Zombies

Ejército de los muertos

La casa de papel meets La tierra de los muertos vivientes

Has filtrado por categoría: Zombies

Attack of the Lederhosen Zombies

Schnapps con sabor a heces

Attack of the Lederhosen Zombies

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1/5

Attack of the Lederhosen Zombies

Steve, un joven practicante de snowboard, arruina una sesión de fotos enseñando el pajarito, lo que le hace abandonar a su responsable novia Branka y a su afable compañero Josh en la montaña. Ambos buscan refugio en una taberna “aprés-esquí” de mala muerte, donde se celebra una fiesta “dos por una” en honor a la última noche de la temporada. Las cosas van de mal en peor cuando un experimento científico dirigido por un empresario local [cambio climático y avaricia = zombis de pelo pajizo] desencadena una epidemia de muertos vivientes y fauna mutante, que intentan ocultarse entre los borrachos locales, ya que ellos mismos no son siempre tan fáciles de distinguir de tambaleantes redivivos. Steve, Branka y Josh tienen que encontrar una forma de sobrevivir a esta noche infernal, ¡uh! Su épica y ridícula batalla les llevará a usar sus habilidades de snowboard, cual superhéroes, para derrotar a los furiosos zombis “aprés-esquí” de una vez por todas.

Lo mejor: La nieve.

Lo peor: Lo demás.


Seoul Station

Busan 0 Seoul 1, gol de Hye-Sun

Seoul Station

Ver ficha completa

  • Título original: Seoul Station
  • Nacionalidad: Corea del Sur | Año: 2016
  • Director: Yeon Sang-ho
  • Guión: Yeon Sang-ho
  • Intérpretes: Animación
  • Argumento: Una chica rompe con su novio y busca refugio en la estación central de Seúl, pero ahí solo encuentra una horda de vagabundos convertidos en zombis.

DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 4/5

Seoul Station

Lo primero, antes de empezar, es deciros que tenía muchas ganas de reseñar alguna película de animación de corte fantástico, porque hasta ahora no había tenido la oportunidad de hacerlo. Y desde luego con Seoul Station he tenido un buen estreno… Y espero que no sea la última vez que haga algo de animación en Almas Oscuras. Dicho esto toca contar bastantes cosas de la película y, como era de esperar, también hablaremos de su emparejamiento a la ya célebre —al menos en lo que al 2016 se refiere— Train To Busan.

Un aspecto muy importante de Seoul Station es la relación entre la película animada —la que hoy nos ocupa— y la película de acción real Train to Busan. Se apuntó en su día (de hecho creo que fui yo mismo quien lo dijo), que muchos de los que habían visto el díptico recomendaban ver primero Seoul Station y posteriormente Train To Busan. Un servidor, habiendo visto ya ambas, puedo reafirmar que, efectivamente, es una buena opción hacerlo de esta manera, ya que el comienzo del desastre lo tenemos en esta película animada, mientras que Train To Busan es un episodio o una historia paralela que sucede durante la pandemia, con esta ya iniciada. ¡Pero cuidado! Si véis Train To Busan y no véis Seoul Station (algo que no os recomiendo que hagáis), no pasa absolutamente nada; y si es al revés… tampoco.

Lo mejor: Es mejor que Train To Busan.

Lo peor: Los zombies son calcados, unos a otros, en cara y vestimenta, demasiado a menudo.


Night of Something Strange

Bucake de fresa y nata

Night of Something Strange

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Night of Something Strange

Entre el patetismo de un empollón adicto a las pajas y la agresividad de un paleto endogámico, me he encontrado disfrutando de manera culpable, altamente culpable, de esta infra serie B llamada “Night of Something Strange”. Estandarte de la ofensa más directa y sesgada por una rogativa salida del gabinete Trump, uno duda de las intenciones, del discurso personal que mantendrían los creadores de este engendro – influenciado según los mismos por “El terror llama a su puerta”, “La Matanza de Texas” y el remake de “The Blob” – ante la homofobia, el machismo o el racismo.

Los chavales de siempre: el gordito, el chulito, la protagonista, el negro y la estrecha. Súmenle a este saco de tópicos una chica ligera de cascos, al puñetero “Hard” Dirk, a varios primos de Leatherface, a unos zombies con una seria adicción al sexo y ya tenemos los ingredientes necesarios para un viaje que termina en un motel infecto, donde las jugos de la libido manaran formando riadas. Todo por cortesía de una contagiosa enfermedad de transmisión sexual que deja a los “infectados” de “28 Días Después” como unos angelitos.

