Estás aquí: Página de inicio » Críticas » Suicide Girls Must Die

Suicide Girls Must Die

Muertas quizás no... pero desnudas sí.

Suicide Girls Must Die

Ver ficha completa

  • Título original: Suicide Girls Must Die
  • Nacionalidad: USA | Año: 2010
  • Director: Sawa Suicide
  • Guión: Brian Fagan
  • Intérpretes: Amina Munster, Bailey Suicide, Bully Suicide
  • Argumento: Doce Suicide girls se encierran en una gran mansión para realizar un calendario. Una tras otra, las chicas suicidas irán desapareciendo de forma misteriosa.

40 |100

Estrellas: 2

Suicide girls must die

Suicide Girls (www.suicidegirls.com) es una comunidad virtual creada en 2001 que se caracteriza, principalmente, por ofrecer a su público material softcore con modelos femeninas que tienen un perfil góitico o punk (al menos esa es la información que ofrece la wikipedia al respecto).

Nació como una comunidad de “Fotolog” en la que “chicas malas”, con cierto aire intelectual, compartian sus fotos más sexys y sugerentes.
Hoy en día, casi diez años después de su fundación, Suicide Girls es todo un fenómeno a nivel mundial que sigue proporcionando lo que ha venido a denominarse “altporn” (porno alternativo) a sus miles de fieles seguidores, eso sí, previo pago de una cuota mensual.

En otras palabras: Suicide Girls se ha convertido en un enorme y lucrativo negocio del que Suicide Girls Must Die, la película que hoy nos ocupa, forma parte.

Con la excusa de la realización de un calendario, Suicide Girls must die reúne a una nutrida y selecta representación de las chicas suicidas bajo un mismo techo; una mansión aislada en mitad de un bosque.
A cada una de ellas se le adjudica una cámara de vídeo con la que deberán inmortalizar el día a día en el interior de la mansión. Una mansión que, a su vez, está dotada de una amplia red de cámaras de vigilancia que no pierden un solo detalle de todo lo que ocurre entre sus cuatro paredes.

Así es… todo está listo para que el Big Brother de jovencitas hermosas, tatuadas y dispuestas a mostrar sus generosas anatomías a la menor ocasión, dé comienzo. Una vez iniciado el juego, no falta de nada: escarceos lésbicos en el jacuzzi, alcohol, fiestas, los primeros encontronazos, las primeras envidias, y por supuesto todo un clásico en estas lides, las interminables sesiones de “confesionario” en las que las chicas se destripan unas a otras sin excesivos miramientos.

Y en mitad de todo este reality show venido a menos (cualquier resumen del Gran Hermano versión “made in spain” ofrece mayores dosis de cutrez, miseria y estupidez humana de lo que es capaz de mostrarnos Suicide Girls must die en sus 90 minutos de metraje), cada una de las suicide girls disfruta de su minuto de gloria en forma de sesión fotográfica en el que exhibir (y deleitarnos) con sus jóvenes, estupendos, completamente desnudos, rasurados y profusamente tatuados cuerpos.

Pero se supone que esto no es tan sólo una versión sexy-tatuada del Gran Hermano. Se supone que las chicas suicidas DEBEN MORIR. A poder ser de manera cruel y sangrienta. Quizás un tipo enorme escondido tras una máscara, o un ser deforme que habite en el bosque, o posiblemente un fan de las suicide girls algo pasadito de rosca… ¡qué sé yo!

En cualquier caso, olvidaos. No hay muertes, no hay sangre, ni siquiera un arañazo o una uña rota. Tampoco hay tensión, ni sobresaltos… ni nada. Acudí a Suicide Girls must die con la esperanza de disfrutar de chicas hermosas, desnudas, tatuadas y, finalmente, desangradas, decapitadas y convenientemente descuartizadas. Me equivoqué.
A las chicas las encontré – desnuditas y tatuadas -, el resto fue tan sólo producto de mi tórrida imaginación.

Suicide Girls must die no es un slasher al uso. En realidad ni tan siquiera se trata de una película de terror al uso. Suicide Girls must die es una simple operación de marketing. Una campaña publicitaria cuyo único objetivo es ofrecernos un aperitivo de lo que podemos encontrar en la página web de las suicide girls.
No me entendais mal, como ardid publicitario me parece una idea estupenda. Quiero suponer que los miles de fans de las suicide girls (entre los cuales no me encuentro) disfrutarán una barbaridad viendo a sus idolatradas y deseadas ninfas tatuadas sufriendo de lo lindo, mientras esperan su turno para despelotarse por completo ante la cámara.

Pero como ya he dicho anteriormente, yo no soy un fan de las suicide girls. Soy un aficionado al cine de terror. Y Suicide Girls must die no es cine de terror. Es otra cosa; así que la decepción – junto a importantes dosis de aburrimiento – fue el principal sentimiento que me invadió tras el visionado de la película.
¿Culpables? No tengo porqué buscarlos. Al fin y al cabo los responsables de Suicide Girls must die estaban cumpliendo con su obligación: mostrar a las chicas y promocionar la página web.
En todo caso, si de encontrar un culpable se trata, ese soy yo. Me equivoqué de producto.

Pese a todo ello no me resisto a señalar a mi suicide girl favorita, una pelirroja con cara de despistada que posa junto a un enorme oso de peluche, portando una escopeta de caza, y que se queja continuamente porque el mencionado oso de peluche no parece real… bravo.

Suicide Girls Must Die

Lo mejor: Las chicas, y no me refiero a sus cualidades interpretativas.

Lo peor: No es una película de terror... es un producto de marketing exclusivamente recomendado a los fans de Suicide Girls.

