Almas Oscuras Home

Todo el cine de terror independiente por tan solo 1,95 €: descúbrelo

Novedades en nuestro catálogo de películas

Estás aquí: Página de inicio | Categorías

Categoria: Libros

El Invitado de Drácula

y otros relatos extraños y macabros

Invitado cent

Bram Stoker: ¡Strigoiu, strigoiu!

Bram Stoker (1847-1912) nació en las afueras de Dublín y su vida fue un cúmulo de contrastes. De niño enfermizo a estudiante del Trinity College que destaca tanto en los deportes como en los estudios. Funcionario durante diez años, acabó trabajando como agente del actor Henry Irving. A pesar de su ajetreada vida, tuvo tiempo para escribir novelas de terror como La joya de las siete estrellas (1903), La dama del sudario (1909) y La madriguera del gusano blanco (1911). Stoker murió en 1912 pero alcanzó la inmortalidad literaria gracias a la creación de un personaje milenario e inmortal, el conde Drácula, que con el paso del tiempo se convertiría en un mito universal. Seguir leyendo...

POR: MASP el 21/08/12
TAGS:
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 1
COMENTARIO/S
 

El Libro de los Cráneos

Calaveras y Diablitos

Cráneos Ext

Cuatro jóvenes norteamericanos, un intelectual judío, un rico WASP del este, un homosexual de ascendencia italiana, y un atlético granjero de Kansas viajan en busca de la inmortalidad que promete el antiquísimo y recién descubierto Libro de los Cráneos. Un viaje y una prueba iniciática en la que dos deben morir, uno de ellos asesinado, para que los otros alcancen la inmortalidad.

ROBERT SILVERBERG: UN HOMBRE DE CIENCIA FICCIÓN

Nació en Brooklyn, Nueva York en 1935. De prosa ágil, su estilo se caracteriza por la eficacia y la versatilidad. Formado en la mejor de las escuelas posibles, escribir y publicar sin descanso, acredita una producción variada y personal. Su palmarés apabulla. Atendiendo sólo a los principales premios, ha sido nominado para el Nebula en 20 ocasiones y lo ha ganado 5 veces. Similar hazaña ha conseguido en los Hugo con 27 nominaciones y 4 galardones. Y en los Locus su récord impresiona, pues entre 1970 y 1996 sus trabajos le han valido 97 nominaciones, ganándolo 7 veces. En suma: ha roto moldes, es único, siendo su obra traducida a más de 20 idiomas. Seguir leyendo...

POR: MASP el 13/08/12
TAGS: ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 1
COMENTARIO/S
 

Apocalipsis Z

Una trilogía que "está de muerte"

AZ Grande

La civilización ya no existe. No hay Internet. Ni televisión. Ni móviles. Ya no hay nada que te recuerde que eres un ser humano. El Apocalipsis ha empezado. Ahora sólo queda un objetivo: SOBREVIVIR.

EL ABOGADO DE LOS ZOMBIES

Porque los no muertos también tienen sus derechos, claro que sí. ¡Vivan los “zombisindicatos”! Y quien mejor para defender sus derechos que su autor Manel Loureiro, (1975) licenciado en Derecho por la Universidad de Santiago de Compostela donde compatibilizó sus estudios letrados con algunos trabajos televisivos hasta dedicarse a la escritura, vocación que en la actualidad ejerce junto a la jurídica.

APOCALIPSIS Z: EL PRINCIPIO DEL FIN

Un joven abogado lleva una vida tranquila y rutinaria en una pequeña ciudad española de provincias, hasta que un oscuro incidente médico en un remoto país del Cáucaso tiene lugar. Paulatinamente lo que tan solo era una pequeña noticia breve en los periódicos se transforma en una epidemia de proporciones devastadoras que amenaza con aniquilar a toda la humanidad. A medida que la enfermedad se acerca devorando país tras país, el caos comienza a cundir en España. Seguir leyendo...

POR: MASP el 06/08/12
TAGS: ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 7
COMENTARIO/S
 

Las Ruinas

¡Mamá nos vamos de acampada!

Las Ruinas Ext

RAMIFICACIONES

Tras su graduación en el Instituto unos jóvenes deciden pasar unas idílicas vacaciones en Cancún antes de someterse de nuevo a la estresante vida Universitaria que les aguarda a su regreso. Tras entablar amistad con unos compañeros de hotel griegos, deciden aventurarse a visitar unas extrañas ruinas con forma de pirámide maya, allá donde Cristo perdió el mechero, con el objeto de tener una excitante aventura que contar a su regreso. No sospechan que esa planeada y divertida excursión se tornará en la experiencia más terrorífica de sus vidas.

SCOTT SMITH: ÉSE GRAN BOTÁNICO DESCONOCIDO

Autor que estudió en el Darmouth College y en la Universidad de California que actualmente vive en Nueva York donde curra como escritor y guionista. En 1993 publica su ópera prima “Un Plan sencillo”, una película impecablemente adaptada a la gran pantalla por el inefable Sam Raimi (qué olfato tienen estos tíos, para mí una de sus mejores películas), por la que recibió nada menos que el Óscar al mejor guión adaptado en 1998 y consecuentemente la bien merecida fama y reconocimiento internacionales. Seguir leyendo...

POR: MASP el 03/08/12
TAGS: ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 7
COMENTARIO/S
 

La Chica que Amaba a Tom Gordon

Porque podría pasarle a cualquiera

Tom Gordon C2

SINOPSIS

El mundo tenía dientes y podía morderte en cualquier momento. Trissha McFarland lo descubrió cuando tenía nueve años. A las diez de una mañana de principios de Junio estaba sentada en el asiento trasero de Dodge Caravan de su madre, vestida con una sudadera azul de los Red Sox y jugaba con su muñeca. A las diez y media se había perdido en el bosque. A las once intentaba contener su terror no pensar: esto va en serio, esto va muy en serio. Intentaba no pensar que, en ocasiones, cuando la gente se perdía en el bosque salía gravemente dañada. A veces, incluso moría.

SOBRE LA INOCENCIA PERDIDA

Tom Gordon PDos veces he estado en mi vida a punto de morirme de miedo. Ésta es la primera de ellas. Navidades de 1978. Cuatro años antes se había inaugurado un nuevo centro comercial en pleno centro de la ciudad y todos estábamos entusiasmados por visitarlo, de hecho se contaba del mismo algo inconcebible: ¡que poseía unas escaleras mecánicas que te subían solas de planta en planta! Se llamaba Galerías Preciados y tras esos años de febril actividad comercial, decidimos por fin ir a visitarlo. Así un servidor que por aquél entonces contaba con cuatro añitos de edad fue enfundado en sus mejores galas, bufanda y guantes para presenciar tamaño acontecimiento. Esto que hoy a algunos os hará sonreír, era por aquél entonces y más aún en una modesta capital de provincia como Valladolid, todo un suceso regional.

Jamás olvidaré cuando visité la planta de Juguetería. ¡Toda una planta dedicada! Era como un sueño hecho realidad. Estanterías repletas de furos pedidos a los Reyes Magos: la caravana de los Geyperman, la base espacial de los Airgam Boys, el Quimicefa, el Ibertren ¡y hasta el portaaviones de Tente! Estaba extasiado, estaba alucinado, estaba hipnotizado…. ¡ESTABA SÓLO! ¿Dónde se habían metido mis padres? ¿Cómo podía haber sido tan estúpido para soltarme de la mano de mi madre en aquel Laberinto de Creta realizado a base de interminables estanterías donde un montón de adultos sin escrúpulos me empujaban y pisaban? De pronto todo se torno borroso, inverosímil, pesadillesco y decidí optar por la única salida posible: ponerme a berrear como un poseso y gritar ¡MAMAAAAA! Todo a ello a grito pelado cual víctima de un slasher de tercera.

