Has filtrado por etiquetaa: zombies

Zombie (1995)

El más horripilante psicópata sexual jamás creado en la ficción

Zombie (1995)

Autor: Joyce Carol Oates.

Argumento: Quentin P., trientañero solitario, trabaja de cuidador en una finca habilitada como residencia de estudiantes cerca de la universidad. Quentin P. sueña con crear un zombie que satisfaga todos sus deseos sexuales y órdenes inmediatas, un compañero zombie que no le cuestione ni le juzque, un siervo que le llame “amo” y le necesite para vivir. Así, durante más de 5 años de estudio sobre la lobotomía, decide comenzar sus experimentos.

El Camino de la Cabra

El sueño que nació de una apuesta

El Camino de la Cabra

Hoy tengo el honor de presentaros una nueva "Joya Oscura" de esas que, sin duda, logran elevar considerablemente el nivel de este modesto blog.
Korvec, un buen amigo de Almas Oscuras, nos presenta su obra "El Camino de la Cabra", cuya narración nos sumerge en las caóticas aventuras de un grupo de desequilibrados personajes en medio de un apocalíptico mundo abocado a su inminente destrucción a causa de una terrible epidemia de orígen desconocido.
Recién autoeditado el segundo volúmen, el mismo Korvec nos habla de los orígenes y el desarrollo de su personal obra. Si deseais más información sobre "El Camino de la Cabra" no olvideis pasaros por el estupendo blog de Korvec: The Korvec Files.
Por mi parte sólo me queda agradecerle sinceramente a Korvec su aportación y desear que os guste "El camino de la Cabra" tanto como a mí.

El nacimiento de "El camino de la Cabra", fue fruto de una conversación, frente a unas máquinas expendedoras, concretamente frente a la máquina de la coca-cola (aunque yo estaba tomándome un café). Un colega me estaba hablando sobre la próxima publicación de "AZ" (Apocalipsis Zombie) de Manuel Loureiro.

Guerra Mundial Z

Arte conceptual para la adaptación de Guerra Mundial Z

Guerra Mundial Z

Pulsad sobre la imágen para ver una versión más grande de la misma con la que poder disfrutar mejor de los detalles de la ilustración.

No hay novedades interesantes sobre la adaptación al cine de "Guerra Mundial Z", la genial obra sobre el apocalipsis zombie escrita por Max Brooks.

Mutants

La pandemia vírica de "28 Días Después" llega a Francia

Mutants

Pese a que el argumento difícilmente puede resultar menos original (la película podría titularse, sin ningún problema, "28 meses después"), lo cierto es que espero con impaciencia la nueva propuesta de apocalipsis zombie que nos llega desde nuestro país vecino, Francia.

Automaton Transfusion

Gore, gore, gore

Automaton Transfusion

Ver ficha completa

  • Título original: Automaton Transfusion
  • Nacionalidad: USA | Año: 2006
  • Director: Steven C Miller
  • Guión: Steven C Miller
  • Intérpretes: Garrett Jones, Juliet Reeves, William Howard Bowman
  • Argumento: Tres chicos acuden a un concierto en un local del pueblo vecino. Pronto se dan cuenta de que algo va mal. Las carreteras están vacías, y los habitantes del pueblo se han convertido en furiosos zombies. El festín está servido...


Automaton Transfusion

A estas alturas queda muy claro que el subgénero zombie es un fecundo campo de cultivo para recurrentes proyectos de serie B y también para la serie Z más descacharrante.
Las películas independientes que tienen a los zombies devoradores de carne humana como principal reclamo nos llegan, año tras año, por docenas. La razón que explicaría este fenómeno parece obvia: cualquier realizador que cuente con un mínimo presupuesto (que incluso puede ser minúsculo), un maquillador de confianza (que consiga crear unos zombies más o menos decentes), y un grupo de amigos dispuestos a pasar un buen rato paseándose torpemente por los lugares más inverosímiles en busca de carne fresca, se ve capacitado –sin demasiados reparos- para dirigir su particular odisea zombie.

Ni siquiera es imprescindible contar con un guión (y ya no digamos con un buen guión...). Ha llegado un punto en que aceptamos, de forma prácticamente incuestionable, cualquier estúpido experimento genético del ejército USA, o cualquier pandemia vírica de alcance mundial, que justifique el temible holocausto zombie.

Si a esto le añadimos que el género zombie cuenta con una fiel legión de seguidores repartidos a lo alto y ancho del mundo que reclaman, sin demasiados escrúpulos, cualquier subproducto que tenga a sus adorados muertos vivientes como principales protagonistas, el panorama da la impresión de que no va a variar demasiado: seguiremos disfrutando/aborreciendo la consabida ración anual de películas independientes sobre zombies.

Lo mejor: 80 minutos de gore adrenalítico.

Lo peor: sólo hay gore. Nada más...


Zombie Diaries

De cuando los zombies dejaron de dar miedo

Zombie Diaries

Ver ficha completa



Zombie Diaries

Hace unos meses, tras confirmarse la presencia del maestro George A. Romero (al que siempre admiraré por ser el creador del moderno zombie antropófago) en el pasado Festival de Sitges, al que acudió como invitado especial para participar en las celebración del 40 aniversario de su obra maestra “La noche de los muertos vivientes”, se me ocurrió releer una entrevista que concedió durante su anterior visita al festival, en el 2007.

Durante el transcurso de la misma Romero arremetió con las últimas tendencias que presentan al zombie como un ser ágil y rápido, lejos de la torpeza y lentitud que caracterizan a sus criaturas originales. Según el propio Romero “Eso, simplemente, no son zombies de verdad” (supongo que se refería, entre otras, al genial remake de su propia película “Dawn of the Dead”, titulada en España “El Amanecer de los muertos”, y que fue dirigida por Zack Snyder –actualmente finalizando su trabajo en “Watchmen”-).
Romero argumenta que un muerto que vuelve a la vida no puede hacerlo en unas condiciones físicas óptimas. La mayoría de sus órganos están deteriorados e inactivos. Sus músculos se han atrofiado y su piel se cae a jirones. Su cuerpo, en general, ha iniciado un imparable proceso de descomposición.
Ver a un zombie correr, saltar y sortear obstáculos con la facilidad y la gracia de un felino, carece de toda lógica según los principios naturales que rigen el universo zombie fundado por el maestro Romero.

Personalmente, el hecho de que un zombie muestre la lentitud de un caracol o que, por el contrario, sea capaz de retar al mismísimo Usain Bolt a una carrera de 100 metros lisos, me trae sin cuidado. Considero que la polémica (en caso de que realmente exista), es irrelevante.

Lo mejor: Que salgan zombies.

Lo peor: Que salgon poco y no den miedo.