Vuestros comentarios

1. sep 2, 02:04 | MASP

Que exploten las turgentes bondades de la fémina de turno como medio, que no como fin, en un film de género fandom, no me desagrada si se hace con uso pero sin abuso, puesto que para combinar ambos elementos con la maestría suficiente ya tenemos la filmografía de Russ Meyer.

Por ejemplo, ver a la sexy de America Olivo en la modesta pero estupenda “Neighbor” es todo un placer sin necesidad de recurrir a los burdos destapes de la inefable “Black Devil Doll”.

Porque cuando dicho destape es continuo y generalizado, amén de descontextualizado con el argumento, se trivializa y pierde a mi juicio su fin fundamental que es el de excitar al personal del modo sutil y refinado que puede lograr el “ecchi” en el anime sin necesidad de alcanzar el manido y fácil camino del “hentai”.

Y este precario equilibrio lo conseguían de un modo magnífico numerosos “slashers” de la época dorada del género, los años 80, donde era tan común como deseado, que una pareja de jóvenes descerebrados protagonizara la escena sexual de rigor antes de ser masacrados por su particular némesis (véase la saga “Viernes 13” como más ejemplarizante).

Sin embargo esta “Suicide Girls Must Die” no es más que un morboso “engaño” que pretende acogerse a la fórmula expresada, sin éxito alguno por no haber respetado las normas del subgénero como sí hacen otros films ya de culto, entre ellos esa puesta al día de la mítica “Faster, Pussycat! Kill! Kill!” que supuso “Bitch Slap”, de nuevo con la Olivo de por medio (God Bless “America”!)

Una lástima tamaño desperdicio de “talento”.
Otra vez será. Saludos!

2. sep 2, 03:47 | Mariano

No podia creer que alguien de verdad vio esta pelicula….pero despues vi a las protagonistas…..y bueno, la critica de la pelicula debe ser obvia.
Un 10 para las chicas, jejeje.

3. sep 2, 09:32 | Wyvern

Tras leer la crítica, ¿cómo ha llegado a tener una nota de 40? Uno esperaría que incluso os hubieseis replanteado hasta empezar a colocar notas negativas para algunas películas jaja ^^.

4. sep 2, 10:31 | Jordi

Totalmente de acuerdo con Joan y todos vosotros, vaya timo de película! Para alegrarnos la vista un rato, no hacían falta 90 minutos de metraje ni falsas promesas de sangre…

Saludos!

5. sep 2, 10:32 | Jordi

Eso sí, si hay que escoger a una chica, escoged vosotros y la más fea ya me la quedo yo, jajajaja!

6. sep 2, 13:45 | Almas Oscuras

MASP – coincido plenamente contigo MASP… excepto con la referencia al “ecchi” y el “hentai”… no tengo ni idea de lo que hablas :-)

Mariano – pues eso… las chicas es lo único que me impidió darme de cabezazos contra el televisor.

Wyvern – je, je… yo también creo que he sido demasiado generoso con la nota. Sobre todo teniendo en cuenta que tras terminar de ver la película incluso me planteé si era conveniente reseñarla o no en Almas.
Supongo que el exceso de nota se lo debemos a la pelirroja :-)

Jordi – la anunciaban como un slasher original… nada de nada. Es lógico que el que se haya acercado a SGMD buscando una peli de terror se sienta timado.
Aunque supongo que los fans de las suicide girls estarán satisfechos con el producto.

saludos

7. sep 2, 16:59 | lady necrophage

Como el día anterior habíamos visto una película malísima, nos pareció gloria bendita. Eso sí, los posados se nos hicieron eternos, esperábamos ver tatuajes flipantes por todos lados, y resulta que lo que menos se veían eran los dichosos tatuajes, ¿una película de Suicide girs, en la que algunas de la chicas apenas iban tatuadas….? decepcionante, de verdad…

8. sep 2, 21:48 | MIssterror

A veces me sorprendo de lo que pudes llegar a ver! ja ja ja

9. sep 3, 08:48 | Sexpeare

Lo siento, no me ha quedado claro: es mejor o peor que “El gran marciano”?

10. sep 3, 10:29 | Almas Oscuras

Lady Necrophage – a mí los tatuajes no es que me llamen mucho la atención. Sin embargo las chicas me gustaron. Fue un placer contemplarlas… el resto… bufff

Missterror – :-)

Sexpeare – je, je… aquí al menos tienes a las chicas.

saludos

11. sep 3, 11:01 | Sexpeare

Para ver alt girls mejor revisionar Feast 2 y 3 no?

12. sep 3, 12:53 | elniniodecristal

Yo me quedo con el primer DVD que sacaron, que se limita a mostrarlas bailando y “tal” a ritmo de musicota de la buena. Lo guardo como un tesorito!

13. sep 4, 21:40 | Mariano

Feast 2 :D ……. nunca sabre por que solo las chicas tenian que desnudarse, nunca lo sabre y nunca me lo voy a preguntar, jejeje.

14. sep 6, 03:42 | GARY

yo creo que la ultima secuencia donde se revela todo el numerito a la final girl fue buena y nunca entendere de donde salio le tipa de cabello rosa hacia el final del audiovisual que no pelicula, ella habia desaparecido a la mitad sin explicacion y luego ahi estaba. saludos

15. oct 9, 20:33 | blanch

Bah, pues yo la vi por las chicas en verdad. Esos de los tatuajes me gusta, pero como peli de terror ya lo dices tu, nada y noventa minutos son muuuuuuuy largos.

16. may 15, 21:55 | nazareno

quierodesnuda no bestida

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.