Por fin alguien se apiadó de mí. Una guapa señora trajeada con la etiqueta de su nombre prendada en la solapa de su camisa, que tras preguntarme, mi nombre, cuántos añitos tenía y si me había perdido, yo acerté a formar un cuatro con mi manita y asentir entre sorbetones de mocos. Pensé que estaba salvado, pero me equivocaba, el horror no había hecho más que comenzar. Lo siguiente que recuerdo fue un anuncio global por la megafonía del centro describiéndome y llamando a mis padres para que se pasasen a recoger “la mercancía” por Caja Central. Todavía no puedo olvidar la vergüenza que sentí en aquél momento, la expresión de alivio de mis padres con el reencuentro y mi sentimiento de haberles decepcionado cometiendo semejante estupidez. Me sentía tan culpable y ridículo…

DE MIEDOS ATÁVICOS Y LUGARES FANTASMAGÓRICOS

Tom Gordon C3A la protagonista de nuestra historia le ocurre algo parecido, de hecho, algo mucho peor, pues tras los parkings nocturnos, creo que los bosques a medianoche pueden llegar a convertirse en los lugares más tenebrosos del mundo. Trissha es una niña muy espabilada para su edad. El reciente divorcio de sus padres no le ha dejado más remedio que madurar a golpe de tristeza. Ahora sus progenitores se disputan el cariño de sus hijos entre los fines de semana alternos en los que su padre les lleva a Ferias y Centro de Atracciones y los de su madre en los que como éste, se dedican a hacer senderismo. Su hermano, pese a ser el mayor, es incapaz de hacer algo que la pequeña Trissha ya ha logrado: asumir la situación. Así que durante todo el camino de pasa discutiendo con su madre por todo, desahogando así la frustración que le produce la separación de sus padres.

Trissha camina tras ellos, tratando de abstraerse de la enésima y fútil bronca familiar, cuando escucha la llamada de la naturaleza. Necesita hacer pipí, pero claro, ya no es una niña, es una “mujer de nueve años” y no va a pararse en mitad del camino para “eso”, así que decide desviarse entre la maleza y luego adelantarse unos metros a su madre y hermano y darles así una sorpresa apareciendo de pronto delante del camino y de paso demostrarles que con la discusión se habían olvidado de ella.

Pero algo no le cuadra a nuestra pequeña heroína. Tras subir por el mismo el terraplén porque el que había bajado, o al menos así lo creía ella, no se encuentra de nuevo en medio del camino sino con una zona de profusa maleza. El miedo empieza a invadirla, pero no pasa nada, basta con desandar lo andado y… ¡percatarse de que definitivamente se ha perdido! Ni si quiera alguien es responde a sus gritos. Así tras la conmoción inicial Trissha, en vez de quedarse donde estaba hasta que la localicen decide seguir avanzando sin saber que cada vez se está adentrando más en la profundidad agreste del bosque.

CUANDO EL TAMAÑOQUE IMPORTA

Tom Gordon C1

Decíamos “ayer” que el maestro King luce sus mejores galas cuando narra o bien historias cortas, como ya analizamos en su recopilatorio “Todo Oscuro, Sin Estrellas”, o bien historias realistas, de ésas que pese a su aparente inverosimilitud, podrían ocurrirle a cualquiera. Pues bien, podemos considerarnos doblemente afortunados porque en “La Chica Que Amaba A Tom Gordon” se conjugan ambos factores de una manera magistral. Sí, ya sé lo que muchos estáis pensando, que eso de perderse en un bosque es propio de críos o de paletos poco experimentados que les da por salir un día a jugar a Indiana Jones. Pero os equivocáis. Os apuesto lo que os plazca a que este mismo verano, los agentes forestales se ven obligados a rescatar a más un grupo de experimentados alpinistas o senderistas que han terminado quedando atascados en sitios en los que ni a una cabra montesa dopada se le habría ocurrido visitar. Al tiempo.

Lo que King logra con esta novela es trasmitirnos la paradójica sensación de agorafobia que puede ocasionaros a los urbanitas de turno esa placentera sensación ocasional de estar en un lugar “tranquilo donde respirar aire puro”.

Porque Trissha ignora el camino de vuelta y le empiezan a asaltar los fantasmas de necesidades que muchos damos por resueltas como el hambre, la sed, la desnutrición, el frío nocturno, el implacable sol matutino y sobre todo una presencia borrosa, que la pequeña no sabe describir pero que presiente como algo muy vívido y tan real que es capaz de dejar a su paso ciervos destripados y profundas marcas de garras en los árboles.

UNA CUESTIÓN DE FE

Tom Gordon SKDicen que la salvación está en la Fe. Tranquilos, no pretendo daros un discurso religioso de medio pelo ni erigirme en falso profeta. Pero es cierto que hasta el más agnóstico tiene fe en algo, un fin que le motiva para seguir adelante: aprobar esa maldita oposición, ligar con esa persona cuyo nombre envenena mis sueños, ver la trilogía de El Señor De Los Anillos en su versión extendida toda de un tirón…

Pues bien, Trissha tiene fe en Tom Gordon, su jugador de beisbol favorito de los Boston Red Sox. En definitiva, su ídolo, que la acompañará durante toda su travesía por unos de los parajes más agrestes de Estados Unidos y al que su imaginación recurrirá en los momentos más duros del viaje. Cuando la inanición y la neumonía comiencen a ganarle la partida, allí estará Tom Gordon para animarla a no desfallecer y seguir adelante hasta el desenlace final, su enfrentamiento con la “cosa” que la había estado acechando desde un primer momento.

LO MEJOR: Una estupenda novela corta adecuada para esos ratos muertos estivales que hará las delicias tanto de los seguidores como detractores del maestro de Maine.

LO PEOR: Que King no se prodigue más en este género tan avieso como es la novela corta en el que es un auténtico maestro.

VALORACIÓN GLOBAL: 80/100
FICHA TÉCNICA:

Autor: Stephen King
Editorial: RBA o Plaza & Janes Bolsillo
Nº Páginas: 198 0 239 según Edición
Encuadernación: Cartoné Lujo o Rústica Sin Solapas
Precio: 8,50 en Bolsillo

POR: MASP el 23/07/12
TAGS: ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 5
COMENTARIO/S
 

El Perro de la Guerra y el Dolor del Mundo

Fantasía Oscura en estado puro

SINOPSIS

Este es el verdadero testimonio del Duque Ulrich von Beck, antiguo Comandante de Infantería, escrito en el Año de Nuestro Señor de 1680 por el Hermano Olivier del Monasterio de Renschel durante los meses de Mayo y Junio según el dictado del antedicho caballero en su lecho de dolor:

“Fue el mismo año en que la ola de crueldad exigía no sólo la crucifixión de los jóvenes campesinos, sino también la de sus animales, cuando conocía a Lucifer y fui transportado a los Infiernos, pues el Príncipe de las Tinieblas deseaba cerrar un trato conmigo…”

PGDM centrada 1

MICHAEL MOORCOCK: EL HOMBRE MULTIUNIVERSAL

Michael John Moorcock nace en Londres en 1939. Además de escritor, ha ejercido labores de editor, periodista, crítico y hasta compositor para el grupo musical “Hawkwind”. Abanderado de la llamada New Wave Fantasy crea un nuevo estilo iconoclasta con la, hasta ese momento manida guerra entre el Bien y el Mal, otorgando a su obra y personajes de una desconcertante y carismática ambigüedad, centrando muchas de sus novelas en el concepto de lo que él denomina como Campeón Eterno o sucesivas reencarnaciones de un mismo personaje avocado a reiterar su trágico destino en las distintas realidades alternativas que circundan lo que él denomina como Multiverso.

En dichos mundos alternativos no existe, como apuntamos la concreta lucha del clásico Bien contra el Mal sino más bien de la Ley, representada en ocasiones como una jerarquía represiva y estandarizada, contra el Caos, como expresión de un desorden de innata belleza, de modo que debe existir un equilibrio entre ambos Órdenes para evitar que el predominio de cualquiera de ambas posturas desemboque en un radicalismo que desequilibre la ya de por sí inestable balanza cósmica.

