Estás aquí: Página de inicio » Críticas » The Diabolical

The Diabolical

Del horrible futuro

The Diabolical Reseña

Ver ficha completa

  • Título original: The Diabolical
  • Nacionalidad: Estados Unidos | Año: 2015
  • Director: Alistair Legrand
  • Guión: Luke Harvis, Alistair Legrand
  • Intérpretes: Ali Larter, Arjun Gupta, Max Rose
  • Argumento: Una madre viuda lucha contra una maldición que infesta su casa de extrañas criaturas humanoides.
DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1.5/5

 photo Diabolical_Interior_zpskvaxrc2i.jpg

“The Diabolical” era una de las escasas cintas de terror que me quedaban por disfrutar de años anteriores, en particular 2015, y lo era con el añadido de una promesa que al final no ha sabido aprovechar. En concreto la promesa de marras era darle un nuevo giro, y van, al subgénero de casas encantadas. Termina siendo otra cinta independiente del montón donde la inexperiencia de su director y guionista debutante, Alistair Legrand, da al traste con sus elevadas aspiraciones. Explíquenme si no porque este buen hombre centra las miradas de su cámara en la principal protagonista, una apagada Ali Larter, en lugar de diseccionar, siquiera aprovechar, las escenas donde el elemento terrorífico debe tomar la alternativa. ¡Pecadillos de juventud! Cuando una película de estas características provoca risa en los momentos más serios, de forma inofensiva y muy lejana a la humillación, sus responsables necesitan un correctivo de humildad. Supongo que no llegará a darse el caso…

Los genios se venden caros, al igual que durante los ochentas, cuesta encontrar joyas en el pozo de mierda bajo el que podemos enterrar sin remordimientos a esta producción, otro relleno más de la parrilla “por descarga directa”… a eso se reduce la cochiquera donde el público, nosotros los cerdos, nos revolcamos. Eso sí, sabiendo reconocer el esfuerzo de su creador por aportar un granito de originalidad a este panorama que sólo revivirá con un mayor equilibrio entre sus partes. Por desgracia, más allá de ese toque personal en la historia base, “The Diabolical” se hace pesada y aburrida incluso durando únicamente hora y media. Culpa, entre otras muchas razones, de una dirección banal en el mejor de los casos y unas actuaciones muy, muy mejorables.

Así la cinta comienza con una madre viuda pero igual de joven que atractiva, ¡normal que la cámara se centre en ella! Un cliché suburbano que empieza a reventarme las pelotas y no de la forma deseada. Nuestra heroína se reviste de falso dramatismo para afrontar la dura de tarea de lidiar con dos bestezuelas mal llamadas hijos. Un joven pre adolescente con mal genio, pero una gran capacidad intelectual, y una adorable rubita made in USA. Y digo que la tarea debe ser todo un vía crucis porque la casa también se caracteriza por unas siniestras apariciones espectrales, al menos supuestamente, siendo estas tomadas con bastante pragmatismo por los sufridos miembros de la familia. ¡Me va usted a comparar un cuerpo mutante surgiendo del techo con ayudar a mis hijos a hacer los deberes! Como nuestra atractiva madre no puede vender la casa, ¡maldita burbuja inmobiliaria!, intenta hacer caso omiso de los horribles seres que aparecen y desaparecen a horas intempestivas con no se sabe qué intención, precedidos por rayos y lo que podrían pasar por poltergeists.

Han pasado médiums, científicos, agentes de la propiedad… nadie quiere ayudar a tan deseable mujer, ¡por qué no se habrá puesto en contacto con Almas Oscuras! Hasta que, los príncipes azules aun existen, se cruza en su vida el profesor de física de su hijo: un norteamericano de ascendencia india, pero no los aficionados a las plumas, que curiosamente había trabajado en anteriores capítulos para “Caltech”, empresa que, fíjese usted, es el único lobby interesado en adquirir la propiedad de nuestra lujuriosa mamita, si sabéis pillar la broma. Y tras unos minutos más de metraje poco trascendente llegaríamos a la procedencia de los sucesos paranormales que afectan a tan feliz grupito, decididos a hacer frente a los seres preternaturales a base de trampas propias de un capítulo de Scooby Doo. Además los niños sufren la maldición adicional de no poder alejarse apenas unos metros de la casa, a riesgo de morir debido a un maquillaje bastante paupérrimo, agudizando más si cabe la sensación de claustrofobia artificial y rebuscada.