Lo mejor: Alto nivel de escatología (si considero esto lo mejor creo que debería hacérmelo mirar), lo que me pareció muy divertido dentro de su pueril ofensa.

Lo peor: Actuaciones nivel ameba, ambientación y técnica al borde de lo amateur.


Train to Busan

Los zombies subversivos no viajan en primera

Train to Busan

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5

Train to Busan

La epidemia zombie estalla cuando un hombre de negocios lleva a su hija de visita a su madre en Busan. Por el camino, amigos y enemigos se enfrentan a hordas de muertos vivientes sin saber a ciencia cierta cuál es el destino que les espera en un futuro plagado de muerte y destrucción.

Siempre he pensado que el cine de zombies debe poseer un matiz subversivo para ser genuino. Parido desde la serie b, “La Isla Mágica” y su adaptación siempre lo serán, a la figura del muerto viviente cinematográfico le sientan bien los presupuestos de guerrilla, la mugre, la imaginación y el insulto social. Lo pensaba cuando era más joven, punk como me declaraba era lógico rechazar las corrientes “mainstream” amenazantes al género, y lo sigo pensando ahora, pero con la mente lo suficientemente abierta como para disfrutar de proyectos con un enfoque meramente comercial: todo tiene su tiempo y lugar. Quizás la culpa de esta fijación se deba al fuerte impacto que me provocó “Zombie” (“Dawn of the Dead”). Otro buen ejemplo moderno, a pesar de que la serie B ha tocado un fondo muy lúgubre, sería “Bombshell Bloodbath”, cutre y anómala como ella sola.

Lo mejor: Las escenas de acción se ven untadas con un presupuesto tan solvente como su épica, la pena que sus planos personajes arruinen la emoción.

Lo peor: De nuevo, maldita visión comercial del cine coreano, una predictibilidad y dramatismo nivel nauseabundo.


Range 15

Zombie Sam Wants You

Range 15

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 1.5/5

Range 15

Resumen a x24: unos ex soldados se corren la juerga padre; acaban en prisión mientras sueltan sin parar gracias homosexuales; uno de ellos lleva pegada al “pegne” una muñeca hinchable; se desata el apocalipsis zombie; se cargan de armas hasta las cejas; un zombie enano le arranca el “pegne” a uno de ellos; encuentran dos mujeres estereotipo; se tiran a una zombie; descubren por casualidad que el antídoto a la epidemia es cazalla mezclada con semen de víbora; van a un puesto seguro entre más bromas sobre “pegnes”; hacen más chistes sexistas a costa de sus acompañantes; matan niños zombie; llevan el antídoto a no sé dónde montados en helicóptero; luchan desnudos en un ring; matan al muerto viviente Danny Trejo; se acaba.

¡Por Dios! ¿¡Qué coño he visto!?

Lo mejor: Algunos gags dispersos.

Lo peor: Un sentido del ritmo ortopédico.


Generación Z

Vacaciones de lujo... y muerte

Generación Z

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5

Generación Z

Creo que los fans de las películas de zombis no lo hemos tenido nada fácil en los últimos años. Mientras el mainstream de Brad Pitt y compañía nos ofrecía una versión bastante edulcorada y prescindible de la mítica Guerra Mundial Z de Max Brooks —supongo que los fans de la novela siempre tuvimos las expectativas demasiado altas—; el cine independiente de serie B a Z nos ha ido inundando de propuestas cada vez más locas y extrañas, habitualmente aplicadas al subgénero de la comedia zombi… La mayoría de ellas, salvo honrosas excepciones (me viene a la memoria Scouts Guide to the Zombie Apocalypse), no superarán, ni de lejos, la prueba del paso del tiempo. Todas ellas condenadas al olvido. ¿Y al aficionado qué le queda? Pues seguir consumiendo celuloide de muertos vivientes con la esperanza de encontrarse una buena película de género (o al menos una que sea aceptable) a la vuelta de la esquina. Al menos siempre nos quedará la opción de revisar la última temporada de The Walking Dead para que la espera se haga más llevadera…

Lo mejor: El arranque a lo Jurasic Park y una sorpresa final tan oportunista como efectiva.

Lo peor: En el fondo sigue siendo el típico "corre que te pillo".