NEW WAVE FANTASY: UNA ODA AL ANTIHÉROE

PGDM  izd1Fantasía Épica. No me digas más, que ya lo veo venir. Bellas y desvalidas princesas indolentes de reinos imaginarios que esperan impacientes a que el heroico caballero de turno embutido en su brillante armadura acuda en su rescate a lomos de su prístino palafrén dejando a su paso un rastro de dragones vencidos y villanos desolados.

¡Buah! Mariconadas. Sí, yo también me he leído casi todo lo publicado por Weiss y Hickman, Tad Williams, Louise Cooper, R. A. Salvatore, Stephen Lawhead, Gavriel Kay y tantos otros y conste que me encantan. Pero estamos en Almas Oscuras así que algo de particular tendrá la obra reseñada, y no os equivocáis.

Ulrich von Beck es un mercenario de guerra que ha sabido adaptarse a una época devastadora en la que o eres presa o depredador y haciendo gala de un espeluznante pragmatismo ha optado por ésta última opción. Ha participado en todo tipo de incursiones y masacres. Ha violado a mujeres, asesinado a hombres, ancianos y niños sin piedad ni distinción. Vamos, un elemento de mucho cuidado sirviente del mejor postor, al estilo de los protagonistas de la inefable obra de Paul Verhoeven, Los Señores Del Acero (que no deberíais perderos). Su alma por tanto, está condenada a pasar el resto de la eternidad padeciendo inimaginables tormentos en el Infierno.

Hasta tal punto es así, que en una de esas jornadas en las que el filo de su espada ha terminado embotado de sangre inocente, decide reposar una noche en un extraño castillo propiedad de un señor feudal muy peculiar. Nada menos que el mismísimo Lucifer, quien tras anunciarle su condenación eterna, le ofrece la posibilidad de librarse de la misma y recuperar su alma a cambio de una oferta que no podrá rechazar.

Y es que el mismísimo Ángel Caído le revela que fue expulsado del Paraíso por los celos de Dios, y en aras de obtener la redención de Nuestro Creador, desea mostrarle su arrepentimiento obsequiándole con una ofrenda muy especial para cuya búsqueda requiere los servicios de un hombre con las especiales habilidades de Ulrich von Beck. Le encarga pues, nada menos que recuperar el Santo Grial antes de que lo hagan los descendientes del Rey Arturo y sus Nobles Caballeros y de ese modo servirse de dicho regalo como pasaporte para recuperar su puesto de honor en los Cielos.

LA CARISMÁTICA ATRACCIÓN DE LA MALDAD

PGDM portadaLo que logra Moorcock con esta magnífica novela es digno de encomio, que el lector se sienta identificado con semejante cabroncete de protagonista, pues como rezan las Sagradas Escrituras, quien esté libre de pecado que arroje la primera piedra. Pero no sólo eso, sino que durante todo su desarrollo asistimos a reflexiones de filosófico misticismo acerca de temas tan obtusos como la existencia de Dios y el Diablo que aquí son tratados con una naturalidad muy terrenal y desde un punto de vista que va mas allá de la simple ambigüedad para desembocar en unas conclusiones caracterizadas por su equidad y carentes de toda moraleja moralista o religiosa.

Así pues, Ulrich von Beck se convierte en nuestro alter ego y durante todas sus aventuras el autor trata de responder a preguntas universales como la naturaleza de un Dios que permite las injusticias que vemos y sufrimos a diario y un Lucifer que quizá fue injustamente expulsado del Paraíso para hacer de la Tierra su particular Reino Imperfecto. Y por supuesto todo ello, se desarrolla a través de las múltiples aventuras de clásico corte sword & sorcery en las que Ulrich von Beck se ve involucrado en su “Santánica Búsqueda”. Vicisitudes en las que no se verá libre de dificultades pues asistiremos entre otras aventuras, a una Guerra Civil en el Infierno por parte de los Duques del Caos que al ver peligrar su poder, se oponen a la redención de Lucifer y envían a todas sus huestes demoníacas y engendros del Averno para que nuestro protagonista vea truncada su búsqueda y su misión tenga un resultado infructuoso.

PGDM izd2En definitiva, nos encontramos ante una magnífica narración, injustamente solapada por otra de las más icónicas creaciones del autor como es su clico de novelas dedicado a su personaje más belicoso, el inigualable Elric de Melniboné, pero que resulta de obligada lectura tanto para todos aquellos que busquéis una narrativa de género fantástico madura y diferente ajena a los convencionalismos y clichés del género, como para los que deseéis comenzar a acercaros a la originalísima obra de este genial autor, en ocasiones injustamente menospreciado por la herencia de subproductos tolkienianos.

“No he vuelto a encontrarme con Lucifer y, posiblemente, no Le vuelva a ver nunca más. Sin embargo, continúo teniendo serias dudas acerca del hecho de que mi alma me pertenezca sólo a mí. Sigue siendo posible que Lucifer nos hubiera mentido, que Dios no le hubiera escuchado, que Dios ni siquiera Le hubiera hablado. ¿Reclamó Lucifer la carga entera de la Tierra para desafiar a Dios? ¿Y si Dios nunca hubiera existido?”

Saludos, criaturas de Almas Oscuras.

VALORACIÓN GLOBAL: 90/100
FICHA TÉCNICA:

Título Original: The War Hound and the World’s Pain
Autor: Michael Moorcock
Año publicación: 1981 (original), 1987 (España)
Editorial: Miraguano Ediciones (Colección Futurópolis)
Nº Páginas: 236
Encuadernación: Rústica sin solapas
Precio: Descatalogado

POR: MASP el 25/06/12
TAGS: ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO '0'
COMENTARIO/S
 

Aventuras del Profesor Challenger

Cuando nada es elemental

TODO UN CABALLERO INGLÉS

Challenger_DoyleSir Arthur Ignatius Conan Doyle nace en la Escocia de 1859. De padre alcohólico y viendo su madre cómo su marido despilfarraba el sueldo en una botella sin fondo, comenzó a trabajar y decidió enviar a su hijo pequeño a la Escuela Jesuita en la que permaneció hasta los 16 años, edad en la que empezó a estudiar medicina graduándose finalmente como médico naval.

Fundó una clínica pero debido al escaso éxito de la misma comenzó a dedicar su tiempo libre a escribir historias cortas de las que nació su más famoso personaje convertido en todo un icono cultural. Efectivamente me refiero al inefable detective Sherlock Holmes. Pero no fue ni mucho menos su única obra aunque sí la más divulgada, pues también escribió la colección de relatos que ahora nos ocupan además de otros libros más extensos como La Guerra De Los Bóers.

Murió en Inglaterra en 1930, con 71 años, de un ataque al corazón.

UN AUTOR FAGOCITADO POR SU OBRA

Challenger Central 1

Por mucho que mi ex se empeñe divulgar por doquier que soy un “desorientado”, lo cierto es que un hecho traumático acaecido en mi más tierna infancia y que os confesaré sin rubor alguno en próximas reseñas, me convirtió en un tipo muy observador. Es una especie de juego perverso y divertido tratar de sacar conclusiones en base a concretos indicios. Ni que decir tiene que esta extraña pero amena afición me llevó a conocer la obra del autor y a leer todo lo protagonizado por su archifamoso detective. El problema surgió cuando me percaté de que no podía identificarme con ninguno de sus protagonistas.

Yo carecía de la mente privilegiada de Holmes, de la sagacidad de Watson y del maquiavelismo de Moriarty (salvo por estos atentados narrativos que publico en forma de criminales críticas literarias). Sólo podía verme reflejado en el injustamente menospreciado Inspector Lestrade, que muy al contrario de lo que las películas nos han hecho creer, incluyendo la magnífica serie animada del genio Miyazaki, distaba mucho de ser el patán incompetente de turno, sino un tipo realmente capaz pero privado de la mente privilegiada de Holmes, por quien ostentaba un gran respeto mutuamente correspondido.

