surrealismo

Annette

Tempestad musical

Has filtrado por etiquetaa: surrealismo

The Girl in the Photographs

Sobreexposición

The Girl in the Photographs

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2.5/5

The Girl in the Photographs

Una joven aburrida de una somnolienta comunidad, “Spearfish”, empieza a recibir fotografías de mujeres brutalmente asesinadas . ¿Son reales o una broma de mal gusto? El culpable es o bien un asesino en serie, como cree ella, o algún gracioso con un sentido del humor enfermizo, la teoría de la policía. La llegada de una famoso fotógrafo, nacido en “Spearfish”, desencadenará la ira de los macabros bromistas.

Sobradamente conocida por contar con Wes Craven como productor, siendo esta su última relación con el mundo del cine antes de morir, ”The Girl in the Photographs” ha ido acumulando chascos allá por donde pasaba, por ejemplo en Sitges fue muy mal acogida, y no es para menos. Un thriller sin dirección clara y desprovisto de tensión, debido a un exceso de comedia que a día de hoy nadie entiende, lo iba a tener difícil para convencer al exigente público actual, curtido en mil y una batallas.

Lo mejor: Una estupenda fotografía que realza el encanto de una Claudia Lee para comérsela.

Lo peor: Unos arrebatos de humor muy odiosos, unidos con un frío final, dejan una desoladora sensación de pérdida de tiempo.


Emelie

Cuidado con la niñera

Emelie

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 2/5

Emelie

El denominado “Home invasión”, esas cintas en las que un desconocido o un grupo de ellos invade la intimidad de una familia adueñándose de su espacio doméstico, no deja de gotear títulos. No nos engañemos, aunque siempre son disfrutables, hay poca originalidad dentro del género: teléfonos móviles inalcanzables o que suenan en el peor momento, luces que se apagan, intrusos enmascarados, armarios transformados en escondites improvisados y sobresaltos de manual son paisajes y pasajes comunes en estas tramas… Afortunadamente nuestro miedo es también el mismo y el espectador siempre se proyecta en estas pérdidas del espacio íntimo empatizando con la situación, y mucho se tiene que torcer un filme de estas características para no mantenernos atentos. Siendo como son las casas un reflejo de nuestra personalidad y de nuestro estatus social, pero también una suerte de caja de caudales de nuestros secretos, estas invasiones suponen una violación que no necesita de sangre para resultar dolorosa… Emelie triunfa más en éste aspecto de transgresión del espacio íntimo, de trastoque de los cimientos de una familia, que en el aspecto violento, en el que es tan tibia como previsible.

Para llevar a cabo una cena romántica, un joven matrimonio decide dejar a sus tres hijos a cargo de una nueva canguro. Pero tras la imagen sana y cariñosa de esta joven se esconde una mente retorcida con un oscuro propósito. Poco a poco los pequeños comienzan a percibir que algo no va bien…

Lo mejor: Un buen comienzo que inquieta sin hacer ruido.

Lo peor: Un ruidoso final que no inquieta lo más mínimo


Dark Signal

Frecuencia de medianoche

Dark Signal

En el corazón del valle de Gales, se encuentra perdida y aterrada Kate, una madre soltera enredada en un peligroso plan: un robo de medianoche. En busca de su novio, se da cuenta rápidamente que no está sola. La acompaña es el espíritu vengativo de una niña asesinada…

Mientras tanto, al otro lado del valle, una estación de radio local emite su último programa de radio. Laurie y Ben, los responsables tras la emisión, están a punto de conseguir mucho más de lo que esperaban cuando pedían a sus oyentes historias que pudiesen salvar al programa. Unas extrañas advertencias unirán su destino con el de Kate de forma irreversible.

Hush

Securitas Direct, ¿dígame?

Hush

Maddie es una escritora que vive aislada, especialmente reconfortada porque en soledad puede soportar con estoicismo su sordera. Pero una noche, su frágil mundo se hace añicos cuando el rostro enmascarado de un asesino psicótico aparece en su ventana. Sin otra alma a cientos de millas de distancia, parece que Maddie está a merced del asesino… pero puede que ese cabrón enfermo haya subestimado a su presa.

