamberra.Cine de culto como el que ya no hace.Bravo.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.