Challenger I2Y de este modo, con las continuadas lecturas de estas aventuras detectivescas, se comenzó a producir un extraño fenómeno inverso. En ocasiones, Sherlock me parecía demostrar una prepotencia y soberbia insoportables, Watson hacía gala de una fidelidad que rayaba en el servilismo más sanchopancesco y Moriarty terminaba por provocarme continuos criminalis interruptus con sus planes maestros frustrados. Al mismo hartazgo llegó el propio autor que decidió en un arrebato de ocaso narrativo “matar” a su personaje más emblemático despeñándolo en una lucha mortal con Moriarty por la cascada de Reichenbach (escena que les sonará a quienes hayan visto la nueva entrega cinematográfica de Guy Ritchie, tan entretenida como la primera con una química genial entre Jude Law y Robert Downey que se mantiene intacta).

Pero fíjate tú lo que ya era el fenómeno “fan” de aquél entonces que los lectores protestaron por el hecho, llevando crespones negros sobre el sombrero en señal de luto ficticio. Pese a lo cual Conan Doyle no se resistió a verse encasillado y decidió crear un nuevo personaje que mantuviera parte de las facultades de Holmes pero fuera en todo su antagonista y además debía hacerlo de modo que los lectores simpatizaran con este nuevo sujeto por muy reprochable que en ocasiones pudiera parecerles. Y así nació el profesor Challenger.

DE MUNDOS PERDIDOS Y ABISMOS INSONDABLES

Del mismo modo que para la creación del genial detective Sherlock Holmes Conan Doyle se inspiró –tanto en el aspecto como en el carácter- en su profesor de la universidad de Edimburgo Joseph Bell, otro profesor, el fisiólogo William Rutherford, sirvió de modelo para el no menos singular profesor Challenger –el cerebro de un genio en el cuerpo de un hombre de las cavernas-, según confesión de su autor.

Este volumen reúne así todas las aventuras del profesor Challenger, con una salvedad que ya viene siendo una tradición: se ha excluido de esta recopilación la novela El País De La Bruma (1926) pues en ella Challenger se ha convertido en una mera excusa de Conan Doyle para hacer propaganda del Espiritismo (al que el autor escocés era muy aficionado), dejando de lado su talante aventurero; pero en su lugar se ha incluido la novela El Abismo De Maracot (1929), protagonizada por el profesor Maracot, colega de Challenger y procedente como él de los más reputados ambientes científicos.

Challenger Grande

El Mundo Perdido (1912): Es una novela corta que se puede considerar como “fundacional” del género de dinosaurios y mundos perdidos (por mucho que algunos crean que los “inventaron” Steven Spielberg y Michael Crichton) en la que nuestro excéntrico profesor se embarca, con sus tres inseparables “amigos”, Mister Malone, un intrépido periodista, un cazador aventurero apodado Lord John, y el quejica doctor Summerlee en Ciencias, en un peligroso viaje lleno de aventuras al más puro estilo Indiana Jones, para localizar una recóndita meseta sudamericana en la que al parecer, y contra toda la comunidad científica de su tiempo, Challenger asegura que perviven especies antediluvianas. Y así asistimos a todo un despliegue del talento narrativo de Doyle al servicio de del pulp victoriano más versátil y ameno repleto de humor y peripecias varias. 90 / 100

La Zona Ponzoñosa (1913): La Tierra se encuentra a la deriva en el mundo sideral y se ha introducido en una zona atmosférica del éter que la conduce a su propia aniquilación. El único que puede solucionar la situación es, como no podía ser de otro modo nuestro “querido” gruñón profesor Challenger, al que acude su viejo amigo periodista Malone en busca de una alternativa a tan infausto destino. Relato desconcertante en el que Conan Doyle vuelve a coquetear con la vida más allá de la vida haciendo gala de sus convicciones místicas y parasicológicas. 60 / 100

La Máquina Desintegradora (1927): Challenger está que no cabe en sí de rabia. ¿Cómo es posible que un desconocido Teodoro Nemor se le haya adelantado dentro de la comunidad científica afirmando haber creado una “máquina desintegradora” capaz de disolver cualquier cuerpo en partículas subatómicas para luego recontruirlo de nuevo a partir del éter? De clara inspiración en La Máquina Del Tiempo de H. G. Wells, Doyle nos ofrece su particular versión sobre el tema con un final tan picaresco como inesperado totalmente ajeno al tema de la lucha de clases que representaba la segunda lectura de la obra de Wells. 80 / 100

Cuando La Tierra Lanzó Alaridos (1928): El ego de Challenger no tiene límites y en esta ocasión pretende nada menos que demostrar la naturaleza de nuestra madre Tierra como Gaia, un ser viviente autónomo sobre el que nos asentamos y para ello contará con el apoyo de un ingeniero de minas recomendado por Mister Malone para taladrar la corteza terrestre y así llegar al núcleo con el que obtener una reacción del “ser vivo planetario”. Todo un nuevo derroche imaginativo al servicio del cientifismo más “julioverniano” pero carente de los tecnicismos más farragosos de su colega francés. 70 / 100

Challenger I 1El Abismo De Maracot (1929): Aunque cambiamos de protagonista, el profesor Maracot no es más que otro alter ego de Challenger, que esta ocasión no decide estudiar estepas remotas de la Tierra sino sus profundidades marinas abisales, probablemente influenciado por la magna obra de Verne 20.000 Leguas De Viaje Submarino, pero nuestro Maracot dista mucho de ser una Capitán Nemo al uso sino más bien una especie precursora del moderno Jacques Cousteau, que tras un desafortunado accidente en su batiscafo, se ven desamparados en fondo marino, donde hallan nada menos que las ruinas de la mítica Atlántida y a parte de sus antiguos moradores. Otro claro ejemplo de divertimento desinhibido por parte de Conan Doyle convirtiendo en toda una aventura pulp una supuesta leyenda de la que aún no está demostrado haya sido tal. 80 / 100

Conclusiones

Nos encontramos por tanto ante una estupenda colección de relatos que suponen una rara avis dentro la obra del autor, eclipsada totalmente por la más afamada de sus creaciones, y de la que la Editorial Valdemar, en su colección Gran Diógenes ha tenido la atención de recopilar. Es cierto que el elevado precio de este volumen quizá mereciera una encuadernación más generosa en pasta dura, pero habida cuenta de cómo está el patio editorial, podemos darnos por contentos con que esta Editorial Valdemar y otras como La Biblioteca Del Laberinto o Edhasa, se “arriesguen” a publicar maravillosas obras incunables como la que nos ocupa a las que de otro modo nos sería imposible acceder.

Pronto, más sorpresas variadas, queridas criaturas.

VALORACIÓN GLOBAL: 80/100
FICHA TÉCNICA

Título Original: Aventuras Del Profesor Challenger.
Autor: Arthur Conan Doyle.
Editorial: Valdemar Gran Diógenes.
Nº Páginas: 576
Encuadernación: Tapa Blanda Rústica Con Solapas.
Precio: 24Euros

POR: MASP el 01/06/12
TAGS: , ,
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 1
COMENTARIO/S
 

El Extraño talento de Luther Strode

El Noveno Arte Chorrea Tinta Roja

Luther Strode grande 1

TODO ESTÁ INVENTADO

Un euro. Si me hubieran dado un maldito euro cada vez que un “gafapastoso” (y ojo, os lo dice quien las luce, que mis siete dioptrías no dan tregua tras años de lecturas oscurantistas y visionados infames), me hubiera soltado la susodicha frasecita de marras con aires de estúpida suficiencia nihilista, ahora mismo sería rico y estaría… ¡Qué coño! Estaría haciendo exactamente lo mismo que hago ahora, escribir para Almas Oscuras porque me encanta hacerlo.