Mike Flanagan es el director detrás de “Absentia”, película independiente que cosechó cierto éxito entre el público y la crítica, un servidor la vio un poco lenta para su gusto. Después vendría su incursión en un cine más comercial, de la mano de la WWE como productora: “Oculus”, historia sobrenatural que generó mucha controversia; en lo particular, me pareció una entretenida cinta de serie B. Ya afianzado en los circuitos de cine de género, Flanagan anunciaba “Before I Wake” y “Ouija 2”, ambas pendientes de estreno y, en el caso de la segunda, con mucho miedo por saber si la carrera de este prometedor director ha tomado el rumbo decadente que parece. Pues bien, activo como los artistas a la vieja usanza, que nos regalaban producciones dignas con una media de dos años, Flanagan anuncia un nuevo largometraje, el cual está siendo exhibido este fin de semana en el SXSW Festival y será estrenado vía Netflix el próximo ocho de abril.

Pieces of Talent

Polos opuestos

Pieces of Talent

Ver ficha completa


DIVERSIÓN:
TERROR:
ORIGINALIDAD:
GORE:
  • 3/5

Pieces of Talent

Charlotte vaga por la vida en busca de una oportunidad como actriz, encontrando el rechazo como única recompensa. Harta de lidiar con los babosos de la barra americana donde sirve copas y una madre borracha, conoce a David, un carismático aspirante a director de cine; también un asesino en serie de retorcidos métodos. Dulzura y locura se dan la mano para crear la obra cinematográfica definitiva: la película sobre la vida y la muerte, todo lo que somos.

“Pieces of Talent” generó bastante revuelo entre la crítica especializada allá por su estreno, 2014; una película de horror independiente, de bajo presupuesto y distribuida de forma casera, que se tomaba en serio a sí misma y al espectador, intentando ofrecer algo distinto con una calidad técnica y pasión poco frecuentes dentro de su ámbito. En Almas Oscuras nos impresionó su tráiler y sus imágenes promocionales, todo auguraba un sucio viaje a las entrañas de una Norteamérica enfermiza y ávida de fama, y tan bien pintaba que un servidor se agenció feliz y dicharachero el DVD, con sus correspondientes firmas y demás detalles simpáticos, esos que ensalzan la labor del artesano frente a la manipulación comercial masiva.

Lo mejor: Kristi Ray, la fotografía y el montaje.

Lo peor: Una sobreactuación a la altura de Evilio, y los mismos resultados en el cómputo global, pero sin humor alguno.


Wrecker

Al diablo sobre ruedas le pica la entrepierna

Wrecker

Un par de excelentes amigas como son Emily y Lesley, inician un viaje en coche a través del desierto. Cuando Emily decide abandonar la autopista y coger un atajo por vías secundarias, ambas serán víctimas de un camionero psicóptio que las fuerza a participar en un mortal juego del gato y el ratón.

Dennis Weaver, el recordado y abnegado protagonista de la inmortal El diablo sobre ruedas (Duel, 1971), aquel lejano telefilm dirigido por un imberbe Spielberg y con guión de Richard Matheson que acabaría convirtiéndose en todo un clásico con mayúsculas, es sustituido, para la ocasión, por un par de mozas de muy buen ver que, nuevamente, voverán a ser el objeto de deseo de un camionero que controla una enorme y mortal máquina que lo arrasa todo a su paso. Y supongo —en realidad me apostaría mi colección de muñequitos de Los Masters del Universo— que al igual que ocurría en el clásico de Spielberg, al psicópata que se esconde tras el volante tampoco llegaremos a verle el careto. En realidad me apostaría cualquier cosa a que una inmensa y terrible sensación de déjà vu nos invadirá cuando veamos Wrecker… si es que alguna vez tenemos la ocasión de poder verla.