A grandes rasgos esa sería la película, ahondando un poco en su trama pero sin revelar ninguno de sus misterios, no sea que algún extremista quiera apuntar la antorcha hacia mi pecho. Pero la verdad es que esos secretos están contados con tan poco estilo como esta reseña, adolecen además de una profundidad que sepa manejar la metafísica y el espacio tiempo con tanta soltura como de la que hacen gala varios de los personajes de “The Diabolical”, apáticos tanto en intenciones como en retrato psicológico. Ellos han podido sobrevivir a una serie de paradojas que hubiesen puesto los pelos de punta al mismísimo “Donnie Darko”, luchando exitosos con una trama que no se sustenta cuando, además, sus artífices intentan venderla con aires científicos. De ser Legrand no me metería en ciertas zarandajas argumentales cuando resulta obvio que la física fue uno de los mayores escollos para su graduación en la secundaria.

A esta falta de solidez en el guión, más superfluamente lioso cuanto más nos acercamos a su conclusión, súmenle una ambientación musical molesta y una fotografía de la misma calaña. Se agradece que las “apariciones” estén planificadas a cualquier hora del día, intentando añadirles un plus de peligrosidad, pero de qué sirven cuando la tensión no es sustentada por ambiente alguno, coronando el pastel con la guinda de unos efectos especiales feos y poco vistosos, únicamente válidos en los primeros y prometedores compases de “The Diabolical”.
Hemos hablado previamente de las apáticas interpretaciones así que quizás sea mejor correr un velo en ese aspecto, dejando a estos personajes insignificantes en manos de unos insignificantes actores, enredados en una serie de diálogos tan sosos como su declamación, otra muestra del poco talente subyacente tras la producción.

Resumiendo, no la recomiendo por más que su propuesta parezca refrescante a primera vista. Esta vez hubiese preferido algo más convencional si el resultado fuese entretenido en el cómputo global. “The Diabolical” deja entrever durante los minutos iniciales que no se dirige a ninguna parte y que tampoco guarda la suficiente extrañeza como para disfrutarle en su condición de rara avis. Por no hablar de ese final edulcorado a base de sacrificios predecibles hasta el empalague…

Sólo otro clavo más al eterno ataúd del punk… digo del terror.

Imágenes de la película

 photo Diabolical_1_zpsxncm6jmw.jpg

 photo Diabolical_2_zpspacfyylb.jpg

 photo Diabolical_3_zps57fxw9ao.jpg

Lo mejor: La trama de fondo es honestamente original y fresca, una subversión interesante del cliché de la casa suburbana encantada.

Lo peor: Esta narrada con muy poco estilo, perdiendo su originalidad y frescura por el camino de la confusión y el batiburrillo estándar de cualquier serie B moderna.

Vuestros comentarios

1. jun 8, 00:46 | Drakon

Bob, los links de los tag no funcionan, llevan a la reseña de la película TAG. He estado buscando donde contactar pero no lo encuentro así que aviso por aquí.

2. jun 8, 08:47 | Bob Rock

Drakon.- Gracias!! Claro, eso pasa por el nombre de la película TAG. En que llegue a casa lo apaño. Un saludo!

3. jun 9, 03:02 | dani3po

Un poco spoilero el título, no? A mí me gustó bastante; por Ali Larter más que nada.

4. jun 12, 01:15 | paulcrosnier

Esto que esta escrito en el post lo dice todo “ personajes insignificantes en manos de unos insignificantes actores” la puntuación que le diste Bob es perfecta, da pena ajena este film, así de simple, nada rescatable en él.

Escribe tu comentario:

¡ATENCIÓN! El formulario de comentarios utiliza un sistema de previsualización con el objetivo luchar contra el spam. Por lo tanto, tras pulsar el botón PREVISUALIZAR no olvides pulsar el botón ENVIAR para dar de alta definitivamente el comentario.