Tranquilos, que no voy a caer en la candidez nostálgica de creer que el género de terror en particular y en fandom en general vive sus mejores momentos (los años ochenta para nuestra desgracia, o fortuna, quien sabe, ya quedaron atrás). Y si bien es cierto que puedo conceder que el ufano aforismo de marras se ha convertido en la tónica general, ello no significa que existan las suficientes excepciones como para caer en la absurda desesperanza. Es más, si cabe, la encomiable labor de páginas como Almas Oscuras se asemeja a esos viejos mineros de Alaska que disfrutaban sus vidas cribando fango, para de vez en cuando toparse con una pepita de oro con la que iluminar su espíritu.

Y a las pruebas me remito, cuando creemos haberlo visto todo sobre monster movies, nos salta a la palestra la magnífica, pese a quien pese, “The Host” y toda la “fiebre amarilla” (“I Saw The Devil”, etc.) que le sigue, cuando uno está más que hastiado de slashers de medio pelo, nos golpean con “Matyrs” y la “nouvelle horreur vague”. Y así podría seguir pero no quiero aburrir al personal antes referido, sobre todo éste cuando se compone de un grupo de adoradores de los “cahiers du cinema” con los que es inútil debatir al respecto.

Así que hagámoslo más difícil todavía. Unámonos al enemigo pero convirtiéndonos en el abogado del Diablo. Y cuando nos suelten esa farsa del “todo está inventado” con fingida expresión de estar de vuelta de todo, démosles la razón. Y observad su cara de sorpresa. La absoluta estupefacción de quienes están acostumbrados a fomentar la discordia, la afrenta, la discusión y que de buenas a primeras se encuentran con alguien que secunda su credo discordante. Y decidles, que tienen toda la razón del mundo, que en esta época de remakes innecesarios y reboots absurdos, ya nada puede sorprendernos.

Y cuando se hayan confiado creyendo haber ganado un nuevo acólito para su perdida causa, entonces preguntadles. Y de ser así, ¿dónde está el puto problema? ¿Es necesario siempre innovar para epatar al espectador? ¿Hay que sorprender por sistema para convertirse en un referente del género?

MEZCLADO, AGITADO Y SALPICANDO

Luther Strode grande 2

Una vez se hayan quedado mudos por su absoluta falta de argumentos con los que contrarrestar vuestra postura, no les deis tregua y comenzad a razonar como buenos cinéfagos que sois. Porque si bien lo ideal es crear algo nuevo de la nada más ignota, en absoluto tiene menos mérito tomar prestada una idea ya consagrada y hasta sobreexplotada y firmarla con tu propio e inconfundible sello.

De nuevo pongamos un par de ejemplos convencer a los más escépticos. Imagina que un día un director, yo que sé, un tal James Cameron, por ejemplo idea un film sobre un robot futurista con aires del slasher de moda y te filma nada menos que “Terminator” en 1984. Y apenas tres años después un cachondo espabilado que responde al nombre de Paul Verhoeven parte de la misma idea pero convierte al villano en héroe con su inefable “Robocop” de 1987. Y que rizando más el rizo un desconocido Richard Stanley tiene la osadía de mezclar ambos conceptos y se calza la cult – movie “Hardware: Programado Para Matar” en 1990.

Y yo pregunto, ¿dónde está el problema si los tres filmes tienen su propia personalidad y te hacen disfrutar del séptimo arte, que es precisamente su finalidad?

Llegados a este punto los más beligerantes seguro que saltan con aquello de “hombre, es que si nos ponemos así…” Claro, es que tergiverso los datos con el maquiavélico objeto de llevar la razón. Pues no, chicos, no. Entre otras cosas porque jamás me rebajaría a vuestro mismo nivel. Así que voy a poner otro de los infinitos ejemplos de los que podría servirme para demostraros que lo anterior no ha sido ni casual ni rebuscado. Imaginad que un tipo está harto de ver pelis de pirados de medio pelo masacrando al personal y decide crear un personaje icónico con el que el público simpatice más que con sus víctimas. Venga, le voy a poner una máscara llamativa y un cuchillo carnicero y tira millas. Y así en 1978 un tal John Carpenter entra a formar parte de los anales del celuloide con su “La Noche De Halloween”. Pero fíjate tú que dos años después un listillo llamado Sean S. Cunningham, decide hacer lo mismo pero esta vez usando una máscara de hockey y un machete para acojonar más al personal y nos regala “Viernes 13” en 1980. Y nada menos que en el mismo 2011 un desconocido Matt Farnsworth se dice aquello, de “yo también puedo” y nos alucina “The Orphan Killer” con un reto slasher de los de libro.

Y de nuevo dale con el tema ¿dónde está el problema si los tres filmes tienen su propia personalidad y te hacen disfrutar del séptimo arte, que es precisamente su finalidad?

SOMOS LO QUE VEMOS Y LEEMOS

Luther Strode PortadaEstá visto que a esta misma conclusión debieron llegar Justin Jordan, Tradd Moore y Felipe Sobreiro tras años de lecturas ingentes de cómics y manga, y pensaron aquello que muchas veces hemos imaginado los fans del género: “Jo, sería la leche que alguien mezclara tal base con tal reactivo y ¡BOOM! estallara la bomba, pero claro, a ver quién se atreve…”

Pues ellos tuvieron la osadía de mezclar nada menos que las obras más paradigmáticas de Stan Lee y Steve Ditko con su “Spiderman” y Buronson y Tetsuo Hara (“Hokuto No Ken””, aka “El Puño De La Estrella Del Norte”) y crear la obra gráfica que nos ocupa, “El Extraño Talento De Luther Strode”.

Los paralelismos son innegables. Luther es el típico alfeñique empollón de Instituto que sin llegar a ser el nerd de turno, es objeto de las mofas de los musculitos de rigor, con sus chupas de paño rojo y blanco y la letra de la hermandad estampada en su pecho como alegoría del “american dream”. Nuestro protagonista supera las burlas diarias como puede con la ayuda de su inseparable y tópico amigo friki y su más que evidente enamoramiento de la chica de la taquilla de enfrente por más que se empeñe en ocultarlo.

Hasta que un buen día, harto de la situación, como es de suponer… pues no, no es picado por una araña radiactiva sino que decide realizar algo mucho más mundano. Solicita por Internet un extraño libro llamado “El Método Hércules” que garantiza resultados sorprendentes con un breve pero durísimo entrenamiento y que tiene toda la pinta de ser un burdo engaño para crédulos desesperados. Pero quizá, por eso, porque Luther lo está, con él funciona de una manera que jamás podría sospechar, adquiriendo poderes sobrehumanos y percatándose una vez más de que “todo gran poder conlleva… en este caso un gran bestialidad”.

Y así, asistimos durante 6 descacharrantes tomos a la transformación del apocado estudiante Strode en una máquina de matar que haría palidecer a mismísimo “Predator”, con una breve pero necesaria historia de amor y amistad de por medio, que sirve como preámbulo para la presentación del villano de la función, un enigmático individuo que parece poseer las mismas facultades que Luther, con lo que el enfrentamiento está más que servido. Pero eso sí, aderezado con cantidades ingentes del gore más desfasado y un humor más negro que una noche sin luna.

El guión como vemos no es mucho menos sobresaliente, ni falta que le hace, para depararnos unas buenas horas de ilimitada y sádica diversión, con un entintado colorista y hemoglobínico y un trazo de dibujo agresivo y anguloso como la propia temática del cómic demanda.

VALORACIÓN GLOBAL: 70/100

LO MEJOR: La mezcla funciona de maravilla. Y si no, que se lo digan a Tarantino y su filmografía.

LO PEOR: Resulta tan divertido y bestia, que te lo ventilas en un suspiro, pero su final apunta a una futura continuación. ¡Esperemos que así sea!

