Estás aquí: Página de inicio » Libros » El Libro de los Cráneos

El Libro de los Cráneos

Calaveras y Diablitos

Cráneos Ext

Cuatro jóvenes norteamericanos, un intelectual judío, un rico WASP del este, un homosexual de ascendencia italiana, y un atlético granjero de Kansas viajan en busca de la inmortalidad que promete el antiquísimo y recién descubierto Libro de los Cráneos. Un viaje y una prueba iniciática en la que dos deben morir, uno de ellos asesinado, para que los otros alcancen la inmortalidad.

ROBERT SILVERBERG: UN HOMBRE DE CIENCIA FICCIÓN

Cráneos AutorNació en Brooklyn, Nueva York en 1935. De prosa ágil, su estilo se caracteriza por la eficacia y la versatilidad. Formado en la mejor de las escuelas posibles, escribir y publicar sin descanso, acredita una producción variada y personal. Su palmarés apabulla. Atendiendo sólo a los principales premios, ha sido nominado para el Nebula en 20 ocasiones y lo ha ganado 5 veces. Similar hazaña ha conseguido en los Hugo con 27 nominaciones y 4 galardones. Y en los Locus su récord impresiona, pues entre 1970 y 1996 sus trabajos le han valido 97 nominaciones, ganándolo 7 veces. En suma: ha roto moldes, es único, siendo su obra traducida a más de 20 idiomas.

NUNCA JUZGES UN LIBRO POR SU CUBIERTA

Y está visto que tampoco por su sinopsis. Poneos en mi lugar. Encontráis este libro de un afamado escritor del género, sobre todo de ciencia ficción, que no está en absoluto reñida con el terror sino más bien al contrario, pues nuestro fantastique favorito está preñado de aliens implacables, mutantes espaciales y aberraciones biológicas de todo tipo. Observáis la truculenta portada y su macabro título y tras echar un vistazo a la llamativa y necrofílica sinopsis, es lógico que penséis que os traéis entre manos una obra de terror o cuando menos un thriller sobre sectas oscuras y esoterismos de ultratumba.

Y el caso es que el libro comienza bien y promete, pues cada capítulo está narrado por uno de los cuatro protagonistas en los que el autor a través de una prosa ágil y talentosa va trazando el perfil psicológico de los personajes. Lo malo comienza cuando esta situación se alarga durante nada menos que ¡23 de los 42 capítulos! Y nuestras peores sospechas se confirman cuando desde el capítulo 5 esa construcción psicológica de los personajes está exclusivamente basada en sus experiencias sexuales de todo tipo, carentes de toda tensión e intriga narrativa.

Cráneos Int

— La vida eterna… — dijo Timothy. Eructó. Oliver rió.

— Hay solamente una posibilidad entre dos — les recordé —. Una baza de póker existencial. Dos encuentran la vidaeterna, dos la muerte.

— ¡Una baza de póker de mi culo! — se burló Timothy —. Me hace gracia. ¡Sí! Hasta parece que te lo crees.

— ¿Tú, no?

— ¿En El Libro de los Cráneos? ¿En nuestro Sangri-La de Arizona?

— Si no crees en ello, ¿por qué vienes con nosotros?

— Porque en marzo hace buen tiempo en Arizona — nuevamente me obsequiaba con aquel tono altivo de miembro de country club que sabe estar a la altura de las circunstancias en cualquier lugar; un estilo que odio. Ocho generaciones de culos dorados le preceden —. Un pequeño cambio de aires no me hará daño.

Pero como Silverberg escribe con una narración y lenguaje tan depurados, uno aguanta hasta el capítulo 23, cuando los chicos llegan al susodicho Templo De Los Cráneos y son admitidos como acólitos del culto secreto ancestral. Y es entonces cuando uno piensa, eso de que por fin ha merecido la pena llegar hasta aquí, pues comenzará a desplegarse el horror primigenio que se oculta desde milenios en dicho santuario y al que nuestros protagonistas tratarán de escapar.

NUESTRO GOZO EN UN POZO

Cráneos PortadaPues ni mucho menos, nos encontraremos con un monasterio de tipo cisterciense del montón donde los personajes serán iniciados en un inofensivo “culto al cráneo” que sirve de vana excusa al autor para seguir dando rienda suelta a sus paranoias sexuales. Pues uno de los Sacramentos a cumplir por nuestros protagonistas es la Penitencia, de tipo sexual por supuesto, y otro la Confesión (venga, a ver si adivináis el tema que trata) en el que uno tras otro relatan con todo lujo de detalles sus “pecados sexuales”.

Total, que toda la trama es un derroche de experiencias corporales y físicas de todo tipo, ya sea con el mismo sexo o con el opuesto y sólo en el penúltimo y último capítulos ocurren las dos muertes prometidas, de un modo tan anodino como injustificable, que dejan al lector con cara de haber sido víctima de una broma de mal gusto.

Y que nadie me malinterprete, no tengo nada en contra de la Libertad Sexual, allá cada cual con su vida y con su cuerpo. Lo que sí me molesta es que me engañen. Si yo voy al cine a ver una peli del universo Alien que me han vendido como tal y no sale ningún xenomorfo, me sentiré defraudado del mismo modo que lo he sido con el final de este libro que deja las mismas preguntas sin responder que los protagonistas se habían planteado en las primeras páginas.

Todo lo demás es sexo, sexo y más sexo y lo que me molesta es que no me lo hayan vendido como tal sino como una novela de ciencia ficción o terror por su portada y sinopsis. Al menos cabe decir en su favor, que Silverberg no incurre en las vulgaridades de Almudena Grandes en “Las Edades De Lulú”, pero lejos queda del esteticismo formal de Marguerite Duras con su obra “El Amante De La China Del Norte”

¿Por qué lo reseño, entonces? Pues para que quedéis prevenidos con lo que os vais a encontrar y no os llevéis el mismo chasco que se llevó un servidor. Ahora al menos si lo adquirís, será con todas las consecuencias.

CONTENIDO

Violencia: 1/5
Sexo: 5/5
Intriga: 3/5
Drama: 1/5

Vuestros comentarios

1. sep 3, 19:20 | Ezequiel

Muy buena crítica. Totalmente acertado en todo lo que se dice. Me gustaría saber quien la escribió.

2. jul 23, 18:39 | David

Ojalá hubiera leído esta opinion antes de comprarme el libro.

Durante bastante tiempo sólo leía críticas y opiniones a cada cual más positiva, incluso atreviéndose a decir que la calidad de este libro es indudable. Al final me animé a comprar el libro y aunque lo tuve bastante tiempo en la librería de casa me decidí a leerlo con ganas de pasar un buen rato.

Conclusíon: Decepción total y absoluta. Un tostón impresionante.

3. oct 26, 15:02 | Mountain

Robert Silverberg es un grande de la Ciencia Ficción, pero está claro que “El Libro de los Cráneos” no entra dentro de ese género. A mí me ha gustado, sí que es verdad que las continuas referencias al sexo cansan un poco, pero me ha gustado la forma en la que cada personaje relata cómo va viviendo la historia, me ha gustado el monasterio y sus rituales, me han gustado las cuatro historias, todas ellas muy fuertes y sí, me ha gustado ese final abierto, en fin, que he disfrutado con la lectura de este libro. Eso sí, he leído unos cuantos libros de Silverberg y si tuviese que recomendar alguno sería “Muero por Dentro”, eso sí que es una obra mayúscula.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.