FICHA TÉCNICA

Comic Original: The Strange Talent Of Luther Strode
Autores: Justin Jordan, Tradd Moore y Felipe Sobreiro
Editorial: Image
Idioma: Español
Número De Tomos: 6

POR: MASP el 18/05/12
TAGS:
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 3
COMENTARIO/S
 

Terror Bajo Las Aguas: El Cine De Monstruos Marinos

Una reseña cinéfilo literaria

¡EL TERROR EMERGE DE LAS PROFUNDIDADES!

Portadilla TBA

Y de las mismas, desde los más profundos abismos de los videoclubs de barrio, las casposas videotecas de Beta y VHS, y los oscuros archivos ripeados de freaks ignominiosos surgen también sus autores:

CARLOS BURGALETA: Nacido en la primavera de 1975 y licenciado en Imagen y Sonido por la Complutense, Carlos Burgaleta es un apasionado del cine fantástico desde su más temprana infancia, muy especialmente del subgénero de terrores marinos (comprensible observando sus más que discretas aptitudes natatorias). Mientras espera pacientemente el ansiado sueño de que alguno de sus guiones de horror de bajo presupuesto consiga ver la luz (lleva escritos casi una decena y el muy terco no se rinde), este madrileño de Cuatro Caminos sale al paso trabajando de colaborador en diversas publicaciones relacionadas con el mundo de los videojuegos y realizando paralelamente tareas de transcriptor para diferentes instituciones.

JOSÉ LUIS VIRUETE: José Luis Viruete (Madrid, 1978) es un activista PoP que se gana la vida como guionista, articulista, bloguero, locutor, y traductor. Con 17 años comienza a colaborar en un programa de radio, y ya no vuelve a mirar atrás. En 2002 crea Viruete.com, una de las páginas webs sobre cultura pop más populares del país, que aloja un popular podcast. Ha trabajado para medios como Telecinco, Canal Plus, Cinemanía, Popular 1 o 2000 Maníacos entre muchos otros, habiendo tenido su propia columna en las revistas RPG Magazine y Cine Asia.

Además ha creado extras y grabado audiocomentarios para DVDs y es el (i)rresponsable del videocast Videofobia. En sus ratos libres le gusta cantar en alguno de sus ignotos proyectos musicales y disfrutar de la comida india.

Con los libros ocurre como con la comida, nos entran por los ojos, por lo que una buena portada suele ser esencial para atraer la atención del lector, sobre todo de un cazafortunas impresas como un servidor, curtido en las más fogosas campañas de pseudocrítica literaria que le impiden impresionarse fácilmente. Y eso fue exactamente lo que me ocurrió cuando observé la portada de este libro en la sección de uno de mis zocos cinéfagos habituales. El estilo y entintado del dibujo eran inconfundibles. Esa bañista réplica de la voluptuosa y mismísima Lorna, esos pulposos tentáculos dentados herencia del propio Mot. No cabía duda… ¡La portada sólo podía ser obra del maestro Azpiri! Nada menos que el “culpable” (espero que para bien) de que un servidor esté ahora mismo dándole a la tecla. El responsable de que tras observar sus magníficas portadas para videojuegos de los dorados años 80 (Dinamic, Topo Soft, ahhhh… snif, snif) un mocoso servidor de pantalones cortos e incipiente miopía decidiera comprarse su primer ordenador, un flamante Philips MSX VG8020, para poder disfrutar en pantalla de esas joyas ilustradas de 8 bits (Army Moves, Game Over, etc.), que por aquél entonces se cargaban en cinta de audio con un famoso radio casete “mono” llamado “Computone” y a las que actualmente sigo viciándome vía emuladores.

AzpiriALFONSO AZPIRI: Nace en Madrid en 1947, estudia la carrera de piano pero su afición por el dibujo le hace dejar su profesión para dedicarse a la historieta. Unos años más tarde ve la luz su primer personaje “Zephid”, personaje basado en fantasía heroica. Su siguiente personaje, Lorna, con inquietantes historias de ciencia ficción con trasfondo erótico, ha sido publicado en todo el mundo, en revistas tan prestigiosas como Heavy Metal y Penthouse.

El 10 de abril de 1988 es portada del suplemento del diario El País, con un nuevo personaje infantil llamado Mot, durante cuatro años se publica periódicamente en el suplemento hasta completar un total de seis libros. Aparte de sus publicaciones en revistas, su inquietud le lleva por otros caminos como los nuevos campos de la informática, haciendo doscientas carátulas para juegos y programas de ordenador entre ellos dos de sus más famosos personajes “Lorna” y “Mot”. Simultáneamente trabaja para las revistas Cimoc, Heavy Metal y Penthouse, en los cuales además de las historietas, publica portadas, portafolios y cromos numerados para coleccionistas.

“Y CREÓ DIOS LOS GRANDES MONSTRUOS MARINOS”: GÉNESIS 1, 21

TBA 2

Y menos mal que no les dijo aquello de “creced y multiplicaos” porque no les hizo falta, ya que son innumerables las “monster movies” (mi género favorito, por cierto), en este caso de género acuático que se encuentran recopiladas en esta estupenda y rara avis de filmografía genérica, que se divide en las siguientes partes:

PRÓLOGO: En el mismo los autores nos confiesan sin rubor alguno su falta de pericia en materia náutica, lo que no es óbice como los asiduos de Almas Oscuras sabemos, para desarrollar una innata atracción a ese misterio insondable que es el medio acuático, ya sea marino o fluvial y las ignotas posibilidades que en sus oscuros remansos o rápidos más salvajes pueden ocultar. Se nos deja bien claro desde un primer momento, que estamos ante un libro realizado por y para cinéfagos, lo que no impide que el despliegue de documentación aportada en cada crítica sea sencillamente espectacular.

PRIMERA PARTE: FILMOGRAFÍA BÁSICA: No os dejéis engañar por este manido apartado, pues muy al contrario de lo que pueda parecer, no sólo se incluyen las obras clásicas que todo profano en el género debería conocer (Piraña, Tiburón, Anaconda, etc.) sino todo un cuasi infinito despliegue de obras clásicas injustamente menospreciadas en su momento y que por uno u otro motivo figuran en esta sección como cult movies a revisitar. Y todo ello se hace de una manera metódicamente cronológica desde los comienzos del género, allá por un lejano 1934, siguiendo un esquema de varias páginas por película cuando su notoriedad así lo merece, comentando las siguientes secciones:

Título y Ficha Técnica Completa: Esto no sólo nos facilita la “ciberlocalización” (ejem, ejem…) del film en cuestión, sino que además incluye el cartel o foto promocional del film, sus intérpretes originales y roles ficticios en la película, productores, guionistas, compositores de la banda sonora, fotógrafos (en las tomas submarinas es un aspecto muy importante), así como una especial atención a los técnicos en FX por motivos más que obvios.

Sinopsis: Se nos resume el argumento de la película de un modo muy completo pero teniendo mucho cuidado de no spoilear nada esencial de su contenido.

Comentario: Aquí los autores realizan su propia crítica del film, desde un punto de vista netamente cinéfago pero sin dejar pasar de su ojo avizor los aspectos más técnicos del film, con los que pueden llegar a ser muy duros, pero haciendo gala de un humor negrísimo, tan cáustico como divertido, utilizando un lenguaje ameno y cercano al espectador pero sin por ello obviar los tecnicismos del medio asequibles para los talluditos en el género.

Secuencias y Diálogos de Interés: Si en el apartado anterior los autores ya habían hecho gala de su desenfado narrativo, aquí el sarcasmo se eleva a la categoría de arte, criticando los clichés del género y demostrándonos lo risibles que pueden llegar a ser algunos guiones y lo complacientes que podemos ser los espectadores con estos pequeños defectillos.

Curiosidades: Huelga decir que en esta sección el nivel de bizarrismo alcanza cotas de geriatrez surrealista, pero como suele decirse, la realidad supera con creces a la ficción y nada mejor que esta sección para demostrarnos los mil y un avatares por los que puede pasar un film de género, el morro de algunos de sus productores al usar concretos trucajes, y esas infinitas peculiaridades que harán la delicia de propios y extraños y elevan a cota de auténtico mito la terminación de algunas de las producciones.

Frases Promocionales: Aquí se incluyen las típicas frases “impactantes” utilizadas por las productoras para epatar al espectador y convencerle de acudir al cine. Algunas de ellas parecen elaboradas por los guionistas de Pocoyó. Sencillamente de traca.

TBA 1

SEGUNDA PARTE: FILMOGRAFÍA ABISAL: Cuando uno llega esta segunda parte de la obra, mucho más reducida, no puede por menos que preguntarse cuál puede ser su contenido, habida cuenta de la gran cantidad de títulos incluidos en la primera sección. Pues agarraos los machos que viene curvas. Como su propio nombre indica aquí descendemos aún más en los abismo cinéfagos para adentrarnos en las películas no sólo de culto freak sino de auténtico delirio cinematográfico. Y por ello, aquí la estructura se invierte y en vez de dedicar varias páginas por película, encontramos varias películas por página pues semejantes despropósitos fílmicos no merecen más mención que la mera labor completista para los fanáticos del Diógenes digital, pero eso sí; salpimentadas con unos comentarios con más mala leche que un yogur caducado, gracias a los cuales en más de un momento la risa te interrumpirá la lectura.

Versiones turcas de “Tiburón”, obras ignominiosas del ínclito Roger Corman como “Las Mujeres Vikingo y La Serpiente De Mar” y hasta “El Monstruo Del Mar Encantado” cuya criatura estaba realizada a base de trozos de alfombras viejas grapados entre sí y un par de pelotas de ping pong por ojos pueblan esta sección, incluyendo por supuesto los descacharrantes despropósitos lisérgicos de las factorías Nu Image y The Asylum. Sencillamente indescriptible, pero sin ignorar otras películas cuyo extraño planteamiento las dota de una calidad sobresaliente por encima del resto de mediocridades y que no debemos ignorar.
Y todo ello en un fantástico volumen de generosas dimensiones, perfecta maquetación con papel satinado y cuidadísimo contenido, al que sólo se le puede reprochar estar impreso en blanco y negro cuando algunas de sus hemoglobínicas fotos hubieran sido más impactantes en color, lo que claro está, hubiera encarecido mucho más su ajustado precio final y no estaría disponible por los módicos 17 euros, que os aseguro son una inversión más que fructífera en este caso.

VALORACIÓN GLOBAL: 90/100

LO MEJOR: Apabullante aporte documental sólo superado por su gamberrísimo sentido del humor. Ojalá todas las filmografías supieran llegar a este equilibrio.

LO PEOR: Solo “monster movies” acuáticas… ¡¡¡Queremos una segunda parte con todas las demás!!!

FICHA TÉCNICA

Título Original: “Terror Bajo Las Aguas: El Cine De Monstruos Marinos”.
Autores: Carlos Burgaleta y José Luis Viruete.
Editorial: Ilarión Ediciones (2010).
Nº Páginas: 248 / Blanco y Negro / 17 × 24 cm.
Encuadernación: Rústica Con Solapas.
Precio: 17 Euros
Portada: Alfonso Azpiri

POR: MASP el 29/04/12
TAGS:
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 1
COMENTARIO/S
 

Psychobase

Psicópatas, libros, cine y MASP de por medio

ENTRE PILLOS ANDA EL JUEGO

Psychobase 1

Medianoche de un Abril más fresco que una actriz de la filmografía de Jess Franco. El enorme y vetusto carrillón del pasillo toca las doce campanadas con su sempiterno tono ominoso. Es la hora de nuestro Black Sabbath mensual y como de costumbre voy con retraso. ¡Maldito sea Ozzy Osbourne! Ojalá fuera cierto eso de poder viajar a lomos de alguna embrujada escoba voladora.
Al final llego más sofocado que una víctima superviviente de cualquier “rape and revenge” de medio pelo. En vez de recluirnos bajo la media luz del reservado del fondo, hemos decidido celebrar nuestros aquelarres cinéfagos en una atestada terraza, hoy no tan veraniega, con tres rubias y espumosas compañeras alemanas. Así despertaremos menos sospechas.
Llega el momento de poner las cartas sobre la mesa. Confío en mis posibilidades y por ello permito que los demás tomen la iniciativa.
Un sujeto de aspecto febrilmente taciturno que oculta su cetrino rostro tras unas gafas de sol para protegerse de la exigua luz de una farola que aún así él considera lacerante, afirma ufano: “Anoche me vi “Martyrs” yo sólo con la luz apagada, sin apenas pestañear y luego dormí ocho horas del tirón”. Su bravata no despierta más que un moderado “bien hecho” por el otro de los presentes.
Éste, individuo rubicundo de hirsutas facciones y afectadas maneras, sonrisa lobuna y uñas afiladamente cuidadas bajo la excusa, que sospechamos fraudulenta, de tocar cierto instrumento, desembucha: “Pues yo este fin de semana le puse “A Serbian Film” a mi pareja y aún así seguimos saliendo juntos”. Un sofocado “enhorabuena” es susurrado en un tono apenas audible por el anterior tipo al reconocerse superado.
Es mi turno. Saboreo con delectación un generoso trago del refrescante brebaje para disfrutar de la expectación creada con mi enigmática pausa. Elijo adecuadamente las palabras: “Yo he disfrutado de una hiperviolenta orgía sensorial de vísceras y hemoglobina titulada “Adam Chaplin” en italiano original subtitulado al inglés que hace palidecer a “Ricky Oh” y “Hokuto No Ken” juntos”.
Un silencio sepulcral se abate sobre todos los allí reunidos. Las miradas se afilan. Los ceños se fruncen. Las mandíbulas se tensan. Los puños se encrespan. Soy objeto de una ola de envidia y admiración cuasi física tan esperada como disfrutable. No hay sensación comparable en el mundo. Saben que he vuelto a adelantarles y de nuevo no han podido hacer nada por impedírmelo. Casi en un reverberante unísono soy acosado por ambos con un retórico “¿dónde la conociste?” que a duras penas puede ocultar su infinita y dolorosa frustración. Y yo les respondo con la cínica media sonrisa del veterano condescendiente en estas y otras muchas lides: Pues dónde va a ser… en www.AlmasOscuras.com!

CINCO LOBITOS TENÍA LA LOBA

Psychobase 2

Vamos, vamos, criaturas de la noche, reconozcámoslo sin modestia pero con honradez tras haber leído la novelada chulería anterior. A todos nos gusta presumir de cinefagia. En algún momento lo hemos hecho y lo seguiremos haciendo. Es inevitable. Dentro de todo mitómano de nuestro género favorito hay un predicador en ciernes. Somos asiduos de esta web porque nos pierde eso de meter la cuchara en el guiso y saborearlo para comprobar si está siendo bien condimentado. ¿No estáis de acuerdo? Está bien. Propongamos un pequeño reto. Nombradme a… pongamos tres famosos asesinos en serie de vuestros “slashers” favoritos. Por ejemplo: Freddy Krueger, Michael Myers, y Jason Voorhees. ¡Bah! ¡Chupado! Demasiado asequible, es cierto. Así que convirtamos la cuestión en todo un desafío. Ahora nombradme a otros… digamos 330.
Sí, no se me ha ido la mano con las cifras. En total harían 333 serial killers. ¡Jodo! Ya la cosa se complica, ¿eh, listillos? Y si además os exijo que me nombréis su nombre real y su apodo, las sagas o películas en que nacieron y continuaron sus andanzas, su número de víctimas, sus armas favoritas, etc. “¡Imposible! Pero ¿hay tantos?”. Serán los primeros pensamientos que os asalten ante semejante perspectiva. Pues bien, las respuestas son No y Sí respectivamente. No es imposible y Sí hay tantos. De hecho hay muchos más pero en esta frikada de recopilación cinéfaga “sólo” encontraremos a los 333 principales psychokillers del slasher más irredento.
Sus autores, Emilio Martínez, Rubén Pajarón y Ana Marta Muñoz, verdaderos cinéfagos frente a los que muchos no somos más que viles aprendices, se han adentrado en los sumideros del género y enfangándose hasta el cuello del arterial líquido de la vida nos ofrecen no un libro de películas, sino de asesinos de película, que es muy distinto. Así que los que esperéis encontraros con la típica recopilación de películas emblemáticas del género estaréis en lo cierto, pero si esperáis sólo eso os estaréis equivocando de pleno y si encima dais por sentado que el planteamiento va a ser el tópico de la típica filmografía de rigor, os llevaréis además toda una grata sorpresa.
Aquí, en un riguroso orden alfabético encontraremos un listado casi inabarcable de 333 asesinos de cine. No importa lo famosa que sea la película o saga que hayan protagonizado. Es indiferente que estemos ante una producción casi desconocida, de enorme presupuesto o de medios más escasos que nuestras propinas paternas. Lo que se busca y enlista es a sus malvados protagonistas, que ya sea por su peculiar modus operandi, atavío, número de víctimas, estrafalarias armas empleadas u otros factores sólo imaginables por una mente depravada como las suyas, merecen figurar en este enigmático volumen.
Psychobase PortadaLibro que, todo hay que decirlo ha sido diseñado con el mimo y la dedicación propios de quien ama y se desvive por el género. Un Prólogo realizado nada menos que por un tal Nacho Cerdá, orgullo patrio del gore nihilista más carnal en su corto “Aftermath” (yo no lo vería en plena digestión, avisados quedáis), da paso a una divertida y amena introducción titulada “Guía Para Padres” en la que de un modo fascinantemente sintético se analiza y significa este género dejando bien clara esa necesaria segunda lectura que todo espectador del mismo debería tener presente antes de proceder a su estúpida demonización (no se preocupen, no lo digo por ustedes, Ministros de “Incultura” y su censura a ciertos filmes en ciertos festivales) y el motivo de haber escogido esa intrigante y curiosa cifra de “333” que si lo multiplicamos por dos nos da como resultado…
Y qué decir de la maquetación, en un volumen de generoso tamaño y peso, debido a su precioso papel satinado, que incluye una hermosa guía alfabética con la que tener acceso directo a nuestro descerebrado favorito, y cuyas páginas están gentilmente adornadas con símiles de cuajarones de sangre coagulada, como si uno de sus vesánicos protagonistas hubiera estado manoseándolo momentos antes de prestárnoslo, para asegurarse de que sus fechorías han sido merecedoras de ser encuadernadas.

¡PAPÁ, QUIERO SER PSYCHOKILLER!

Psychobase 3

- ¡Hijo mío, qué alegría! ¡Cuán orgulloso estoy de ti! Sabía que tarde o temprano seguirías los obscenos pasos de tu desequilibrado padre. Toma, aquí tienes tu libro de “Psychobase” para que anotes todas tus fechorías y continúes la depuradora labor de tu progenitor. – Mi libro… ¿de anotaciones? Yo pensaba que con masacrar por doquier bastaba… Pues vaya… – ¡Ah, joven impetuoso! Ya veo que te sobra motivación, pero te falta metodología. No es tan sencillo. El asesinato es un arte, hijo mío, y tus andanzas han de ser lo suficientemente legendarias como para poder aspirar a tal categoría. Por ello, debes seguir la siguiente guía que encontrarás en las páginas de todos aquellos que te han precedido:

Apodo y Nombre Real: Todo “asesino en serie”, tiene como pretensión terminar siendo un “asesino en serio”. Así que, hijo mío, además de tu nombre real, has de adoptar un apodo con el que atemorizar a tus víctimas y ser protagonista de narraciones nocturnas a la tenue luz de las fogatas de campamento. ¿Recuerdas como se mofaban de ti en el colegio llamándote de ese modo tan burlesco por tus cicatrices? Pues a eso añádele nuestra historia de familia disfuncional, algún que otro trauma infantil de por medio, y por supuesto una indumentaria tan peculiar como espantosa. Y entonces… ya veremos quién ríe el último.
Visto Por Primera Vez: Esta será la parte técnica en la que figurarán las posibles adaptaciones en pantalla grande de tus desaprensivos actos. Lo suyo hubiera sido incluir la ficha completa del film, pero dado que ¡Satanás lo quiera!, puedes llegar a ser protagonista de toda una saga, basta con que figure el nombre en español de la primera (o única) película en cuestión, su título original para quien desee profundizar en los mentideros de Internet, así como su director y año de producción.
Número De Películas: El número de secuelas que hayas sido capaz de protagonizar. ¡Cuantas más mejor, muchacho!
Bodycount: Debes contabilizar a tus víctimas, chico. No olvides incluir las torturas a personas y animales. A veces un trabajo metódico pero incompleto es más satisfactorio que un cercenamiento precipitado. Las muertes pasadas que no sean vistas en pantalla pero que el guión te adjudique también cuentan. ¡Contribuye a construir tu propia leyenda!
Armas Favoritas: No hace falta que te diga que papaíto pone a tu disposición el arsenal que has heredado acumulado en el sótano, pero procura optar por un arma favorita que constituya tu seña de identidad. Incluso puedes añadir un instrumento secundario para rematar al personal. ¡Procura ser imaginativo, chavalote!
Descripción: Digamos que esta parte sería casi como un resumen de las anteriores, tu particular “ficha policial”, por así decirlo. Tus datos sobre el origen de lo que esos psiquiatras metomentodo llaman “enfermedad”, el desarrollo sesgado y enigmático de tu personalidad, y por supuesto tu atuendo de “trabajo”. Que su sola presencia infunda el temor a los presentes. ¡Hay que dejar bien alto el pabellón familiar!
Muerte: Tranquilo, hijo mío. Es ley de vida. Y tiene su lógica que si la nuestra ha consistido en facilitarle el trabajo a La Parca, tarde o temprano venga a reclamar nuestra maldita alma. Pero no te angusties en exceso. ¡En ocasiones nos recompensará con una muerte meramente circunstancial y puede que hasta seamos premiados con una inexplicable resurrección! Pero no olvides documentarlas en el orden correcto, no me seas tramposillo.

Psychobase 4

VALORACIÓN GLOBAL: 80/100

LO MEJOR: Un libro friki donde los haya con el que descubrir películas insospechadas para fardar de cinefagia “slashera” ante propios y extraños. ¡Casi un serial killer para cada día del año! En Agosto toca descansar.

LO PEOR: Que las completas fichas de cada “artista” spoilean sin piedad elementos esenciales de la trama, pero… ¿de veras eso va a impedirte disfrutar de una buena película?

FICHA TÉCNICA

Título Original: “Psychobase: 333 Asesinos De Cine”.
Autores: Emilio Martínez, Rubén Pajarón y Ana Marta Muñoz.
Editorial: Dolmen Editorial (2008).
Páginas: 366 / Blanco y Negro.
Encuadernación: Rústica Con Solapas.
Precio: 19,95 Euros

Una reseña de MASP

POR: Invitado especial el 15/04/12
TAGS:
Añadir comentario AÑADIR COMENTARIO 6
COMENTARIO/S
 
Siguenos en:

Publicidad

últimos COMENTARIOS

últimas RESEÑAS

  The Well
 

Vida humana... por gota de agua

  Ninja 3, la dominación
 

Ninjamania

  Ravenous
 

El poder de la carne cruda

  Lost River
 

El lodazal del sueño americano

Ver todas las reseñas | Ver todos los carteles

lo más COMENTADO (7 días)